Medtronic pasa a gestionar modelos de salud

Tiene alianzas con hospitales para hacer pruebas de un modelo en el que se encarga de enfermos crónicos y recibe un pago por el manejo integral

Mauricio Echavarría

Mauricio Echavarría, Senior Manager de Market Access de Medtronic.

Mauricio Echavarría, Senior Manager de Market Access de Medtronic

POR:
Portafolio
mayo 21 de 2017 - 08:24 p.m.
2017-05-21

Medtronic, una firma que el año pasado facturó el equivalente a más de $334.000 millones en el país, buscará crecer este año un 14%. Una de sus estrategias es saltar de ser proveedor de aparatos e insumos para hospitales y clínicas a la gestión del riesgo por la atención de pacientes.

Mauricio Echavarría, sénior manager de Market Access de la empresa, explica esta tácticas que tiene alcance global.

¿Qué es hoy Medtronic?

Medtronic tiene operación en todo el territorio colombiano con un portafolio muy amplio. Es difícil ver un hospital o clínica que no use alguno de nuestros dispositivos, bien en cirugía general o cardiovascular, otorrinolaringología y muchísimas otras especialidades. Contamos con más de 300 colaboradores.

¿Cuánto facturan?

A nivel de América Latina son cerca de 300 millones de dólares. En Colombia, desde que arrancamos, en el 2007, hemos crecido mucho; es un pais importante dentro de la región. En el 2016 los ingresos acá fueron 112 millones de dólares y este año esperamos un incremento del 14%, aclarando que nuestro año fiscal comenzó el primero de mayo.

¿En qué basan su meta?

Tenemos nuevos clientes debido a que ya la distribución es directa y con nuestro portafolio integral buscamos alianzas estratégicas con los principales hospitales.

¿Qué planes futuros hay?

Nuestra gran apuesta global son las propuestas de desarrollo de valor, que creemos nos van a posicionar. La facturación de dispositivos pasa a un segundo plano y esto al primero.

¿Qué es eso?

Es un pago donde no solo se mide que haya un servicio, sino un resultado para el paciente, para el sistema y en términos de calidad.

¿Cómo entran ustedes?

Lo que queremos es crear soluciones o modelos de pago por valor (por resultados). Seguramente ya no vamos a hablar de que le hacemos una cirugía cardiaca a un paciente, sino que seleccionamos la mejor terapia de acuerdo con sus condiciones particulares y estamos dispuestos a que nos paguen de acuerdo con el resultado, en términos de baja en complicaciones, disminución en la estancia hospitalaria y rehabilitación.

¿Así, qué indicadores de la salud pueden mejorar?

Hay dos tipos de indicadores: clínicos y financieros. Los primeros serán de acuerdo con la enfermedad; por ejemplo, en un diabético se manejan de acuerdo con cuántas veces tiene que ser hospitalizado en un año, cuánto se incrementan sus niveles de glucosa o de glicemia, las complicaciones y cuántas veces se incapacita.

¿Y en términos financieros?

A corto plazo, puede que el costo incluso aumente, pero a largo plazo es el ahorro para el sistema y la familia.

¿Dónde lo han aplicado y con qué resultados?

Ya hay unos modelos de Medtronic funcionando en Holanda y Estados Unidos. La idea es ser pioneros en Colombia. Los impactos son del 20% y 30% en el manejo integral de ciertas patologías, por ejemplo en pacientes con enfermedades crónicas.

¿Qué avances se han hecho en el país?

Hay buenas iniciativas por parte de algunas EPS, entrando en modelos de riesgo de la mano de una clínica o de un hospital, pero sobre todo en los niveles básicos de atención.

¿Toca hacer algún ajuste legislativo?

De pronto más adelante, pero ahora lo que necesitamos es que nos pongamos de acuerdo los diferentes actores, y eso es lo que queremos en Medtronix, porque una de las limitantes es que son modelos que requieren inversión y dispositivos de alto costo. Podríamos estar pagadores (EPS o compañías de seguros), proveedores (clínicas y hospitales) y Medtronix participando en una cohorte de pacientes donde digamos: “Páguenos por resultados”.

¿Tienen alguna alianza?

Estamos trabajando en algunos modelos reales en la parte cardiovascular, en el manejo integral de pacientes diabéticos, que ya están en fases iniciales de desarrollo. Por acuerdos de confidencialidad no puedo revelar con quiénes son.

¿A cuánta gente atienden?

Con la terapia de diabetes les brindamos atención a cerca de 1.600 personas con una bomba de insulina. Queremos migrar a que ellas no solo reciban el dispositivo, sino toda la atención integral. Recibimos un valor fijo y con este cubrimos todo lo que requiera y nos comprometemos con un resultado. En caso de que no se dé, asumimos el sobrecosto.

¿Con esto esperan mejorar su rentabilidad?

No esperamos mejores resultados financieros, sino el posicionamiento de la marca y convertirnos en aliados ideales.

¿Ofrecerían servicios médicos directamente?

Ya tenemos constituida una entidad legal. Se llama IHS (Soluciones Integrales de Salud), con la que estamos ofreciendo acompañamiento en la operación logística a hospitales y clínicas, basado en resultados o en disminuir retrasos en cirugía, cancelaciones y todo un modelo logístico para que ellos se concentren en la atención.

HAY RESULTADOS TANGIBLES EN LA MISMA REGIÓN

En Norteamérica y Suramérica la empresa tiene modelos en operación. “En Chile arrancamos el año pasado y ya tenemos uno funcionando en varios hospitales, y en Argentina hay dos modelos”, explica Echavarría.

El directivo de Medtronic asegura que en las salas de cirugía y hemodinámica han bajado las cancelaciones de operaciones, mejoró la rotación de pacientes y se han optimizado procesos predecibles con base en un buen seguimiento y aplicación de sistemas de información y reorganización de la parte operativa.

Siga bajando para encontrar más contenido