‘El país, listo para avanzar en la revolución digital’

Según el gerente saliente de Internexa, Genaro García, el 60% de los contenidos de los usuarios en internet ya están alojados en Suramérica. 

Internexa

Hay espacio para avanzar en el ‘big data’, afirma Genaro García, gerente saliente de Internexa.

Empresas
POR:
Portafolio
marzo 31 de 2016 - 07:48 p.m.
2016-03-31

Internexa, una de las 33 filiales y subsidiarias del Grupo ISA, superó los 49.000 kilómetros de fibra óptica, y según su gerente saliente, Genaro García, el 60% de los contenidos en internet ya están alojados en Suramérica, con más eficiencia, oportunidad y calidad.

Todos los días hay un desafió diferente en telecomunicaciones. Para que la conectividad sea posible, eficiente, de calidad y accesible desde el punto de vista de costos, se requiere mucha innovación y el desarrollo de plataformas robustas, capaces de superar barreras geográficas y tecnológicas inimaginables.

Y esa es una de las proezas que ha logrado Internexa, una filial del Grupo ISA, en sus casi 16 años de existencia, cuando optó por convertir su unidad de negocios de telecomunicaciones en una empresa de infraestructura de esta actividad y de conectividad, que hoy cuenta con 49.000 kilómetros de fibra óptica expandidos por Colombia, Venezuela, Brasil, Perú y Chile, con alcances en Centroamérica y Bolivia.

Al frente de la compañía estuvo desde su creación Genaro García, quien cumplió 33 años en diferentes cargos en el Grupo ISA.

¿Cuál ha sido la importancia de Internexa en el desarrollo de las telecomunicaciones en Colombia y la región?

Internexa se constituyó en un momento fundamental para la apertura de las telecomunicaciones en Colombia. Se dieron las condiciones para que muchos jugadores del sector tuvieran acceso a una infraestructura que históricamente era limitada. Se requerían servicios de valor agregado, distintos a la telefonía de larga distancia, que era básicamente de voz.

¿Por qué ISA entró de lleno al sector de las telecomunicaciones?

El mejor medio para poner la fibra óptica, sobre todo en una geografía como la colombiana y en general de Suramérica, es la red eléctrica. Ahí había una oportunidad de negocio. Antes de 1990 solo estaba el cable Panamericano de Telecom y entonces empezamos a desarrollar el anillo Medellín-Cali-Bogotá, abierto para todos los jugadores del sector. Luego avanzamos con el sistema Arcos, y de ahí en adelante se impulsaron una serie de desarrollos muy importantes, hasta ampliarnos a Venezuela, Brasil, Perú y Chile, con alcances en Centroamérica a través de Panamá.

¿Qué hace la diferencia con otros competidores?


Somos una red integrada. Ofrecemos, además de infraestructura, servicios de valor agregado con una red de más de 49.000 kilómetros de fibra óptica. Para poder entrar a internet se necesita una red internacional -por ejemplo conectividad con Estados Unidos-, una nacional y una local. Internexa ha desarrollado esa infraestructura, que no la tienen los operadores integrados verticalmente.

¿Cuál es la importancia de alojar los contenidos en la región? ¿Por qué no se traen directamente de Estados Unidos o Europa?

La razón es sencilla: calidad, seguridad, oportunidad en el servicio, costos de acceso y rapidez. Es como si usted tuviera una gran piscina de agua en Miami y tuviera que construir piscinitas a 800 o 1.000 kilómetros y llenarlas. Internexa trae los contenidos, los aloja y los distribuye directamente.

El 60% de todos los contenidos de los usuarios están alojados regionalmente. Por todas estas características es que los clientes mayoristas nos prefieren. Esta es la verdadera internet latinoamericana.

¿Cómo está Internexa frente a los competidores internacionales?

En 15 años hemos hecho una verdadera revolución en acceso a internet y desarrollo de plataformas digitales.

Antes proveíamos capacidad para que hubiera larga distancia de voz. Hoy eso es muy poco en relación con la cantidad de servicios, que van desde wi-fi y alojamiento en la nube hasta internet de la gente y datos de todo tipo. Lo que vivimos es una verdadera transformación.

¿Cuál es la importancia de la reciente alianza con Telefónica para el uso del cable submarino?

Era una de las piezas clave que no teníamos. Hasta el año pasado la capacidad de fibra que nos faltaba, la arrendábamos, lo que en cierta forma nos generaba una desventaja desde el punto de vista de costos.

Ahora adquirimos el derecho de hacer uso de esa red que conecta a Brasil con Estados Unidos por el Caribe, y al territorio norteamericano con Colombia a través de la Florida.

¿A cuánto ascendió la operación y qué beneficios adicionales trae?

El costo fue de 120 millones de dólares diferidos a 6 años que se pagan con los ingresos por los servicios.

Cambiamos gastos operativos por una inversión que se paga en el tiempo. Además adquirimos derechos para el uso de otros cables de Telefónica, como acaba de suceder con una inversión de la compañía.

¿Qué retos le quedan a Internexa en el futuro inmediato?

Tenemos una infraestructura y una plataforma digital robusta, poderosa. Pero en telecomunicaciones todos los días aparecen nuevos retos para facilitar servicios a los grandes jugadores del sector.

Hay espacio para avanzar en el big data, con todas las oportunidades que existen sobre nuevos desafíos en materia de datos, inteligencia de mercados y procesamiento de información, así como participar en servicios de valor agregado. Está cerca la hora en que la nevera avise automáticamente qué hace falta para el desayuno.

¿La compañía está preparada para ese momento?

Sí. Se ha hecho una gran transformación. Está lista para los nuevos desafíos.