Inversión de US$ 200 millones para ampliación de El Dorado

El Grupo Odinsa, socio del concesionario de la terminal aérea, dice que los diseños ya están listos.

Inversión de US$ 200 millones para ampliación de El Dorado

Juan Manuel Vargas/ETCE

Inversión de US$ 200 millones para ampliación de El Dorado

Empresas
POR:
enero 19 de 2015 - 02:00 p.m.
2015-01-19

Con inversiones por 200 millones de dólares, es decir, 477.000 millones de pesos, se empezará este año la nueva ampliación del aeropuerto El Dorado.

Víctor Cruz Vega, presidente de la compañía Odinsa (Grupo Odinsa), socia de Opaín, el concesionario de la terminal aérea, dice que los diseños ya están listos.

Agrega que también estudian una emisión de acciones porque prevén un aumento del portafolio de proyectos de infraestructura de la compañía en el país y en el exterior.

En febrero, a través del consorcio Aeroportuario AMB, donde también es accionista, espera ganar la licitación para la remodelación, ampliación y operación del aeropuerto de Santiago de Chile, que considera una inversión de 630 millones de dólares.

¿Por qué se presentan a la licitación del aeropuerto de Santiago de Chile?

Somos socios de la concesionaria de El Dorado, que es el tercero más grande de Latinoamérica y el primero en carga en la región. Eso solo nos da una experiencia en Latinoamérica, donde hay pocas empresas que construyen y operan terminales aéreas grandes. También contamos con la experiencia y el reconocimiento internacionales que exigen ese tipo de licitaciones.

¿Cuáles son los socios del consorcio en Chile?

La compañía OHL de España, que es una de las más grandes de su país, y la que más concesiones posee en Chile (la otra es el operador del aeropuerto de Zúrich (Flughafen Zurich, de Suiza) con ellos ya nos conocemos, porque al comienzo de la operación de El Dorado hicimos un acuerdo de trabajo conjunto. Llevan varias décadas en el negocio aeroportuario, luego son un complemento de la operación.

¿Para qué es el préstamo de 23.000 millones de pesos que obtuvieron el jueves con Bancolombia?

Entre las diversas fases de ampliación con la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) y la Aerocivil está el ensanche de puertas de embarque directo, salas y locales comerciales en el aeropuerto El Dorado. Hemos planteado una primera fase para 8 nuevas posiciones de contacto.

Y esa ampliación vale en total 200 millones de dólares y es voluntaria del concesionario, para que sea más cómodo.

Con el préstamo refinanciaremos deuda y tomaremos una adicional para asumir la primera fase de ampliación de El Dorado y esa inversión voluntaria, cuyas obras estarían listas en la Semana Santa del 2016.

El aeropuerto ampliado tendría capacidad para unos 60 millones de pasajeros anuales (hoy posee 50 millones), y lo usan 27 millones de viajeros.

La ampliación voluntaria se puede empezar ya, porque están listos los diseños.

¿Van a seguir explorando oportunidades en el negocio de aeropuertos?

Sí, ya licitamos en el de Cuzco (Perú), y no ganamos, pero seguiremos haciéndolo en los concursos de los que movilizan más de 5 millones de pasajeros.

La operación en aeropuertos superiores a 25 millones de pasajeros nos da una carta de presentación buena.

En las instalaciones con alto movimiento de pasajeros y manejo de equipajes es donde podemos aportar un factor competitivo diferencial.

¿A nivel de concesiones viales, qué proyectos tienen?

Algunas son la concesión Pacífico 2 (en Colombia) y en los próximos días haremos el cierre financiero para una carretera en Aruba.

También estamos a la expectativa de una asociación público-privada (APP), que hemos venido trabajando hace tres años con el Gobierno.

Se trata de la construcción de un anillo vial alrededor de Villavicencio y una doble calzada y la vía Puerto Gaitán- Puerto Arimena, que es un proyecto de 1,4 billones de pesos.

La obra se adjudicaría en mayo y los pliegos saldrían publicados en la página de la ANI este mes. Nos interesa participar y ganar. Conocemos la zona y sabemos lo que necesita el proyecto.

Además, tenemos una iniciativa privada, entre Calarcá y La Paila, que debe adjudicarse a mediados de año.

Con Pacífico 2, tendríamos una buena cuota en los proyectos de 4G y sin recursos del Estado.

¿Considera que los planes de infraestructura vial en el país van marchando a la velocidad adecuada?

Sí, e inclusive más de lo que el Gobierno y Planeación Nacional prevén, porque las APP y las licitaciones concedidas a privados en marcha no son tan intensivas en maquinaria pesada importada.

Son proyectos que generarán mucho empleo en las zonas donde se construyen. También demandarán materiales nacionales.

El empleo y su impacto en la demanda van a rebotar desde las zonas rurales y las provincias hacia las urbanas. Y hablo que un proyecto puede generar entre 3.000 y 5.000 empleos directos de profesionales de todos los niveles.

¿En generación de energía qué proyectos tienen previstos?

Entre otros, en Panamá estamos atentos a las licitaciones, y en cuanto a Colombia analizamos más.

Sin embargo, nuestra experiencia es en plantas de mediano tamaño, entre 40 y 100 megavatios de capacidad.

¿Van a hacer emisión de acciones este año?

Los proyectos del Grupo son de tal magnitud que en determinado momento podríamos requerir más capital, pero ahora tenemos el patrimonio suficiente. Dependerá de la evolución de los proyectos, pues creemos que ganaremos más.

Luego, haríamos un estudio de revisión de los estados patrimoniales en el segundo semestre o comienzos del 2016, para ver si realizamos la emisión de acciones.

¿Cuánto suman las inversiones en los proyectos que adelantan?

Por ejemplo, las APP de iniciativa privada a que me refiero representarían inversiones por 1.200 millones de dólares, más ampliaciones de El Dorado que son otros 200 millones de dólares (son las obras que se empiezan a ejecutar en el primer semestre). Y no incluye otras licitaciones que ganemos.

Rolando Lozano Garzón
EL TIEMPO