Expansión, la estrategia de Ripley

Luego de establecer sus oficinas y sus primeros locales, dos en Bogotá y uno en Bucaramanga, la cadena de tiendas por departamentos Ripley apuesta a mantener la expansión como receta para que más colombianos conozcan la marca chilena.

Sergio Collarte, director de Ripley Colombia.

Archivo particular

Sergio Collarte, director de Ripley Colombia.

POR:
julio 08 de 2013 - 12:24 a.m.
2013-07-08

Este año invertirá 150 millones de dólares y en tres años se propone inaugurar 14 tiendas y generar unos 4.000 empleos, con 112 millones adicionales.

El empresario Sergio Collarte, quien lidera la operación en Colombia, explica la estrategia y las metas de la empresa en el país.

¿Cómo les ha ido?

Bien. Medimos la acogida del público como la señal más importante y ha sido muy positiva. Aumentan los clientes que repiten y crece la convertibilidad que es el porcentaje de compradores frente al número de visitantes. Lo que toca ahora es hacer que la marca sea más conocida.

¿Cuál es el plan para esta parte del año?

La próxima tienda que vamos a abrir es en Neiva. Seguiremos en Medellín, en el centro comercial Oviedo, y en Villavicencio, en otro centro comercial del Éxito. También vienen proyectos adicionales en Barranquilla y en Chía. Ahora tenemos 15.000 metros con las tres tiendas y hay siete adicionales confirmadas. Hoy, se han generado más de 1.000 empleos.

Seguramente en la medida que vayamos a otras regiones los consumidores nos van a conocer.

¿Cuál es la inversión?

La inversión proyectada en los primeros cuatro años es de 262 millones de dólares. De ese total, la del 2013 llega a 150 millones de dólares. La meta es inaugurar 14 tiendas en los próximos tres años que representan 116.000 metros cuadrados y casi 4.000 empleos .

En 10 años tendremos ingresos por 1.000 millones de dólares, unas 500.000 tarjetas de crédito y unos 200.000 metros cuadrados de área de venta que serían 25 tiendas.

¿Cómo es Ripley en otros países?

En Perú tenemos 21 tiendas, y 41 en Chile. En ambos están activas cinco millones de tarjetas de crédito. Ripley también tiene en esos país centros comerciales. En Colombia todavía no está esa opción de negocio.

¿Qué han tenido que adaptar para el mercado colombiano?

Lo más importante de este negocio es conocer al cliente y este cliente no es igual, por factores climáticos y de cercanía a la moda. La mujer colombiana conoce la moda y en la venta hay más tendencia a valorarla. Y el conocimiento del cliente nos hace ser o no ser exitoso en el negocio. Una cosa es surtir en Bogotá y otra en Bucaramanga, mientras que en Chile y Perú se compra para temporadas de frío y verano. En Colombia todavía se impulsa el acceso al crédito y en los otros países hay mayor penetración.

¿Cómo ven el aumento de los aranceles para importar ropa?

Siento que en nuestros países las fronteras están desapareciendo y las medidas de protección deberían ser momentáneas hasta que las industrias se adapten y puedan competir, porque los países tienden a especializarse en lo que realmente hacen bien.

Nosotros vemos que la confección local es buena y con posibilidades de salir a otros de nuestros mercados. Las medidas de protección en el corto plazo afectan a la economía en general porque los precios pueden subir.

Constanza Gómez G.

Redacción Economía y Negocios

Siga bajando para encontrar más contenido