Montar planta de jugos está en la agenda de Colombina

En los últimos meses, la compañía Colombina ha sido fuente de nuevos productos y negocios. Uno de los más importantes fue un acuerdo con el Grupo Livsmart, de Centroamérica, para distribuir y vender en Colombia sus jugos.

Montar planta de jugos está en la agenda de Colombina

Archivo Portafolio.co

Montar planta de jugos está en la agenda de Colombina

POR:
abril 19 de 2013 - 01:12 a.m.
2013-04-19

Incursionó en el mercado de compotas con la marca Críos, como parte de su unidad de negocio de Conservas Colombina -La Constancia. Luego, anunció la compra de Comexa para entrar al mundo del ají, con la marca Amazon.

Además, con La Constancia entró al mundo de los cárnicos con una salchicha tipo viena.

César Caicedo, presidente de Colombina, explica los últimos pasos de la empresa. El montaje de una planta de bebidas está en sus planes.

¿Por qué el dinamismo de Colombina en la incursión con nuevas marcas?

Colombina S.A., como empresa innovadora que es, siempre está dispuesta a explorar nuevos mercados. Tenemos una marca sombrilla y un esquema comercial que nos permite, dentro de ciertos parámetros, avanzar en nuevas categorías.

¿Vendrán otras adquisiciones?

Es información confidencial.

¿Cuál es el alcance del acuerdo con la compañía de bebidas de Centroamérica?, ¿producirán en Colombia?

La idea es participar en el negocio de jugos y bebidas en el país, mediante la creación de un consorcio con la compañía Livsmart, que es líder en estas categorías en Centroamérica. Inicialmente importaremos desde Centroamérica, pero la idea es, en el futuro, producir en Colombia, una vez tengamos la masa crítica para que dicho proyecto sea financieramente viable. Todavía no tenemos una fecha de lanzamiento, se demora un poco, estamos viendo que sería avanzado el segundo semestre.

¿Hacia dónde se proyecta la compañía?

Cada vez más, evolucionamos hacia una compañía de alimentos, muy probablemente la gran mayoría de nuestros nuevos lanzamientos hagan parte de los segmentos de alimentos.

¿Cómo quisieran ver a la compañía en el largo plazo?

Queremos que Colombina sea una compañía que acompaña al consumidor en todas las etapas de su vida y su día. Es decir, tendremos un portafolio que abarque necesidades del desayuno tal como las crackers Crakeñas y Mermelada La Constancia, hasta productos de la cena, como puede ser la Salsa de Tomate La Constancia. Y claro, en el transcurso del día se puede disfrutar de postres como nuestra confitería, chocolatería y heladería. Esto en el ciclo del día.

Y en el transcurso de la vida tenemos desde las compotas Críos para bebés hasta el ají que tanto le gustas a los mayores.

¿Cuál es hoy el mapa de marcas y productos?

Tenemos un portafolio de alimentos cubiertos por la marca sombrilla Colombina, en el que procuramos tener calidad, sabor y precio excepcional (tanto así que exportamos a más de 40 países).

Dicho portafolio abarca confitería, chocolatería, galletería, helados, snacks, conservas, salsas, compotas, enlatados y, últimamente, cárnicos.

¿Algún negocio merece mayor atención para la compañía?

Todos tienen sus responsables y su especial atención, claro que hacia el futuro, y siguiendo las tendencias del consumo, concentraremos nuestros esfuerzos en consecuencia con estos comportamientos.

¿Cuál es la previsión de crecimiento para este año?

Esperamos crecer por encima del 10 por ciento en ventas totales.

¿Cómo van las exportaciones de la empresa?

Contrario a lo que ha ocurrido en el mercado doméstico, la dinámica de las exportaciones viene bien; esperamos crecer también por encima del 10 por ciento. Más que buscar nuevos países de destino, el énfasis será fortalecernos en los que ya estamos.

¿Cómo han aprovechado el TLC con Estados Unidos? Hemos logrado crecer nuestras exportaciones a Estados Unidos, y también hemos conseguido algunas materias primas que en el país no se consiguen competitivamente. Lo cual, a la postre, nos posibilita exportar valor agregado desde Colombia.

¿Qué les preocupa del TLC?

Estamos, eso sí, muy preocupados por la entrada de mucho producto terminado que no cumple con la normatividad colombiana, en donde se desconocen las obligaciones en cuanto a rotulado, idioma, ingredientes, fechas de vencimiento, etc., todo lo anterior sentando una competencia desleal y, peor aún, poniendo en riesgo a los consumidores.

Los tratados de comercio son buenos, pero así como nosotros estamos obligados a cumplir rigurosamente la normatividad, tanto en Colombia como en el exterior, lo mismo deben hacer quienes llegan al país con sus productos. Es deber de las autoridades colombianas velar por el sano cumplimento de las normas y la protección al consumidor.

UNA MIRADA A LA COYUNTURA DE LA ECONOMÍA

¿Cómo ve la dinámica del consumo de alimentos en el país?

Los últimos dos trimestres han tenido un dinamismo inferior que los mismos periodos del año anterior. Confiamos en que con las medidas que ha tomado el Gobierno la dinámica se recupere.

¿Cómo ve el plan de impulso a la economía que anunció el Gobierno?

Lo recibimos con optimismo; parece dirigido en la dirección correcta. Guardamos gran esperanza de que la economía retomará su dinamismo y estaremos empujando fuertemente en ese sentido.

Constanza Gómez G.

Economía y Negocios

Siga bajando para encontrar más contenido