Americana de Colchones va en camino a duplicar sus tiendas

El gerente de marca dice que ha resultado apartarse de las promociones que caracterizan al sector.

Americana de Colchones

Armando Caycedo, gerente de marca, Americana de Colchones.

Empresas
POR:
Portafolio
febrero 02 de 2017 - 12:08 p.m.
2017-02-02

En su estrategia de negocios, Americana de Colchones avanza en la meta de doblar tiendas como se lo propuso hace un par de años. A finales del 2017 completará las 60.
A la fecha, tiene 51 locales, de los cuales 44 corresponden a tiendas propias y el resto a franquicias.


Barranquilla, Cúcuta, Santa Marta, son algunas de las ciudades en las que espera crecer.
Adicionalmente, en franquicias estrena presencia en Popayán y Valledupar.

(Lea: Americana de Colchones prepara nuevas tiendas y franquicias). 

“Cumplimos con nuestro presupuesto y al final del 2016 las ventas en las tiendas propias terminaron creciendo un 18 por ciento en un sector complejo”, dice Armando Caycedo, gerente de marca Americana de Colchones.

La reconversión de los puntos ha sido clave en el resultado. Cuenta con un área comercial que supera los 10.000 metros cuadrados y el plan está cubierto en un 70 por ciento.

“Cada vez que se remodela una tienda, la venta se incrementa un 30 por ciento. Algunas perdían dinero y hoy todas ganan. La inversión va como en un millón de dólares”, advirtió el empresario.

La cadena vendió el año pasado 40.500 millones de pesos, en los mismos niveles del 2015. De ese total, el 65 por ciento corresponde a la facturación en tiendas propias y el 7 por ciento a los hoteles que son el canal institucional de la marca. El resto, son ingresos por franquicias, tiendas por departamento y distribuidores.

Para Caycedo, Americana de Colchones ha entendido que sus avances en el mercado no están en participar del ‘cabeza a cabeza’ de sus competidores por las promociones.
“Nosotros no sacamos promociones nunca. El alejarnos de ese negocio y meternos en nuestro nicho nos ha favorecido”, afirma.

De hecho, destaca que el crecimiento de las ventas en unidades el año pasado llegara a 12 por ciento.

“Nos están comprando colchones cada vez más costosos. Hemos logrado vender productos de 2,5 millones de pesos en una marca nacional, cuando el tiquete promedio de las marcas nacionales es de 650.000 a 700.000 pesos.

Con la renovación de su portafolio, el año pasado también logró dar un giro favorable en Falabella, el único cliente del canal de tiendas por departamento que maneja. “Veníamos en un decrecimiento y cerramos con el 27 por ciento de las ventas de la categoría de colchones en esa cadena. Estábamos en 17 por ciento”, explicó.

LAS METAS DE LA MARCA 

Este año, Americana de Colchones se propone crecer 15 por ciento, lo que significa facturar 46.000 millones de pesos.

Cabe recordar que esta empresa es del fondo de capital privado Teka. Lo que hace es comprar empresas con una buena marca, darles estructura y luego entrega un negocio pujante para ponerlo de nuevo al mercado. Caycedo estima que eso puede ocurrir hacia mediados del 2018.