Declaran muerte comercial a tres cabezas de InterBolsa

La Superintendencia de Socidades les ratificó la sanción a tres cabezas del consorcio. La inhabilidad es por 10 años para ejercer el comercio.

Interbolsa

Archivo

Interbolsa

Empresas
POR:
diciembre 01 de 2014 - 02:59 p.m.
2014-12-01

Trascendental notificación expidió este lunes la Superintendencia de Sociedades tras ratificar la sanción y muerte comercial a tres de las cabezas de Interbolsa, al prohibirles participar del comercio por un periodo de diez años, como consecuencia de su participación en el desfalco de InterBolsa.

La entidad les ratificó a Juan Carlos Ortiz Zárrate, Rodrigo Jaramillo y Ruth Estella Upegui las medidas que les impiden participar de actividades comerciales como la constitución de sociedades comerciales.

La Superintendencia de Sociedades estableció que los sancionados utilizaron la sociedad InterBolsa S.A. con el propósito de defraudar a sus acreedores, causando una crisis de liquidez en el grupo empresarial que se evidencia, entre otros, en actividades como el otorgamiento de cupos de crédito excesivos al Grupo Corridori para la adquisición y posible manipulación de acciones de la especie Fabricato.

Adicionalmente la Superintendencia de Sociedades advierte que hubo una disminución de los bienes de la sociedad y actos simulados, como la triangulación de dinero realizada a través de la Clínica La Candelaria.

Los anteriores hechos tienen como elemento de agravación que los sancionados aprovecharon su prestigio y reconocimiento para invitar a sus clientes a realizar inversiones de portafolio, sin advertirles sobre la situación real del conglomerado. Estos actos conllevaron a aumento significativo de inversionistas defraudados en su buena fe, factor que se tiene en cuenta para imponer la sanción.
La decisión de la Superintendencia de Sociedades se sustentó en un nutrido acervo probatorio, que incluye el informe de auditoría forense presentado por la firma KPMG en donde se hace un minucioso análisis sobre los actos defraudatorios cometidos en el grupo InterBolsa y sus estrechos vínculos con firmas relacionadas con el “Grupo Corridori”, en particular Invertácticas S.A.S.

En el caso del señor Corridori, el auto de la Superintendencia de Sociedades, advierte que éste utilizó la empresa como una fachada para cometer ilícitos que afectaron gravemente al mercado de valores, particularmente la imputada manipulación de acciones de la especie Fabricato.
Durante el período de inhabilidad para ejercer el comercio los sancionados no podrán:

Adquirir bienes a título oneroso con destino a enajenarlos, arrendarlos o subarrendarlos.

Recibir dinero para darlo en préstamo.

Intervenir como asociado en la constitución de sociedades comerciales.

Girar, otorgar, aceptar, garantizar o negociar títulos-valores.

Realizar operaciones bancarias, de bolsas, o de martillos.

Realizar corretaje ni representar firmas nacionales o extranjeras.

Constituir empresas de seguros, transporte de personas o de carga, manufactureras, de depósito, editoriales, de construcciones ni promotoras de negocios.

Ortiz Zárrate fue inhabilitado para ejercer el comercio por 10 años en calidad de accionista directo e indirecto, dentro del proceso de InterBolsa. La misma sanción fue sentenciada a Jaramillo Correa, en calidad de representante legal y accionista, mientras que Ruth Estella Upegui, en calidad de representante legal de Interbolsa fue sancionada por dos años.