Refuerzo en Schneider Electric

La compañía prevé que este año su facturación superará los 230.000 millones de pesos.

Archivo Portafolio.co

Eduardo Hermanovich

Archivo Portafolio.co

POR:
mayo 09 de 2011 - 01:05 a.m.
2011-05-09

 

La francesa Schneider Electric, compañía que desarrolla soluciones de gestión de energía para diversos sectores económicos, fortaleció su oferta de infraestructura de media tensión y de automatización de redes eléctricas, tras la puesta en marcha de una nueva división de negocio denominada Energy.
Esta nueva unidad hace parte del comienzo de la operación fusionada, luego de adquirir el año pasado la firma Areva, por la cual pagó 2.290 millones de euros, en compañía de la firma Alston, que se quedó con el negocio de transmisión.
El presidente de la empresa para América Latina, Eduardo Hermanovich, aseguró que con la compra Schneider Electric incorporó 40 nuevas plantas de producción y 18.000 nuevos empleados en todo el mundo, mientras que en Colombia se agregó un nuevo centro de producción, dedicado a la fabricación de equipos para transporte y distribución de energía eléctrica.
Al mismo tiempo, la firma está migrando de un enfoque centrado en la elaboración de productos por separado, al ofrecimiento de la administración de la energía para hacerla más eficiente.
Hermanovich proyecta que con la nueva unidad de negocio integrada, este año la facturación de la firma superará los 230 mil millones de pesos.
Los principales clientes de Schneider Electric están en la cadena energética, desde la generación hasta la distribución, con empresas como Codensa, Eletricaribe, Epsa y EPM, entre otros.
No obstante, con el auge petrolero se han incrementado sus operaciones con firmas como Ecopetrol, Pacific Rubiales y Petrominerales.
Estas compañías generan por su cuenta la energía y el papel de la francesa es la provisión de la subestación, para administrar la electricidad que alimenta la bomba que sube el crudo a la superficie.
Para los próximos años, la compañía prevé una profundización de sus actividades en el sector petróleo, acompañadas por algunas inversiones en minería, el desarrollo de líneas eléctricas de varias distribuidoras que están ampliando su capacidad instalada y en la industria, que tiene un nivel de desarrollo más lento.

Edificios inteligentes,  apenas comenzando

Aunque cada vez se habla de nuevas soluciones habitacionales, con base en sensores que contribuyen al ahorro de energía, este mercado es todavía incipiente en Colombia.
“Existe alguna demanda, pero esta todavía no se ha popularizado. Potencialmente es un mercado muy atractivo, teniendo en cuenta que el concepto de edificios inteligentes no se ha desarrollado lo suficiente”, señala el directivo.
Uno de los países más tecnificados en este aspecto es Suiza, que ha avanzado por regulaciones del Gobierno, las cuales impusieron las normas que tienen que cumplir los ‘edificios verdes’, al igual que los estándares de ahorro, el nivel de desechos y los consumos que realiza.

Siga bajando para encontrar más contenido