CCS advierte riesgos en la implosión de edificio Space

Este martes, cuatro torres del edificio serán demolidas. El Consejo Colombiano de Seguridad (CCS) dio a conocer algunas recomendaciones con el fin de evitar una tragedia y contrarrestar el impacto que puede tener la implosión en la salud de la comunidad.

El 18 de febrero pasado, se demolió la torre 5.

Archivo EL TIEMPO

El 18 de febrero pasado, se demolió la torre 5.

Empresas
POR:
septiembre 22 de 2014 - 10:43 p.m.
2014-09-22

Un minuto. Ese es el tiempo que tienen programado las autoridades para realizar la implosión de cuatro torres del edificio Space, en Medellín, que aún están en pie.

Sin embargo, la gran nube de polvo que dejará la demolición tardará al menos 10 minutos en dispersarse y por tal razón, el Consejo Colombiano de Seguridad envió algunas recomendaciones para que las personas que vivan en los alrededores de la edificación usen protección respiratoria adecuada y limpien los residuos, en los días siguientes, únicamente con paños humedecidos.

Según la CCS, “las demoliciones, implosiones y explosiones, son una fuente de propagación de partículas, que implica un alto riesgo para la salud de la gente”.

Aunque se espera que la nube de polvo de partículas más pesadas y grandes, se asiente durante los siguientes 10 minutos después de la implosión, las partículas livianas quedarán suspendidas por lo menos durante los tres días posteriores.

Otra de las recomendaciones que dio a conocer el Consejo Colombiano de Seguridad, es seguir las indicaciones de las autoridades y expertos frente a la evacuación del perímetro de la edificación, de acuerdo a los anillos de seguridad previstos, a distancias acordes a las dimensiones de la estructura.

Se debe despejar un área de 100 metros a la redonda del sitio a demoler.

Además, si tiene mascotas es recomendable apartarlas de la zona aledaña, teniendo en cuenta que son muy sensibles a las ondas.

Se recomienda también dejar las ventanas y puertas cerradas. Mantener la tranquilidad entre los vecinos ante la onda explosiva.

En la zona fue restringido el paso de vehículos desde las 8:00 de la mañana. La movilidad será reanudada una hora después de la implosión.

RIESGOS Y MEDIDAS DE PREVENCIÓN 

Dentro de los riesgos de mayor relevancia que han contemplado las autoridades están el contacto con la energía eléctrica; la inhalación de polvo; el ruido; los golpes con escombros, objetos o máquinas y explosiones por gas.

Entre estos, el mayor peligro proviene de los escombros que pueden causar daños a los espectadores.

No obstante, aún más peligroso es el fracaso parcial de un intento de implosión cuando un edificio no se derrumba por completo y la estructura puede ser inestable.

IMPLOSIONES EN COLOMBIA 

La alta tecnología desarrollada en la industria de los explosivos en los últimos años, permite aplicar este sistema en zonas urbanas y dentro de instalaciones industriales, con un buen grado de confiabilidad, proporcionando que sea un método rápido, seguro, que no afecta construcciones aledañas, silencioso, minimizando las vibraciones y la contaminación.

En Colombia ya se ha aplicado este tipo de procedimientos. En Armenia se realizó con la antigua Galería, el bloque antiguo de la Universidad del Quindío y el antiguo comando de policía, entre otros.

En el Valle, en 2009, se demolió el Colegio Villegas. En 2010 se hizo implosión en una edificación antigua que permitió las obras de un nuevo parque. Hubo otra más reciente que se realizó en el Edificio Bolívar, en julio de 2013.

En Bogotá, según lo señalado por la Dirección del Fondo de Prevención y Atención de Emergencias y la Sociedad Colombiana de Ingenieros, se realizó la primera implosión en el año 2011 con el fin de demoler el edificio Fernando Sor, en la calle 26 con 37, para seguir con el curso de las obras de adecuación para la fase III de Transmilenio.

Los procedimientos realizados en el país han resultado exitosos y seguros. Sin embargo, no se deben desconocer las medidas de protección.

En Colombia ya no se utiliza dinamita para este procedimiento.