Al fin se ‘casan’ Toyota y Distoyota

El objetivo de la unión será seguir creciendo en ventas de la marca, que durante el 2013 llegaron a las 14.000 unidades.

Toyota Motor Corporation– y la criolla Distoyota unirán la importación y distribución exclusiva de la empresa nipona.

Archivo Portafolio.co

Toyota Motor Corporation– y la criolla Distoyota unirán la importación y distribución exclusiva de la empresa nipona.

POR:
febrero 02 de 2014 - 07:53 p.m.
2014-02-02

Tras unos dos años en los que se negaron conversaciones para un ‘matrimonio’ definitivo y solo se habló de fortalecer las relaciones comerciales y ampliar la presencia de la marca japonesa en el mercado nacional, ahora Toyota de Colombia (TDC) –subsidiaria de Toyota Motor Corporation– y la criolla Distoyota unirán la importación y distribución exclusiva de la empresa nipona. Se conoció que los socios de TDC y Distoyota y las sociedades en las que estos participen crearán otra compañía que unificará la distribución exclusiva en el país de los carros y repuestos nuevos de la afamada marca. Actualmente, las dos firmas importan y colocan en Colombia carros adquiridos a distintas plantas de Toyota Motor Corporation en el mundo. Aunque faltan por surtir los trámites legales, el acuerdo vería la luz hacia el segundo semestre del año. Con 13.917 vehículos matriculados en el 2013 ante el Registro Único Nacional de Tránsito (Runt), Toyota se ubicó en el séptimo puesto de las marcas de carros más vendidas en el mercado doméstico, con 4,7 por ciento, y mientras que Toyota de Colombia matriculó 7.101 unidades, Distoyota puso a rodar 6.816. TDC cuenta además con una red de 28 concesionarios y Distoyota con 23 en el país. Según Mauricio Romero, periodista del sector automotor, con esta ‘movida’ se dan por terminados los rumores de fusión que por años rondaron los pasillos de la industria, cada vez es más competida, si se tiene en cuenta cómo la compañía líder del mercado (GM Colmotores-Chevrolet) ha cedido gran parte de su participación ante la entrada de competidores de otro países y la fuerte presión de más de 60 marcas, una situación jamás vista en la historia automotriz colombiana.

LA HISTORIA

Los primeros carros Toyota llegaron a Colombia en 1959, cinco años después de que Yukio Tanaka, un ejecutivo de la casa asiática, llegó a Bogotá a extender las exportaciones que había iniciado la empresa japonesa en Pakistán.
Los primeros camperos Toyota Land Cruiser entraron a Colombia en 1967 y se creó el concesionario
Distribuidora Toyota de Colombia Ltda., empresa que en 1970 cambió su nombre por el de Distribuidora Toyota Ltda. para importar, representar y distribuir los vehículos y los montacargas.
Sin embargo, por tratarse de importados, no se encontraban al alcance de la mayoría de bolsillos y en 1987 el Gobierno autorizó a los tres ensambladores (Colmotores, CCA y Sofasa) para fabricar camperos, pero los Toyota siempre mantuvieron una reputación de vehículos finos, confiables y resistentes.
Luego, en 1989, TMC compró el 23 por ciento de las acciones de Sofasa y Mitsui, una ‘holding’ financiera de la japonesa y otro 7,5 por ciento de la empresa, lo cual condujo a que en 1992 se realizara el lanzamiento de los primeros Toyota ensamblados en Colombia, específicamente del modelo Land Cruiser y un año más tarde, las camionetas Hilux.

Rolloz@portafolio.co

Siga bajando para encontrar más contenido