Aplicaciones para taxis se disputan transporte empresarial

Se prevé que en el 2014 empezarán a facturar a fondo. Ya las principales oferentes están en pruebas con clientes corporativos.

Tappsi, una de las aplicaciones disponibles para pedir taxi.

Archivo particular

Tappsi, una de las aplicaciones disponibles para pedir taxi.

POR:
diciembre 17 de 2013 - 01:51 a.m.
2013-12-17

Después de poco más de un año consolidando su presencia entre la llamada mancha amarilla del país, las empresas que manejan aplicaciones para solicitar servicio de taxis desde celulares y computadores saldrán al ruedo por una buena tajada de un mercado multimillonario.

Se calcula que en el país hay cerca de 200 mil taxis y se paga en carreras 2,4 billones de pesos, de acuerdo con estudios de mercadeo que han elaborado las mismas empresas. Solo en Bogotá las cifras alcanzan los 5 o 6 millones de dólares diarios, que equivalen a más de 10.000 millones de pesos.

Un porcentaje de esta torta es el que aspiran a captar los desarrolladores de tecnología cuyo fin es acercar a la clientela del transporte público individual.

Las tres principales –Tappsi, Easy Taxi y Smart Taxi– se han concentrado hasta ahora en tener a más conductores y potenciales usuarios conectados, pero el 2014 será el año de empezar a facturar a fondo.

El punto de partida será llegarles a las compañías que tienen que movilizar a diario su personal en las ciudades, y la promesa es que, a punta de tecnología, les darán un servicio más oportuno con tarifas menores que las de los operadores que funcionan con radioperador. Así las cosas, el sistema de vales en papel tendría sus días contados.

Juan Salcedo, fundador y actual jefe de producto y de tecnología de Tappsi, asegura que así se acabará con ineficiencias y abusos por parte de algunos empleados, pues la sistematización le permite al empresario controlar que los recorridos sí sean los autorizados y en los horarios establecidos.

“Esto le va a ayudar a no tener desvío de recursos”, anotó Salcedo. Y el mismo planteamiento hacen sus otros dos competidores más cercanos, que también están poniendo su software a punto, y pronto empezarán pruebas piloto.

La otra fuente eventual de ingresos será el cobro a los taxistas, que también se vislumbra para los albores del nuevo año. De hecho, Easy Taxi ya les ha cobrado 600 pesos por carrera. “Ellos lo han recibido de buena voluntad, porque se ven compensados con más trabajo”, anotó el gerente de la firma, Sebastián Salazar.

Y en el rápido crecimiento que ha experimentado este mercado, algunas también contemplan explotar las posibilidades publicitarias de sus plataformas y hasta de hacerle un cobro al usuario por ofrecerle más seguridad y rapidez como plus diferencial.

“El tema acá es quién lo hace mejor y quién tiene mejor relación con el gremio y con los usuarios. Ahí están los frentes para poner los esfuerzos”, anota Juan Roldán, cabeza de Smart Taxi.

De ahí que hasta ahora todos los oferentes se hayan concentrado en campañas de ‘reclutamiento’ de conductores y en afinar el área de servicio al público.

Easy Taxi asegura tener 20.000 taxistas enlazados y más de 151.000 usuarios; Tappsi, dice que posee 15.000 taxistas que a su vez mueven 800.000 servicios mensuales, y Smart Taxi afirma tener en sus cuentas 5.000 taxistas y 16.000 usuarios; sin embargo, las cifras son materia de controversia.

Néstor A. López L.

Redacción Portafolio

Siga bajando para encontrar más contenido