Un año después, la fusión le ha sentado bien a Une-Millicom

En el 2015 la empresa totalizará $ 1 billón de inversión y ha crecido 12% el primer semestre. Según su CEO, Esteban Iriarte, esto hubiera sido imposible sin la jugada que se inició en agosto del 2014.

Esteban Iriarte

Archivo particular

Esteban Iriarte

Empresas
POR:
julio 03 de 2015 - 03:24 a.m.
2015-07-03

En agosto del 2014, con el inicio de la fusión entre Une y Millicom –dueña de la marca Tigo–, estas buscaban convertirse en el segundo oferente en el país de telefonía móvil y servicios de datos, uniendo sus cerca de 9 millones de usuarios y facturaciones por 3,4 billones de pesos.

Un año después, el presidente de Une-Millicom, Esteban Iriarte, resalta los beneficios que ha tenido esta unión, como la ampliación de servicios y productos. De acuerdo con el directivo, este año se llegará a invertir cerca de 1 billón de pesos.

¿Qué resultados concretos hay de la integración?

Desde la integración de productos y servicios, pasando por un plan de inversión muy agresivo que individualmente no hubieran podido hacer.

¿Cuál ha sido el efecto en nuevos clientes, negocios y facturación?

La facturación ha seguido creciendo este año, y en el 2014 la utilidad neta se duplicó. De alrededor de 30.000 millones de pesos pasamos a 77.000. Y creemos que hacia adelante tendremos una cantidad de nuevos productos que vamos a lanzar al mercado, continuando con la innovación, lo que tampoco hubiese sucedido si no nos hubiéramos fusionado.

¿Hacia dónde va la compañía, teniendo en cuenta que el negocio de datos va desplazando al de telefonía móvil?

Los datos son el negocio del futuro y ahí estamos. Hemos hecho una inversión enorme y hoy proveemos servicios como redes de 4G, en lo que fuimos pioneros en Colombia. Operamos dos redes de 4G en distintos espectros.

Sentimos que tenemos una ventaja competitiva, pero más allá de la red misma, lo más importante es lo que le damos al cliente.

¿Qué tan lejos están de ofrecer el ‘internet de las cosas’?

Estamos en etapa embrionaria. Con varios clientes, atendemos cajeros automáticos y damos servicios a taxis. Lo que vamos a ver en los próximos años es una explosión en esas áreas.

Al iniciar la fusión se presentaron como el segundo jugador en telecomunicaciones. ¿Qué tan cerca están hoy del primero?

Ya somos el número 2 en términos de facturación, y la compañía más grande de Colombia.

Todavía el país es un mercado que necesita más competencia, una mejor distribución de los operadores, pero la fusión ha sido muy importante para completar ese objetivo.

¿Qué nuevas metas tienen?

Crecer nuestras redes, mejorar las tecnologías; seguir apostándole al consumidor trayendo innovación al país; siendo desafiantes, teniendo una capacidad única para resolver los problemas que se le van planteando a nuestro consumidor, y estar muy cerca del que llamamos ‘estilo de vida digital’.

¿Cómo les ha ido este año?

Ha sido un año desafiante por todas las condiciones macroeconómicas, pero todavía sentimos que hay mucho espacio para crecer. Es un año positivo y seguimos en la senda del crecimiento.

¿Cuánto han crecido?

De acuerdo con los últimos datos que hemos liberado al mercado, en las distintas líneas de negocio móvil, el crecimiento está cercano al 20%, en el negocio fijo está entre el 7 y 8 % y ese es un promedio que da alrededor del 12% para la compañía en el primer cuatrimestre.

¿Es un dato satisfactorio?

Estamos cumpliendo por encima del plan, no solo en números, sino desde lo cualitativo, de cómo se sienten nuestros empleados. Son seis compañías que estamos fusionando, una cantidad de gente muy importante, y el proceso ha ido avanzando sin mayores conflictos.

¿Qué elementos han jugado para crecer?

Creo que ha habido un plan muy ordenado. Además, los accionistas saben hacia dónde quieren llevar la empresa y eso facilita mucho la administración. Y el tercer punto es la capacidad de la gente de absorber el cambio, tanto el cliente interno como el consumidor.

¿Qué va y qué falta del plan de fusión?

Es un plan a cinco años. Faltan muchas cosas por ejecutar, desde un mayor desarrollo de la infraestructura, crecimiento de las redes, mejores plataformas tecnológicas puertas adentro de la compañía, e integración de productos hacia afuera.

¿Qué inversiones tienen previstas?

Este año fácilmente serán 400 millones de dólares, o sea alrededor de 1 billón de pesos. A largo plazo no lo puedo decir por ser esta una compañía pública.

¿Qué lo diferencia de sus competidores?

Tratamos de proponerles a nuestros consumidores cosas que no pueden nuestros competidores, y esto ha sido la música, al convertirnos en el principal distribuidor de música; tener las redes más amplias en términos de calidad de datos, preparando a nuestros clientes hacia el futuro y trayendo equipos que puedan ser adecuados a cada poder adquisitivo.

ADAPTACIÓN A CLÁUSULAS Y PORTABILIDAD

Une-Millicom, como todas las empresas de telecomunicaciones, se ha tenido que adaptar a la eliminación de las cláusulas de permanencia de los clientes, que cumplió un año. Esto, según Iriarte, ha sido todo un desafío que ha enfrentado integrando más datos y voz, con más variedad de planes y afianzando la relación con el consumidor. Asegura que no han perdido clientes por esta causa, como tampoco por la ‘portabilidad’ que permite que un cliente se vaya con su número de teléfono a otro operador.

neslop@eltiempo.com