Se enfrían las exportaciones colombianas hacia China

Luego de ser un destino estrella, las ventas a ese mercado llevan seis meses cayendo.

POR:
mayo 17 de 2011 - 02:17 a.m.
2011-05-17

 

En el primer trimestre del 2011, las ventas colombianas al exterior mostraron una fuerte dinámica, con un aumento superior a 38 por ciento, al totalizar 12.629 millones de dólares.

El incremento estuvo sustentado por un alza en los despachos a casi todos los socios comerciales, con China entre las excepciones. Justamente, las exportaciones al mercado chino ya completan seis meses en descenso, a pesar de que este país había sido una de las sorpresas en materia de exportaciones desde el 2009, impulsado por su gran demanda interna y los precios de las materias primas.

En lo que va del año, la caída de las ventas es de 25,6 por ciento anual, al pasar de 415 millones de dólares en el primer trimestre del 2010 a 309,2 millones de dólares en el mismo periodo del 2011.

Esto provocó que en tres meses, la participación de China dentro de los compradores de bienes colombianos se redujera a la mitad. Mientras que en diciembre era del 5 por ciento, a marzo ya iba en 2,4 por ciento. Hay varias cosas que explican el comportamiento. En primer lugar, si bien China continúa con altos volúmenes de compras, la realidad es que se ha visto un descenso en las importaciones de algunos bienes básicos, lo cual generó un sorpresivo superávit comercial en ese país al cierre del trimestre.

Manuel García, jefe de Inversiones de Skandia China, añade que en ese país se han visto restricciones de energía en algunas industrias.

Precisamente, Colombia ha sentido bajas en las ventas de petróleo y derivados, así como de carbón. De otro lado, China está desarrollando una fuerte relación comercial con Brasil, lo que de alguna manera le resta terreno a otros países de la región. Cabe recordar que en el 2010, las ventas a China habían sido muy altas y la caída se ve así por efecto estadístico,

Los bienes que se abren espacio 

La fuerte demanda  del mercado chino  abre las puertas   para bienes distintos   de los tradicionales. 

Mientras que es evidente el descenso en la exportación de productos básicos, la realidad es que hay otro tipo de bienes que están ganando terreno en el mercado chino. Esto, aprovechando el incremento del ingreso en la población de ese país y por ende, el aumento en el consumo de sus habitantes.

Para dar un ejemplo, en los primeros meses del año, desde Colombia se han despachado azúcar y productos derivados del café, que si bien aún no representan altos volúmenes, sí muestran altos crecimientos frente a otros años. Y por el lado de la industria liviana, siguen aumentando las exportaciones, entre ellas de confecciones, plásticos, jabones y cosméticos, entre otros. La metalurgia continúa abriéndose espacio.

Siga bajando para encontrar más contenido