‘No es necesario leer y escribir para ser exitoso'

Con un postulado que más que revelador resulta difícil de comprender, el británico Jonathan Hannay llega a Cartagena para hablar de su modelo de inversión social, el cual desarrolla emprendedores en comunidades pobres de Brasil.

‘No es necesario leer y escribir para ser exitoso'

Archivo particular

‘No es necesario leer y escribir para ser exitoso'

Empresas
POR:
octubre 07 de 2015 - 08:35 p.m.
2015-10-07

“El modelo Alquimia local se basa en la creencia de que, incluso en las comunidades pobres, hay recursos económicos importantes que, si estuvieran mejor distribuidos y circularon con mayor eficiencia dentro de la comunidad, se puede promover el desarrollo económico local”.

Esta premisa que expone Jonathan Hannay es el piso por el que rueda ‘plugging the leaks’, concepto sobre el desarrollo social que la Asociación de Apoyo a la Niñez en Riesgo (ACER Brasil) – de la cual Hannay es director ejecutivo -  lleva a cabo en Diadema, una comunidad de 80.000 personas en la región urbana de Sao Paulo.

Su idea, básicamente, es que personas de escasos recursos se conviertan en emprendedores que logren llevar desarrollo a sus localidades. Y aunque suene difícil de conseguir, el británico está convencido de que existen más herramientas de las que faltan para que esto suceda.

Hannay estará este miércoles en el Centro de Convenciones de Cartagena, como el conferencista invitado en el foro ‘La inversión social privada como multiplicador del desarrollo económico local’. El evento se realiza para conmemorar los 40 años de la Fundación Mamonal, cámara social de los afiliados a la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (ANDI) seccional Bolívar. 

¿Cómo se puede ser emprendedor si ni siquiera se cuentan con los recursos económicos para cubrir necesidades básicas?

Ser emprendedor es un estado de la mente y, a menudo es promovido por la existencia de una necesidad mezclada con la imaginación y la motivación, ninguna de las cuales necesitan dinero. Dándoles educación informal y motivación, las personas en condiciones de pobreza son, a menudo, empresarios muy exitosos.

¿Qué se necesita para hacer de esta premisa una realidad?

Diría que los factores clave que la promueven son la cohesión de la comunidad y luego promover reuniones comunitarias para discutir los diferentes modelos de desarrollo sostenible. También debe haber una comprensión de cómo funciona la economía local, acompañada de encuestas en hogares que consoliden este entendimiento.

¿Qué herramientas necesita esta población para ser emprendedora?

Con el fin de fomentar el espíritu empresarial en las comunidades pobres, es importante no sólo para la comunidad entender los flujos económicos locales, sino también contar con el apoyo de los gobiernos locales y de empresarios. Un microcrédito – por ejemplo – para el que no se necesite ningún tipo de garantía en pro de facilitar su acceso también es importante. No es necesario saber leer y escribir, ni entender la economía loca, para ser un empresario de éxito.

¿Qué tantas probabilidades hay de que este modelo tenga éxito?

No soy capaz de dar un porcentaje pero, sin duda, sí puedo garantizar que una inversión en este tipo de programa por un mínimo de tres años tiene el éxito garantizado.

En este momento de la historia, el mundo está experimentando el surgimiento de miles de emprendimientos en todos los rincones del mundo. El hecho de que este tipo de proyectos se desarrollan en ambientes de pobreza, ¿genera algunas condiciones particulares?  

En general, hay una creciente comprensión de que los modelos económicos que promueven el crecimiento desde la cúpula de la sociedad para poder desarrollar la base no promueven la igualdad social ni un mayor ingreso para la población.

Sin embargo, también es cierto que, en términos generales, los inversores no realizan estrategias a largo plazo cuando prestan atención al espíritu empresarial de las comunidades pobres. Normalmente, ante un gran negocio los inversores son felices realizando cuantiosas inversiones aunque sepan que se va a generar una rentabilidad positiva después de 5 o siete años. Ante proyectos de desarrollo económico local, esperan obtener fuertes retorno de sus inversiones en 1 o 3 años.

¿Cómo podría este modelo ayudar a la paz que estamos tratando de alcanzar en Colombia?

La paz duradera requiere comunidades fuertes y coherentes y, sobre todo, la capacidad de reconocer el enorme potencial que tienen los adolescentes para hacerlos partícipes en las comunidades. Como este enfoque de desarrollo económico local tiene un fuerte componente de educación y diálogo, creo que promueve activamente la cohesión comunitaria.