Drummond se defiende y le exige a PAX que se retracte de sus acusaciones

La empresa asegura que no ha violado derechos humanos en Colombia ni ha sido victimario durante el conflicto armado, como lo asegura la ONG.

Esta es la entrada de la carta que Drummond le dirigió al director de PAX.

Esta es la entrada de la carta que Drummond le dirigió al director de PAX.

Archivo particular

Empresas
POR:
Portafolio
mayo 26 de 2016 - 07:58 p.m.
2016-05-26

Este jueves, Drummond salió a defenderse de las acusaciones de la ONG PAX quienes, según la compañía, los han señalado de violar derechos humanos en Colombia y de ser parte activa del conflicto interno armado que padece el país desde hace más de 50 años.

La firma asegura que la ONG dirigió una carta en marzo a sus clientes en Europa pidiéndoles que no realicen negocios con la empresa. Además, Drummond acusa a PAX de haber usado falsos testigos para la elaboración de su documento ‘El Lado Oscuro del Carbón’, en el cual incluye los señalamientos contra la firma.

“Cuando ustedes estaban realizando el trabajo de campo, nosotros les informamos que estaban utilizando falsos testigos. Desafortunadamente, usted ignoró esta información (…) dicho reporte está lleno de falsas afirmaciones e imprecisiones. Esto puede ser corroborado con las múltiples decisiones judiciales en favor de la compañía tanto en Colombia como en Estados Unidos. Quisiéramos hacer un llamado por el respeto a la rama judicial de estos dos países soberanos”, agrega la compañía en su carta dirigida al director general de la ONG, Jan Gruiters.

La empresa también afirma que, en los casos en su contra, se han sobornado testigos para que den declaraciones falsas.

Drummond le exige a PAX que se retracte y retire sus acusaciones ante las compañías a las que les ha pedido anulen toda relación con la firma.

Además de manifestarse a favor del proceso de paz, la compañía le enlistó a PAX en su carta los beneficios que la firma le ha traído al país, entre los que apunta “mejorar la calidad de vida de las comunidades en nuestra área de influencia”, ayudar a “mejorar la infraestructura en colegios, hospitales, clínicas y vías” y trabajar “con autoridades locales para entrenarlos y ayudarles a formular planes de desarrollo que beneficien, en lo posible, a todos los habitantes de la región”.

Drummond también asegura estar llevando a cabo programas de gestión y compensación ambiental, y agrícolas, además de participar en estudios sobre el impacto de la minería en el país.

“Siempre hemos trabajado con el que ha querido trabajar de forma constructiva, hombro a hombro, para que tanto la compañía como las comunidades vecinas puedan prosperar y vivir en paz”, puntualiza la empresa en un comunicado.