Contraloría asegura que contabilidad de Reficar fue maquillada

El ente de control encontró que la refinería aumentó su utilidad haciendo un ajuste contable de reversión del deterioro de años anteriores.

Contraloría abrió proceso de responsabilidad fiscal contra miembros de juntas directivas de Ecopetrol y Reficar

Contraloría abrió proceso de responsabilidad fiscal contra miembros de juntas directivas de Ecopetrol y Reficar.

ARCHIVO

POR:
Portafolio
abril 09 de 2018 - 08:40 a.m.
2018-04-09

La Refinería de Cartagena habría maquillado sus informes contables para mostrar utilidades, cuando la realidad podría ser diferente.

Así lo afirmó la Contraloría, quien puso su atención en la utilidad neta reportada por la refinería de 48.000 millones de pesos en el 2017 y, al analizar las cifras, encontró que la compañía aumentó su utilidad gracias a que hizo un ajuste contable de reversión del deterioro de años anteriores.

(Lea: En 2017, ventas de Reficar crecieron 41%)

Según el organismo, aunque esa operación contable está permitida por las normas internacionales de contabilidad, termina por mostrar ganancias cuando la realidad podría ser diferente.

"El cálculo del deterioro es una estimación contable que se utiliza para ajustar el valor en libros de los activos de una compañía a su importe recuperable. En el caso de Reficar, la empresa calculó el deterioro mediante la metodología de flujos de caja libre descontados", dijo la Contraloría.

(Lea: Reficar, el complejo del que nunca se ha dejado de hablar

De acuerdo con el ente de control, al eliminar estos ajustes lo que en realidad se encuentra es que Reficar tuvo pérdidas operacionales de 784.569 millones de pesos y una pérdida neta del periodo de 1.4 billones de pesos. Esa cifra es menor a la del 2016, cuando la pérdida fue de 2.4 billones de pesos.

La Contraloría asegura que el incremento en las utilidades reportadas por la Refinería se debe a que también están haciendo estimaciones en las que se espera que en el futuro genere "mejores ingresos a menores costos y poco tiene que ver con la situación actual de la misma".

(Lea: Reficar está impactando significativamente el PIB manufacturero del país

El órgano de control fiscal asegura que en el estado de resultados real Reficar reporta una pérdida en el 2017 de $52.838 millones de pesos, "debido a que el costo de ventas sigue siendo mayor que los ingresos operacionales".

Eso significa que, según la Contraloría, a Reficar "le sale más caro producir que lo que obtiene por sus ventas".

La evaluación del organismo de control fiscal dice que Ecopetrol le lanzó un salvavidas a Reficar al asumir su deuda y al respaldar a la refinería ante sus deudas con bancos internacionales, pero en realidad "la viabilidad del proyecto de modernización de la Refinería de Cartagena y sus resultados actuales continúan en entredicho".

El organismo afirma que para diciembre del año pasado esa deuda tenía un saldo de 2.596 millones de dólares. "Esto quiere decir que la carga financiera de capital e intereses de la deuda fue asumida por Ecopetrol a partir de diciembre 2017".

Ese cambio de responsable beneficia a Reficar, "ya que Ecopetrol no solo asumió la deuda, sino que Reficar emitió acciones a Ecopetrol como contraprestación. En consecuencia, el pasivo desapareció del balance de Reficar y se trasladó a su patrimonio", dice el informe.

Finalmente la Contraloría cuestionó la viabilidad de Reficar y señaló que el país debe cuestionarse hasta cuándo Ecopetrol debe seguir rescatándola. "En la estructuración inicial de la refinería se suponía que ésta iba a ser autosostenible y produciría utilidades para el país y no sería una carga para Ecopetrol y el país, como está pasando actualmente", afirmó.

LA RESPUESTA DE ECOPETROL 

Frente a este informe de la Contraloría general, el presidente de Ecopetrol, Felipe Bayón, había dado explicaciones ligadas a ese hecho en una entrevista con el diario El Tiempo.

Según el líder de la petrolera, "lo que hicimos fue quedarnos con la deuda. Pero lo más importante es que hicimos una optimización operativa, en costos y mantenimiento. Parte del resultado es una devolución de los castigos contables, pero hay un buen desempeño".

Dentro de sus explicaciones, Bayón también agregó que "en diciembre terminamos la prueba global de desempeño, con la refinería 60 días continuos al 96 por ciento de capacidad. Y en la mitad de la prueba tuvimos una apagada total de la refinería y la arrancamos en día y medio".

Expresó que "subió el margen de refinación, de 10,3 dólares por barril a 12,5 dólares y dio utilidad, de 48.000 millones de pesos".

Siga bajando para encontrar más contenido