Sbarro Colombia espera abrir 10 puntos de venta en el país

“Cuando comenzamos operaciones en el país nuestro compromiso era instalar 25 tiendas en 5 años, proyección esta que mantenemos”, dice Fernando Jiménez, gerente general de Sbarro Colombia.

Fernando Jiménez, gerente general de Sbarro Colombia.

Mauricio Moreno/ Portafolio

Fernando Jiménez, gerente general de Sbarro Colombia.

Empresas
POR:
diciembre 24 de 2014 - 12:28 a.m.
2014-12-24

En año y medio de funcionamiento en el mercado colombiano la cadena de restaurantes Sbarro ha logrado un avance importante al tener operando cuatro puntos de ventas, con la proyección de abrir 10 más el próximo año para completar 14 en el 2015.

Para desarrollar esta expansión, la firma de origen italoamericano tiene proyectado invertir unos 8.000 millones de pesos, indica Fernando Jiménez, gerente general de Sbarro Colombia, quien en diálogo con Portafolio hizo un balance general de esta entidad en el país.

¿Cuál es el crecimiento que espera Sbarro Colombia en el 2015?

En este momento Sbarro cuenta con cuatro puntos y la proyección que se tiene es llegar a 14 en el 2015. Aunque llevamos un año y medio en el mercado colombiano, es poca la gente que conoce esta marca, ya que estamos en algunos centros comerciales como Santafé, Andino, Hayuelos y comenzamos a incursionar en la calle 72 con 9, por tanto el conocimiento no es tan significativo. Lo importante es que hemos posicionado el nombre y hemos empezado a conocer los proveedores y los productos, porque parte importante para el desarrollo de un negocio de comida es conseguir quien suministre los artículos que sean nacionales, para importar lo menos posible.

Ya hicimos este trabajo de estandarizar los proveedores y los artículos y ahora vamos a hacer un desarrollo grande de la marca en el 2015, por eso, le apostamos a abrir en el próximo año 10 puntos de venta, la mayoría en Bogotá y el resto en otros sitios del país.

Cuando abrimos hace año y medio nuestro compromiso era poner en funcionamiento 25 tiendas en Colombia en cinco años, proyección que mantenemos.

¿Cuáles sería las ciudades donde han pensado abrir locales?

Fuera de Bogotá se está explorando la viabilidad de Medellín, Barranquilla y Cali, que son los lugares más indicados para desarrollar una iniciativa de estas características.

¿Qué oferta de comida tienen Sbarro?

Un aspecto importante de la marca es la variedad de comida que se tiene.

En el caso de Sbarro el concepto general que tiene la gente es que solo vendemos Pizza, pero en Colombia hemos desarrollado un Bufé, el cual tratamos de que cuente con ocho productos calientes e igual número de platos fríos, con el fin de que el público tenga la posibilidad de variar su menú.

En la parte fría se ofrece mucha comida sana como verduras, espárragos, champiñones, aceitunas, para citar algunos.

En los platos calientes tenemos pollo, pescado, carnes, lasaña, pasta, entre otros, que se pueden combinar, por eso las tiendas son muy amplias, para tener una oferta interesante de platos.

¿Cuál es la capacidad que tienen en sus restaurantes?

En la actualidad tenemos capacidad para atender a 70 comensales y estamos quedando cortos, por eso estamos pensando en locales más grandes.

¿Esperan seguir colocando puntos de ventas en centros comerciales?

Como la idea es tener locales grandes trataremos inicialmente de continuar en centros comerciales y luego hacer incursiones en calles. En Bogotá ya estamos haciendo una mezcla de puntos ubicados en ambos sitios.

¿Cuál es la inversión que van a hacer para abrir los 10 puntos en el 2015?

Para cada punto estimamos que se deben invertir cerca de unos 800 millones de pesos, por tanto, para los 10 puntos se necesitarían unos 8.000 millones de pesos.

¿Cuál es el costo que tiene un plato que se vende en los puntos de Sbarro?

El valor promedio es de 15.000 pesos por plato con bebida y como novedad hemos empezado a ofrecer Buffet en el desayuno, para que los clientes tengan una amplia oferta de alimentos en esta hora del día.

LA ATENCIÓN AL CLIENTE, ALGO CLAVE

Sbarro se diferencia de la competencia por la frescura de los productos que ofrece en sus restaurantes, así como por la variedad y calidad de los platos. Igualmente hemos hecho mucho énfasis entre nuestros empleados sobre la necesidad de brindar una atención amable a los clientes y esto es algo fundamental, ya que las personas pagamos con gusto según la atención que recibamos.

Igualmente las personas tienen la posibilidad de servir lo que quieren comer y pagan por lo que escogieron, por tanto, es una buena opción, al poder elegir la cantidad que desean consumir.