El caso Hyundai ya hace ruido en el exterior

La demora en dictar sentencia ha generado el interés del gobierno de Corea del Sur. En el país, ya intervino la Procuraduría y el Tribunal de Bogotá.

Hyundai ocupaba hasta agosto el quinto lugar en ventas, en el mercado local.

Archivo particular

Empresas
POR:
Portafolio
septiembre 18 de 2016 - 08:21 p.m.
2016-09-18

El lío judicial entre Hyundai Colombia Automotriz (del empresario Carlos Mattos) y la firma coreana Hyundai Motor Company empieza a generar ruidos internacionales sobre la seriedad del país en el cumplimiento de los acuerdos comerciales, pues al parecer no se habrían respetado los cauces pactados para dirimir diferencia entre las dos empresas (Lea también: Otro capítulo de la novela: Corte Suprema le da ahora la razón a Hyundai Colombia).

Pero, además, el asunto se volvió tan complejo que un grupo de congresistas de Corea del Sur visitó Colombia para tratar de entender cómo un asunto de tribunal de arbitramento llega a un juzgado civil y allí se convierte en un trámite tan lento que hasta el día de hoy no tiene decisión, pero sí se tomaron medidas que involucraron a terceras empresas que no hacen parte del proceso, y que han visto afectadas sus operaciones y sus relaciones comerciales (Vea además: Juez prohíbe a Neocorp comercializar los automotores de Hyundai).

Los representantes del legislativo coreano recordaron que el acuerdo fue suscrito entre los dos países y cumplió con la refrendación del Congreso de la República, la Corte Constitucional y el Presidente, por lo cual el país es el que estaría incumpliendo sus
acuerdos.


Hyundai Colombia Automotriz demandó ante el juzgado Sexto Civil a la firma asiática por la terminación del contrato de representación y pidió medidas cautelares que obligan a que solo la empresa de Mattos pueda comercializar la marca. Esto, pese a que la coreana decidió que cambiaba de representante en Colombia.

Hasta ahora, los terceros son los únicos afectados, pues los concesionarios no pueden vender y el nuevo representante, Neocorp S.A., tiene millones de dólares en vehículos que permanecen congelados en zona franca, hasta que concluya el proceso, por orden del juez (Mattos tilda de desordenada a la casa matriz de Hyundai).

La tensión llegó al punto de que otras autoridades le han pedido, sin éxito, al Juez Sexto que falle el proceso, entre ellas el Tribunal Superior de Bogotá y la Procuraduría General de la Nación.

Lo que las otras autoridades le están solicitando es que resuelva el asunto, y la Procuraduría le increpa es que les dé el mismo trato a los demandantes y a los demandados, pues solicitudes de los segundos no han sido resueltas, mientras que las de Mattos sí han sido respondidas.

Portafolio contactó al juez Sexto, Reinaldo Huertas, para preguntarle sobre ese pleito y manifestó que se pronunciaría en la sentencia y que no podía responder preguntas.

Ante el cauce que tomó la culminación del contrato entre las dos compañías, este diario consultó a la ministra de Comercio Industria y Turismo, María Claudia Lacouture, quien indicó: “Preocupa a la luz de la libre competencia y de las normas de comercio internacional la demora del juez civil del circuito para responder el recurso de reposición que tiene frente al caso entre el empresario Carlos Mattos y Neocorp”.

Y agregó: “Si bien respetamos la independencia de los poderes, la tardanza por parte del juez podría afectar el acuerdo comercial con Corea que acaba de entrar en vigencia, un mercado en el que hay puestas altas expectativas por lo que significa como puerta al continente asiático”.

Este caso tiene tintes similares al que recientemente falló un tribunal de arbitramento entre el concesionario Los Coches La Sabana y GM Colmotores. Ambas partes habían pactado en el contrato solucionar sus diferencias en la justicia privada y honraron su compromiso.

DÍAS DE RESPUESTA 

Abogados consultados sobre el tema indicaron que por los términos y las actuaciones en el proceso, la demanda debería estar próxima a salir.

Un allegado al caso, que pidió no ser identificado, indicó que en efecto, el juez está próximo a entregar su veredicto. Sin embargo, añadió que no era posible determinar la fecha.

A los terceros involucrados, Neocorp y los concesionarios, les es indiferente el sentido del fallo. Que gane o pierda Hyundai Colombia Automotriz, no es su asunto, lo importante será definir qué pasa con ellos.

Para los allegados a la compañía coreana, es claro que la firma irá hasta la última instancia, por lo cual el tema está lejos de acabar.

Pero una vez quede claro la posición de los terceros involucrados, estos conocerían la suerte de sus vitrinas y la de sus inversiones que se están viendo afectadas por una pelea que no era de ellos y en la que tampoco tienen ningún poder de injerencia.

OPORTUNIDAD PARA LOS CLIENTES 

En medio del asunto judicial, Neocorp, el nuevo representante de Hyundai en Colombia, tiene muchos carros que esperan luz verde para entrar al mercado. De lograrse solucionar el tema antes de que concluya el año, la marca prepara una agresiva campaña con la que pretende reconquistar de nuevo a sus clientes. Esta incluye un portafolio interesante de vehículos, con precios atractivos. A ello le sumará el respaldo y garantía por siete años o 140.000 kilómetros.