Magnate español entra al juego en venta de Pacific Rubiales

El multimillonario español Alberto Cortina ha hecho su primera incursión en el petróleo, incorporándose a un grupo de inversores venezolanos y argentinos para exigir un mejor precio de compra para Pacific Rubiales Energy Corp.

La venta de Pacific Rubiales se ha dilatado.

Archivo particular

La venta de Pacific Rubiales se ha dilatado.

Empresas
POR:
mayo 13 de 2015 - 03:30 p.m.
2015-05-13

Cinainvest Holding SA de Cortina declaró en presentaciones canadienses de documentación el lunes que es propietario de 500.000 acciones de Pacific Rubiales.

Esto llevaría la participación controlada por un grupo encabezado por el inversor con sede en Caracas Alejandro Betancourt hasta 19,18 por ciento, según cálculos de Bloomberg basados en presentaciones de documentación anteriores. El grupo se opone a una oferta proyectada de 6,50 dólares canadienses (US$5,43) la acción por la empresa petrolífera que cotiza en Toronto realizada por Alfa SAB de México y el inversor en energía Harbour Energy Ltd., que se dio a conocer la semana pasada.

“Estoy aquí para apoyar a Alejandro”, dijo Cortina por teléfono desde Dakar el martes. “Soy un bombero. Cada vez que hay un problema en algún lugar del mundo, yo voy a resolverlo para mis socios”.

Pacific Rubiales avanzó 43 por ciento la semana pasada hasta un máximo en cuatro meses después de decir que se hallaba en negociaciones exclusivas con Alfa y Harbour.

La oferta está un 73 por ciento por debajo de un pico máximo en 2014. La acción cayó 3,1 por ciento hasta 5,96 dólares canadienses en Toronto el martes.

Los inversores venezolanos conocidos como O’Hara Administration y sus socios han dicho que la oferta infravalora la empresa. Entre los socios de O’Hara figura el gerente de fondos de cobertura argentino, Diego Marynberg, cuyo Fondo Adar Macro compró la semana pasada 2,85 por ciento de Pacific Rubiales.

INVERSOR PASIVO

“Diego considera que es una oportunidad de inversión y es un inversor pasivo”, dijo por teléfono el martes desde Nueva York David Goldin, portavoz de Maryinberg.

Marynberg viene invirtiendo en títulos venezolanos desde 2006 por lo menos.

Cortina dijo que ha invertido con Betancourt en proyectos que van desde Europa hasta África desde alrededor de 2010.

“Siempre soy inversor a largo plazo, nunca especulador”, dijo Cortina. “Esta es una oportunidad maravillosa”.

Pacific Rubiales, operador del yacimiento petrolífero más grande de Colombia, quiere concluir las negociaciones con Alfa y Harbour lo antes posible y considera “razonable” la oferta de US$1.700 millones, dijo el asesor letrado Peter Volk la semana pasada.

La semana pasada, el grupo O’Hara integrado por un mínimo de siete inversores pasó a ser el accionista más grande de Pacific Rubiales, superando la participación de 18,95 por ciento de Alfa, según presentaciones anteriores de documentación de la empresa.

En la mayoría de los casos, la legislación canadiense referida a títulos y valores requiere que una empresa inicie una oferta de compra si llega al 20 por ciento.

Alfa no respondió en forma inmediata a una consulta.

El portavoz de O’Hara, Orlando Alvarado, se negó a hacer declaraciones sobre una posible contraoferta al ser contactado telefónicamente el martes. O’Hara está “analizando todas las opciones”, dijo la semana pasada.

Bloomberg