Superindustria confirma sanción a empresas y directivos en el caso del cartel de los pañales

Tecnoquímicas, Familia y Kimberly, además de 16 funcionarios de estas compañías, recibieron duras sanciones por manipulación de precios. 

Los pañales desechables representan el 30 por ciento de los residuos no biodegradables.
POR:
Portafolio
diciembre 20 de 2016 - 12:15 p.m.
2016-12-20

La Superintendencia de Industria y Comercio confirmó este martes las sanciones contra tres empresas y 16 altos funcionarios de estas compañías por cartelización empresarial en pañales desechables a bebés.

(Lea: Así quedaron las sanciones a empresas y funcionarios implicados en el cartel de los pañales). 

Se trata de Tecnoquímicas, Familia y Kimberly, que habían sido sancionadas por haber incurrido durante más de una década (2001-2012) en una conducta concertada, continuada y coordinada para fijar artificialmente el precio de los pañales desechables para bebé en el mercado colombiano.

Los 16 altos directivos de estas empresas, a quienes se les comprobó su participación en el 'cartel' también fueron sancionados por haber colaborado, facilitado, autorizado, ejecutado o tolerado esta conducta, que va en contravía del régimen de la libre competencia económica.

Las sanciones impuestas a estas tres compañías y a los funcionarios y exfuncionarios de las mismas ascienden a una suma global superior a los $ 208 mil millones de pesos.

Según la SIC, las multas impuestas a las empresas no superan el 8 % de su patrimonio ni el 7 % por ciento de sus ingresos operacionales anuales para no afectar así su estabilidad.

Así mismo, la Superintendencia archivó la investigación contra Tecnosur por haberse comprobado que dicha empresa es únicamente fabricante de pañales y no participa en la comercialización y mercadeo de los pañales. También se decidió archivar la investigación a favor de Drypers, que aunque admitió su participación en el cartel, lo abandonó en el 2006 y actualmente se encuentra caducada la facultad sancionatoria del Estado.

Por estos hechos habían sido exonerados 25 funcionarios de las empresas, unos por caducidad y otros por haberse probado que no participaron en el cartel empresarial.

La investigación adelantada por la Superintendencia se inició a finales del año 2013 y contó con la colaboración de Kimberly como primera empresa delatora, a la que le siguió Familia.

Siga bajando para encontrar más contenido