Análisis / Tras un gran negocio, hay una buena historia

La puesta en marcha del TLC con Estados Unidos, que cumple un año de vigencia, ha generado un cambio en la perspectiva de las exportaciones y los negocios de muchas empresas colombianas, que le han apostado a incrementar su producción, ajustar procesos de calidad y diversificar.

Los textiles es un sector que se ha visto beneficiado con la puesta en marcha del TLC con EE. UU.

Archivo Portafolio.co

Los textiles es un sector que se ha visto beneficiado con la puesta en marcha del TLC con EE. UU.

POR:
mayo 09 de 2013 - 10:53 p.m.
2013-05-09

El Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos cumple un año de vigencia y el aumento de las exportaciones no mineras indican que vamos por un buen camino: 775 empresas de 18 departamentos le vendieron por primera vez a ese mercado en donde 44 ciudades adquirieron nuevos productos nacionales.

Este primer aniversario es también la oportunidad para hablar de las empresas que iniciaron, aumentaron, reactivaron o diversificaron sus negocios y hoy forman parte del crecimiento de las exportaciones.

Durante este tiempo, 187 nuevos productos fueron exportados al país del norte, cada uno con un trabajo acucioso y dedicado para responder a las necesidades del mercado y marcar la diferencia con una oferta original, atractiva, competitiva y de calidad.

Y son justamente estas cuatro características las que predominan en los 1.886 artículos que en total salieron de Colombia con destino a Estados Unidos desde mayo de 2012 a febrero de 2013. Los vestidos de baño son un buen ejemplo para hablar de la recuperación que registra el sector textil y el de confección, que creció el 20,2% y el 2,6 %, respectivamente.

Sólo las empresas exportadoras de prendas para la playa vendieron US$ 4,7 millones, 110 % más que entre mayo de 2011 y febrero de 2012.

Una de ellas, bogotana, que ya cautiva a sus clientas con una propuesta llena de color, bordados y accesorios, elevó sus ventas en 30 % después del TLC.

La ropa interior para hombre y mujer también ha aumentado su tránsito por esta autopista del TLC con destino al país del norte, en donde otra de nuestras empresas, antioqueña en este caso, vende calzoncillos para hombres metrosexuales, con diseños y colores tropicales, y con la ventaja del cero arancel. Para su sorpresa, sus clientes principales son damas, quienes han encontrado en su propuesta un producto novedoso para obsequiar a sus parejas y amigos.

Los nuevos negocios

La lista de productos vendidos es larga, novedosa y muy colombiana. En el último año, los hogares estadounidenses consumieron productos locales que por primera vez se vendieron allí, como la pulpa del maracuyá morado (gulupa), el jugo de guanábana y la chirimoya, y hasta compraron lavaderos en acero inoxidable, tres de los 187 nuevos productos que debutaron en ese mercado desde mayo de 2012.

El TLC aumentó el interés por nuestra oferta y la mayor participación de compradores procedentes de este mercado en las actividades de promoción de Proexport en Colombia y en Estados Unidos es un indicador muy positivo de la confianza que se tiene en nuestro país e industria.

Las macrorruedas, por ejemplo, han sido generadoras de nuevos negocios, uno de ellos, el de una empresa cundinamarquesa que desde diciembre de 2012 provee barras de frutas tropicales y deshidratadas como pitahaya, mango, uchuva y banano a los supermercados Whole Foods Market, famosos por comercializar productos nutricionales y orgánicos.

En esta línea de los nuevos negocios después del TLC y sus beneficios, está el buen ejemplo que nos dan seis empresas del departamento del Huila que, tras unirse y adecuar su oferta, ahora venden filetes de tilapia.

Este gremio nació después de la macrorrueda de Nueva York, en junio pasado, y su unión ahora les permite competir y responder a la creciente demanda de estos productos acuícolas y pesqueros en Estados Unidos.

Con un aumento del 25,4 %, las ventas de filetes pasaron de US$ 17 millones a US$ 21,4 millones entre mayo de 2012 y febrero de 2013. Además de tilapia, Colombia también vendió filetes de truchas cultivadas en Boyacá, que llegan cada semana a Georgia, la Florida y Nueva York.

Esta empresa pasó de exportar el 10 % de su producción al 42 % sólo con la entrada en vigencia de este acuerdo comercial. Crecieron y diversificaron

En las afueras de Bogotá, está la fábrica de autopartes que exporta guayas cuatro veces más resistentes que las tradicionales y que en los últimos dos meses pasó de producir 60.000 piezas a 110.000 unidades al mes. Con el Tratado de Libre Comercio buscarán alcanzar las 130.000 para responder no sólo a los clientes de este mercado sino de los otros 11 países.

María Claudia Lacouture

Presidenta de Proexport

Siga bajando para encontrar más contenido