Colombia, con menos metros de espacio público por habitante

Constructores de proyectos de vivienda social, que son de poca área, deben compensar la situación.

POR:
mayo 11 de 2011 - 11:16 p.m.
2011-05-11

 

“Actualmente, la disponibilidad de espacio público construido en el país es inferior a 4 metros cuadrados por persona, lo que lo ubica lejos de los estándares internacionales, que según la Organización Mundial de la Salud es de, mínimo, 15 metros cuadrados”, asegura William H. Alfonso, profesor del programa Gestión y Desarrollo Urbano de la Universidad del Rosario, quien resalta el caso de Bogotá.

“En los próximos diez años, la ciudad tendrá 1’800.000 nuevos habitantes, situación que impone un reto en la reducción del déficit de espacio público y en la planeación, la generación y la construcción de grandes obras de infraestructura y equipamiento”, advierte Alfonso.

“En la capital, los más afortunados, por así decirlo, son los habitantes de Usaquén y Suba, quienes gracias al diseño de los planes parciales nuevos cuentan hasta con 9 metros cuadrados de espacio público, cada uno.  “Los más afectados son los del centro, pues en sectores como La Candelaria el promedio es de 1,3 metros cuadrados”, dijo el investigador.

A esto hay que sumarle que en Colombia más de 60 por ciento de las ciudades son construidas de manera informal, sin planeación ni ordenamiento, lo que genera, además, un gran déficit de parques y zonas verdes con el agravante de que las Viviendas de Interés Social (VIS) son de apenas 37 metros cuadrados por familia.

Para el arquitecto Ricardo Ramírez, la necesidad de incrementar el espacio público para contrarrestar las consecuencias de contar con poca área construida en la vivienda es una prioridad en el país. “Sin embargo, estas acciones no deben ser únicamente en los proyectos de vivienda nueva. También deben adoptarse acciones para las áreas construidas informalmente y mejorar la calidad habitacional en los barrios afectados”, señala el arquitecto. Esto incluye la legalización de títulos de propiedad, la legalización urbanística y el mejoramiento de la cobertura de los servicios públicos y los equipamientos y vías, entre otros.

La presidenta de la firma Unifianza, Clemencia Parra, recuerda que para el caso de Bogotá la Alcaldía Mayor expidió el Decreto 215 del 2005, por el cual se adoptó el Plan Maestro de Espacio Público para un periodo de ejecución hasta el 2019.  “Sin embargo, la dinámica de la ciudad hace que algunos de sus puntos deban revisarse y complementarse periódicamente para adecuarse a la realidad física, social, económica y de planeación”, concluye Parra.

‘El déficit es culpa de la falta   de planeación’: Lonja de Bogotá 

Amparo Araújo, presidenta de la Lonja de Propiedad Raíz de Bogotá, considera que no se les puede cobrar a los desarrollos actuales el déficit que dejó una mala planeación anterior.

“Esto lo único que logra es que cualquier proyecto inmobiliario sea inviable, sobre todo de viviendas de interés social y prioritaria, donde está la mayor demanda”, asegura. “De cualquier forma, hay que tener claro que el espacio público es el único lugar en donde se ejerce la ciudadanía y donde los habitantes interactúan y se movilizan”, concluye William H. Alfonso, de la Universidad del Rosario, que realizará un evento sobre el tema. Las inscripciones se vencen hoy. Más información: (571) 4225321.

Siga bajando para encontrar más contenido