Mejor experiencia para el cliente, apuesta de Avantel

Jorge Andrés Palacio, el presidente de la compañía, dice que el plan de crecimiento está basado en estimular el segmento corporativo y los trabajadores independientes. Invierte US$ 250 millones.

Jorge Andrés Palacio Becerra, presidente de Avantel.

Carlos Ortega/ Portafolio

Jorge Andrés Palacio Becerra, presidente de Avantel.

Empresas
POR:
agosto 20 de 2014 - 04:58 a.m.
2014-08-20

La compañía Avantel tiene 230.000 usuarios y espera en un año sumar un millón con el modelo de negocio que montó para ganar espacio como operador móvil.
Jorge Andrés Palacio Becerra, presidente de la empresa explicó las novedades de la estrategia.
¿Qué van a ofrecer ustedes frente a los demás operadores?
La mejor experiencia en servicio. No solamente lanzar la mejor tecnología que existe de 4G, sino romper paradigmas sobre lo que más le importa al usuario: experiencia de servicio. Experiencia que se caracteriza por flexibilidad y simplicidad. Le transfiere la autonomía y el control al usuario sobre su plan y le genera ahorros porque paga por lo que consume. Seguimos con nuestra filosofía de facturación por segundos, en la que somos pioneros.
¿El servicio es lo más importante?
Sí, la experiencia del cliente no solo desde la posventa, sino visto desde la manera como interactúa con la empresa y de la manera cómo interpreta un plan. Hoy, hay más de 600 planes en el mercado y uno no sabe cuál es el que más conviene. Si usted le transfiere al usuario ese control y es él el que decide y cambia según como vea su consumo y la dinámica de su negocio, eso no tiene precio. Y encima, a tarifas competitivas y facturación por segundo, es importante.
¿Qué inversiones hay detrás?
Cerca de 250 millones de dólares en esta primera fase.
¿Esta etapa qué significa para el futuro de Avantel?
Esta etapa, más que para Avantel, significa más para nuestros usuarios. El espectro 4G era importante porque era una evolución de redes que fueron diseñadas de voz a redes de datos. Había que dar el paso porque cada vez más los usuarios muestran apetito en datos y hay más teléfonos inteligentes, entonces no nos podíamos quedar atrás. Pero ese no es nuestro diferenciador. Todo el mundo ha lanzado 4G, pero nadie habla de que la gente realmente necesita un buen servicio, sin ataduras.
¿Por qué eliminar las ataduras fue tan polémico?
Nosotros promovimos eso. Los celulares han salido a decir que las ventas se han caído y que eso no ha funcionado. Pero no creo. Para mí, todo lo que sea en beneficio del usuario tiene sentido.
¿Cuántos usuarios tienen?
Tenemos 230.000 usuarios en 20.000 empresas. La meta es de un millón de usuarios en un año.
¿Cómo pasarán de atender empresas a cubrir público en general?
Seguimos con el sector empresarial, pero con un ecosistema donde no solamente estamos hablando de empresas grandes, medianas y pequeñas, sino de profesionales independientes que le aportan mucho al sistema productivo del país.
¿Pero no quieren llegar al consumidor final?
Queremos seguir enfocados en el sector productivo y llegar a las empresas con una propuesta interesante y que de esas empresas se desprenda ese ecosistema de las familias de las personas que también pueden disfrutar de un plan de estas características. Pero no es salir al mercado masivo, que implica unos procesos diferentes.
¿Qué participación tienen los competidores del segmento corporativo?
Es donde vemos que podemos competir, con ese conocimiento que traemos. Concentramos los esfuerzos en ver cómo damos la mejor experiencia posible al mercado.
¿Y en ingresos?
El objetivo es crecer 2 o 3 veces más de lo que tenemos hoy en día. Estamos en 80 millones de dólares de ingresos al año y la idea es llegar en doce meses a casi 200 millones de dólares.

Características de los nuevos servicios de la compañía
¿Cómo es la tecnología?
Tenemos la mejor red 4G LTE del país, con los más altos niveles de calidad, de velocidad, con cobertura y con el respaldo de Nokia experto mundial en redes 4G.
¿Qué es la Experiencia 1.0?
Es un compromiso y un camino de innovaciones que esperamos poner en marcha.
¿Y el precio?
Es de 99 pesos por minuto. Competitivo, si uno le suma la flexibilidad y la posibilidad de controlar el plan.
¿Cómo se verá esa flexibilidad en la práctica?
Por ejemplo, en un cambio de plan, un cliente entra a un aplicativo en el teléfono y hace el cambio.
Ya sea de más o menos minutos o datos, ya sea por la dinámica de su negocio o porque se va vacaciones. Ese dinamismo hoy no lo puede ver el cliente.
Más bien, el usuario se encuentra con un grado de complejidad y de burocracia impresionante. Nosotros queremos hacer todo eso mucho más sencillo.