Fútbol y petróleo, una relación que se fortalece

Los grandes clubes del mundo han visto amenazado su reinado por la llegada de inversionistas que pagan lo necesario por tener a las estrellas del deporte rey.

Chelsea

AFP

Chelsea

POR:
octubre 11 de 2012 - 12:39 p.m.
2012-10-11

El inglés Chelsea tenía sus vitrinas vacías antes de la llegada de Roman Abramovich. Sus jugadores eran de nivel medio, no tenía un papel destacado en Inglaterra y en Europa no tenía tanta recordación.

Los aficionados veían cómo su equipo luchaba por no descender y las estrellas del fútbol nunca llegaban. La ilusión de quedar campeones era tan efímera que nadie tenía fe en que el equipo lograra títulos importantes.

No obstante, en el 2003 llegó un ‘ángel con petróleo’ llamado Roman Abramovich. El ruso es un aficionado al fútbol y quería llegar a una liga de gran impacto, en este caso la inglesa, y armar un equipo invencible de estrellas con salarios que superan las 9 millones de libras esterlinas al año (unos 14 millones de dólares).

Roman ha gastado más de 900 millones en el equipo e insiste en que no ha gastado más del 5 por ciento de su fortuna en mantener la nómina.

El equipo ‘Blue’ ha ganado la Premier League, la FA y el máximo trofeo que era la obsesión del ruso: la Uefa Champions League.

Por sus filas han pasado jugadores como Didier Drogba, Nikolas Anelka y actualmente se destacan Fernando ‘El niño’ Torres y el capitán Frank Lampard (incluso, ha expresado su interés en fichar a la colombiano Falcao García). Desde su llegada también se fortaleció el mercadeo, pues patrocinadores como Samsung y Adidas llevan la marca del Chelsea por todo el mundo. 

Por su parte, Mansour bin Zayed Al-Nahyan  es miembro de la familia que gobierna Abu Dhabi y es un jeque que posee una petrochequera dispuesta a gastar lo necesario para que el Manchester City sea uno de los mejores equipos del mundo.

Desde que llegó, el City dejó de mirar con envidia a su rival más cercano, el Manchester United.

Para los hinchas del City era frustrante ver cómo los hinchas del ‘United’ disfrutaban de todos los títulos que los llamados ‘Reds’ ganaban.  

Pero en el 2008 la historia para el City empezó a cambiar. Llegó el grupo Abu Dhabi United Group for Development and Investment, en cabeza del jeque Mansour bin Zayed Al-Nahyan , y empezaron a inundar el equipo de estrellas con el propósito firme de quedar campeones en el menor tiempo posible.

Sus fichajes han sido escandalosos y el jeque no mide sus gastos con tal de tener a las superestrellas. Uno de sus fichajes más exitosos ha sido el del argentino Sergio ‘Kun’ Agüero, quien anotó el gol para darle la Premier League al City en la temporada 2011-2012.

El fútbol francés siempre ha tenido como grandes protagonistas al Lyon y al Marsella en disputa de los títulos galos.

Algunos otros equipos les han ganado, pero no tienen el mismo protagonismo que estos dos equipos, tal vez los más populares de Francia. El Paris Saint Germain (PSG) era un grande sumido en la desdicha. Peleando por no descender, había perdido protagonismo en el fútbol de Francia. No tenía la jerarquía de otros tiempos y su chequera no servía para hacer contrataciones importantes. 

Qatar Investment Authority se convirtió en dueño absoluto del equipo y con petróleo de por medio, quieren hacer del PSG unos de los mejores clubes del mundo.

Tal ha sido el poder económico que ha ganado el equipo francés que le ha quitado jugadores a equipos como el AC Milan y el Juventus, reconocidos equipos con abultadas billeteras para contratar estrellas.

Sus últimas grandes contrataciones fueron Thiago Silva y Zlatan Ibrahimović por los cuales pagó cerca de 65 millones de euros al AC Milan. En sus filas ya figuran jugadores de la calidad de Ezequiel Lavezzi y Thiago Motta, con quienes buscan no solo el reinado en el fútbol francés, sino lugares destacados en torneos en el ámbito mundial.

GUSTAVO ADOLFO CARABALLO

GUSCAR@ELTIEMPO.COM

Siga bajando para encontrar más contenido