Makro acelera las aperturas y planea nuevos negocios

Bucaramanga será la ciudad 13 para la cadena, que también alista más tiendas en Bogotá y Cajicá.

Andrés Govaert, presidente de Makro Colombia

Andrés Govaert, presidente de Makro Colombia, explican los planes de la cadena mayorista en el mercado colombiano, que planea, desde ya, nuevos negocios en el país.

César Melgarejo/Portafolio.

Empresas
POR:
Portafolio
agosto 03 de 2017 - 08:12 p.m.
2017-08-03

La cadena mayorista Makro lleva 22 años de operaciones en Colombia. La compañía, que ha concentrado su operación en Suramérica, tiene al país como un mercado en pleno desarrollo.

(Lea: A Makro no le asusta el nuevo formato del Éxito

Floris de Ryck, executive Board of Directors del Grupo SHV (conglomerado holandés, dueño mayoritario de la firma), así lo explicó tras visitar la operación en el país y señalar las buenas perspectivas de la operación.

(Lea: Makro alista modelo de tiendas más pequeñas, con aliados

“Vemos a Colombia como un país estable, con mucha competencia y creo que es bueno porque es parte del negocio. Nos vamos preparando para eso y nuestro objetivo es crecer”, afirmó.

(Lea: En sur de Bogotá, uno de los centros comerciales más grandes

De hecho, reveló que además de una política intensa de expansión que tiene la compañía en Brasil –donde opera 74 de las 165 tiendas que tiene en la región– trabajan en un modelo de negocio llamado food service, que consiste en impulsar comercialmente la atención a clientes profesionales para llevarles los productos a su sitio.

“Tiene que ver con la atención cash & carry o mayorista que tenemos, pero por el modelo de entrega se requiere todo un trabajo importante en materia logística”, aseguró. En Colombia, esta línea de servicio la lidera la firma La Recetta, en la que son aliados las empresas Alpina y Nutresa.

“No es un modelo fácil. Nosotros comenzamos en Brasil y estamos ‘piloteando’ un poco más el proyecto, porque es una operación bastante grande. En el momento en que tengamos el formato final vamos a ir a los otros países, pero creo que Colombia tiene las características para adoptar el modelo. Por ahora es un plan”, dijo Floris de Ryck.

Con respecto al ritmo de expansión en el mercado colombiano, el alto directivos llamó la atención en que, principalmente en el país, el ritmo de expansión es alto. “Nosotros nunca abrimos tantas tiendas en un lapso de tiempo tan corto”, destacó.

Sobre esas iniciativas, Andrés Govaert, presidente de Makro Colombia, anunció un presupuesto inicial de 125.000 millones de pesos para expansión. Este año abrirá tres tiendes, con lo cual completará 20 en el país.

Los nuevos locales estarán en Bucaramanga, la ciudad número 13 para Makro en territorio nacional. Igualmente, inaugurará otras en el municipio de Cajicá (Cundinamarca) y en Puente Aranda, zona industrial y comercial de Bogotá.

En los planes de crecimiento, Makro estará atenta a las oportunidades que se presenten en ciudades intermedias, porque ya está en las grandes capitales.

Planteó que revisan opciones en Neiva y Valledupar, por ejemplo, pero aseguró que se necesitarán estudios que evidencien la capacidad y el desarrollo de cada urbe, en materia de hoteles, restaurantes y, en general, de clientes institucionales que Makro pueda atender.

Govaert señaló que “la idea es tener dos tiendas promedio por año en los próximos tres a cuatro años”. Paralelamente, la empresa avanza en la remodelación de dos de las tres tiendas de Bogotá y de una en Cali.

La de la Autopista Sur, la primera que abrió en el país, se reducirá de 15.000 metros cuadrados a 5.000 o 6.000. Buena parte del terreno fue vendido para la construcción de un centro comercial.

El nuevo punto –porque el antiguo se demolerá– va ser más visible, sostenible, se modernizará y buscará que los clientes tengan una mejor experiencia de compra.
Lo mismo ocurrirá con la que tiene en la Avenida Boyacá con calle 80, según afirmó el presidente de Makro Colombia.

Los nuevos locales que se construyan atenderán estándares de sostenibilidad como los que se tuvieron en cuenta para el segundo que opera en Medellín, desde el año pasado, y que cuenta con la certificación estadounidense de Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental (LEED).

Además, atendiendo la tendencia del mercado, dice el ejecutivo, las tiendas buscarán ser de formatos más pequeños, con el fin de mejorar el surtido, lograr más eficiencia y estar más cerca a los clientes, en líneas con la tendencia del comercio moderno.

Igualmente, la empresa mayorista anuncia que intensificará la apuesta en sus canales virtuales, buscando de que los clientes tengan esa opción para acceder a sus servicios.

Los proyectos de Makro Colombia están soportados en la confianza en la economía para los años venideros. Govaert destaca el crecimiento de la clase media como un indicador que favorece el progreso de su formato mayorista. Reconoce, además, que la coyuntura muestra decrecimientos y que eso se reflejará en cero crecimiento en las ventas para la empresa, pero con perspectivas de repunte para los próximos años.

congom@portafolio.co