Café de Colombia se vende mezclado por baja producción

Colombia cosecharía 14 millones de sacos en el 2014 y 18 millones en el 2018.

POR:
diciembre 01 de 2011 - 04:55 a.m.
2011-12-01

 

El efecto del invierno y, sobre todo, el 21 por ciento de los cafetales sin producir por estar en renovación hicieron que la agroindustria mundial se haya acomodado para ofrecer menos café suave colombiano.

Para este año se estima que la producción será de 8,2 millones de sacos de 60 kilos, con lo que se mantendrán por segundo año consecutivo las cifras en el mínimo.

Ayer, en el arranque del Congreso Cafetero, se ratificó que en el 2012 entrarán otras 100.000 hectáreas a su fase de renovación (no producirán grano) y se sumarán a las 200.000 con las que cierra el 2011 y que también están fuera de producción.

Así, la economía cafetera colombiana se sostendrá el año entrante con el 68 por ciento del área, es decir, algo más de 600.000 hectáreas, de un total de 914.000 sembradas hoy en 20 departamentos del país.

“En estos tres años de menor oferta de café, la participación del suave colombiano en las mezclas ha bajado y hoy está entre el 10 y el 40 por ciento”, dijo Germán Meneses, jefe de compras de la tostadora Brooklyn Roasting Co., con sede en Nueva York.

El especialista destacó que el grano colombiano se ha convertido en parte de las mezclas de los cafés que se venden al consumidor.

“Así se justifica el argumento de que el café que se consume ‘tiene algo’ de Colombia; pero la gran mayoría es una mezcla”, dijo.

Resaltó que la marca Café de Colombia se “vende muy bien”, pese a la escasez.

También reconoció la evolución del café especializado (orgánico), ha puesto a Colombia en un nivel de competencia muy alto. “La tecnología y la imagen que creó la Federación son un legado.

Y sí, para nuestra fortuna, hay café ciento por ciento colombiano en el mercado”, concluyó Germán Meneses.

Ahora, el parte de tranquilidad a los tostadores, al mercado mundial y al país lo dio el propio presidente, Juan Manuel Santos, durante la instalación del congreso cafetero, al mantener la previsión de una cosecha de 14 millones de sacos para el 2014 y de 18 millones para el 2018.

Para alcanzar este propósito, el gerente del gremio cafetero, Luis Genaro Muñoz, destacó las 200.000 hectáreas que han sido renovadas y que en unos tres años comenzarán a producir un 17 por ciento más que las variedades tradicionales (caturras).

Además, otro aporte a la producción se completará al cumplirse la meta trazada de 200.000 nuevas hectáreas cafeteras, de las cuales en los dos últimos años se han sembrado 30.000.

Así, en pocos años, Colombia tendrá 1’114.000 hectáreas con cafés resistentes al ataque de la roya y con mayor producción y productividad.

GOBIERNO PLANTEA AJUSTAR APORTES

El presidente Santos y el ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, plantearon la posibilidad de ajustar la ‘contribución cafetera’ para fortalecer los programas de apoyo a la caficultura. Esta equivale a seis centavos de dólar por cada libra exportada.

 

Juan Carlos Domínguez

Redacción de Economía y Negocios

Siga bajando para encontrar más contenido