Mineros S.A. busca comprar nuevos yacimientos de oro

Previendo que se agotará el metal precioso en las tierras de sus títulos, la mayor productora del ramo en el país busca crecer comprando minas en producción, que generen menos riesgo. Este año invertirá 18 millones de dólares en la mina Hemco, que adquirió el año pasado en Nicaragua.

Beatriz Uribe, presidenta Mineros S.A.

Archivo particular

Beatriz Uribe, presidenta Mineros S.A.

POR:
marzo 18 de 2014 - 02:41 a.m.
2014-03-18

El 2013 no fue un buen año para Mineros S.A., la principal productora de oro del país, que redujo sus ganancias con relación al 2012. Entre las razones hay algunas relacionadas con el contexto internacional y otras vinculadas con turbulencias laborales.

Sin embargo, su presidenta, Beatriz Uribe, anunció que mañana, en la asamblea de accionistas, la junta propondrá reconocer dividendos a sus accionistas. También, para el 2014 prevé una inversión de 18 millones de dólares en la mina que adquirió el año pasado en Nicaragua.

¿Cómo evalúa el 2013 para Mineros S.A.?

Tuvimos resultados notoriamente más bajos que en el 2012, básicamente por tres razones: la caída tan grande en el precio del oro; la segunda, que la tasa de cambio no compensó esa caída, y, la tercera, que tuvimos problemas laborales.

¿Cuánto tiempo pararon?

Las operaciones pararon 72 días y hubo más de 256 atentados contra la infraestructura.

¿Hubo algún factor más?

También jugó el hecho de que estamos ajustando los balances a las normas internacionales de contabilidad; eso nos exige llevar como contra-resultados las actividades de exploración que no hayan resultado exitosas o que estén todavía muy lejos de ser un proyecto real. Castigamos el balance con 48.000 millones el año pasado y el balance final fueron 43 mil millones contra 113.000 del 2012.

¿Hay algún riesgo para su sostenibilidad?

No, somos una empresa muy sólida, sin ninguna deuda y con márgenes ebitda del 51 por ciento.

¿Van a dar dividendos?

La junta lleva la propuesta de distribuir 10 pesos por acción y por mes. Veremos ver qué aprueba la asamblea.

¿Para cuántos años tienen reservas?

Hace cinco años iniciamos un plan de crecimiento y estábamos haciendo un trabajo muy grande de exploración. No hemos encontrado nada que sea importante, pero además, la minería se ha vuelto muy difícil en Colombia y estamos montando el proyecto de crecimiento sobre la adquisición de mineras en operación o proyectos muy cerca de poderse iniciar, con el fin de bajar un poco el riesgo en la exploración.

¿Cómo van con la mina Hemco, que compraron en Nicaragua?

La expectativa era hacer una inversión muy importante y en dos o tres años será una operación tan grande como la que tenemos en el Bajo Cauca.

¿Qué otros frentes de trabajo tienen?

En la parte más norte de nuestra operación en el Bajo Cauca –a cielo abierto– tenemos algunos frentes, no en títulos propios sino en concesiones. Un proyecto queda en la desembocadura del río Nechí al Cauca y sería para minería subterránea. Estamos también pendientes de la licencia de explotación en Ataco (Tolima) y de una concesión en el sur de Bolívar muy interesante, pero que aún no se puede entrar a hacer siquiera prospección por temas de orden público. Estamos buscando en toda América Latina.

¿Ya tienen adelantada alguna adquisición más?

Ojalá, pero apenas estamos haciendo la receta.

¿Se están mudando a la minería subterránea de manera definitiva?

Buscamos hacerlo porque en el mundo prácticamente los aluviones se acabaron. Y aunque tenemos un gran ‘know how’, ahí es donde tenemos todos los problemas de invasiones.

¿Han pensado diversificar por fuera de la minería?

No, aunque si en el futuro los dueños piensan algo distinto, se verá.

¿Y los cultivos de caucho que tienen?

Son 100 hectáreas que empezarán a producir, 300 que ya están sembradas y esperamos sembrar 800 más antes de que termine este año. Sin embargo, este es un proyecto más de sostenibilidad de la región, para que cuando la empresa no exista, haya alternativas distintas. Por eso también estamos en el montaje de una planta de transformación.

¿Para cuándo va a estar lista?

Es un montaje relativamente fácil; ya tenemos el terreno, entre El Bagre y Caucasia (Antioquia), espero que pronto se arranque con la construcción y en 6 meses estaría funcionando. En esto nos asociamos con la empresa Entrerríos, de la familia Ralda que son los reyes del caucho en Guatemala, y con otro socio experto en mercadeo internacional, Carlos Cavallini. Ambos conocen integralmente el negocio. Ahí tenemos el 35 o 40 por ciento, e hicimos una inversión cercana a 3 millones de dólares, adicionales al costo de la tierra.

¿Cuánto aspiran a crecer en el 2014?

En producción creceremos por el 15%. Si el precio ayuda, mejoraríamos mucho.

¿En plata eso cuánto será?

No damos pronósticos, porque nos los apuntan en piedra, pero esperamos que nos vaya mejor.

ASÍ INVERTIRÁ 40 MILLONES DE DÓLARES

Del total de inversión prevista por Mineros S.A., 18 millones de dólares serán para la modernización de la planta de Hemco, en Nicaragua y para una nueva planta de relave, con el fin de alcanzar a procesar 1.500 toneladas de material por día. Otros 15 millones los destinará para sus frentes que actualmente posee en Colombia, y 7,5 millones de dólares los invertirá en la culminación de proyectos de exploración.

Néstor Alonso López

Redacción Portafolio

Siga bajando para encontrar más contenido