‘No le tenemos miedo a Uber’: Mensajero Urbanos

Este emprendimiento utiliza el ‘big data’ para predecir la demanda de servicios de logística y transporte, principalmente de mercado empresarial.

Mensajeros Urbanos

Con menores recursos, Mensajeros Urbanos es capaz de manejar casi el mismo volumen de servicios de la competencia.

Archivo particular

Emprendimiento
POR:
juan sebastián rojas
febrero 17 de 2017 - 04:21 p.m.
2017-02-17

A través del análisis de datos (‘big data’) y su respectiva transformación en información útil para el negocio de la logística y el transporte, Mensajeros Urbanos, una empresa fundada por emprendedores colombianos, pisa fuerte en el mercado colombiano y ha logrado expandirse, por medio de sus filiales, a México y Brasil.

Con una lista de más de 5.500 clientes corporativos y más de 6.000 mensajeros aliados, Mensajero Urbanos logra anticipar la demanda y optimizar los tiempos de entrega con más de un 90% de precisión para hacer entregas en períodos no superiores a los 35 minutos en áreas urbanas.

(Lea: Surge Mensajeros Urbanos, sitio web para encomiendas). 

Portafolio.co habló con Santiago Pineda, gerente y director ejecutivo de esta firma, para entender cómo una compañía que inicio como un proyecto universitario hoy logra destacarse en un mercado en donde también operan Uber y Rappi.

¿Cómo nació Mensajeros Urbanos?

Los fundadores y socios actuales de la compañía, Rafael Socarrás y Juan David Vizcaya, se juntaron en 2013 en Startup Weekend, un evento de emprendimiento organizado en la Universidad de los Andes, para hacer el desarrollo de una idea que venían trabajando relacionada con servicios de mensajería ágil. Ambos notaron que existía una necesidad puntual en el mercado: las personas necesitan un servicio que reduzca el tiempo para hacer ciertas diligencias personales y/o empresariales, como también que hagan la diligencia por ellos para economizar tiempo y reducir costos de transporte. Lo anterior obedece a que cada vez las ciudades se vuelven más densas y la movilidad es más compleja. En otras palabras, Mensajeros Urbanos le asegura al cliente la disponibilidad inmediata de un mensajero.

Pero Rappi y Uber ofrecen servicios similares. ¿En qué se diferencian ustedes?

Uno de los factores que nos distingue por encima de la competencia es que nosotros nos hemos acercado de una manera diferente al mercado. A diferencia de nuestros competidores, nosotros realizamos alianzas directamente con diferentes empresas de variados sectores. Es decir, no estamos interesados en que los usuarios ingresen a nuestra plataforma a comprar alimentos u otros productos; nuestro eje central es aliarnos con restaurantes, farmacias, cigarrerías y con todos los canales de ventas que ellos utilizan (páginas web, ‘call center’) para conectarnos con sus problemas logísticos y dar la solución más acertada. Esta estrategia es la que nos diferencia y la que nos ha proporcionado éxito. Y es que nosotros con menores recursos financieros somos capaces de cumplir con nuestra demanda en menor tiempo que nuestra competencia.

La economía colombiana ha venido desacelerándose, llevando a que se reduzca el consumo privado. ¿Cuál es la tasa de crecimiento de Mensajeros Urbanos?

Durante los dos primeros años, 2013 y 2014, los recursos disponibles se enfocaron más a estructurar la parte jurídica y el segmento de producto y desarrollo, lo que derivó en un crecimiento moderado mensual entre 4% y 5%. Desde 2015, empezamos una campaña mucho más agresiva que dinamizó nuestro crecimiento por medio de inversiones externas enfocadas, especialmente, en incrementar el tamaño de la organización, y desde entonces mantenemos una tasa promedio de crecimiento alrededor de 25% mensual.

Muestran un crecimiento que sorprendería a cualquier inversor. ¿Es sostenible teniendo en cuenta que cada día surgen nuevos retos y aparecen dificultades en el mercado?

Uno de los retos que nos hemos planteado es el de innovar todos los días en lo que hacemos, no quedarnos con la tecnología actual sino buscar la manera de evolucionar para poder disminuir los tiempos de entrega. Este es el reto más grande de la compañía si queremos mantener las tasas de crecimiento que registramos en la actualidad o, por qué no, poderlas superar. Otros retos menores, pero igual de relevantes, tienen que ver con temas internos como la gestión del talento humano de la compañía y sostenibilidad de nuestra cultura organizacional.

Para las empresas jóvenes la capacidad de innovar es un reto enorme sin ninguna duda. Uber tiene muchos más recursos que ustedes. ¿Le tienen miedo a Uber?

No. No existen razones para tenerle miedo a la competencia. Por el contrario, tener fuertes competidores nos hace mejorar cada día y volvernos más eficientes en nuestros procesos.

¿Cómo pueden competirle a una empresa gigante y que cuenta con un poderoso músculo financiero?

Nosotros, además de ofrecer un servicio de transporte y logística, hacemos las veces de consultores para nuestros clientes. Lo que quiero decir con esto es que cada vez que un cliente nos visita, lo invitamos a que se siente con nosotros y nos cuente sus necesidades, y construimos con ellos. Es clave entender lo que realmente ellos necesitan, pues solo así podemos ofrecerles los modelos que manejamos para cumplir con las expectativas de los clientes.

Entonces, ¿ustedes ofrecen un traje a la medida?

Exacto. La innovación no es solo utilizar la tecnología para aumentar la eficiencia de un proceso. La capacidad de innovar también depende de entender las necesidades del mercado y resolverlas en los productos y servicios que ofrecemos. Vuelvo a resaltar algo que mencione antes y es que, a diferencia de la competencia, nosotros nos hemos centrado primero en entender el mercado corporativo para resolver de la mejor manera las exigencias del cliente final y ofrecer unos tiempos excepcionales.

¿Cómo están frente a la competencia?

Solo le puedo decir que manejamos casi el mismo volumen de servicios que la competencia teniendo en cuenta que utilizamos una infraestructura muchísimo más pequeña. Esto significa entonces que somos muy eficientes, un hecho que nos tiene contentos y con ganas de seguir creciendo.

¿Planean expandirse a más países en la región?

Colombia es un mercado muy atractivo para nosotros. Sin embargo, estamos explorando oportunidades en Argentina y Perú.

¿Cómo va la alianza con Amazon?

Aunque actualmente trabajamos con ellos por medio de nuestra filial en Brasil, sería muy interesante trabajar con ellos acá en Colombia.

Adelántenos una nueva línea de negocio…

La estrategia de este año está enfocada en seguir creciendo en los segmentos de mensajería corporativa, grandes cadenas de restaurantes y farmacias, y empezar a incursionar en comercio electrónico para hacer entregas en menos de tres horas.

Usted tiene un pasado muy exitoso en el ámbito emprendedor. ¿Qué consejo le daría a quienes tienen en sus planes empezar con un emprendimiento?

Yo creo que el emprendimiento no es para todo el mundo. No se trata únicamente de tener ganas. Hay que leer, informarse y tener la capacidad y disposición de recibir muchos golpes antes de triunfar.

¿Qué libro está entre sus recomendados?

De uno a cero: como inventar el futuro, de Peter Thiel.