Seguridad y agilidad, las claves de la banca digital

El uso de la banca móvil, las compras por internet y el sistema de recaudo son los servicios más utilizados por los consumidores.

bbva banca digital
Empresas
POR:
Portafolio
agosto 16 de 2016 - 08:58 a.m.
2016-08-16

Estos procesos van acompañados de sistemas de autenticación y seguridad de la información, que garantizan el éxito de las operaciones.

Ampliar la inclusión financiera, reducir costos de servicios y garantizar la seguridad de las transacciones son algunos de los objetivos de la banca digital, una herramienta que se ha consolidado en los últimos años gracias a los avances en materia de infraestructura tecnológica y seguridad de la información, al punto que las transacciones financieras por internet registraron un crecimiento de 38,4 por ciento en 2015, con un total de 1.905 millones de pesos.

Y es que los usuarios han encontrado en la banca digital, una forma fácil y rápida de realizar operaciones como consulta de saldos, transferencia de fondos, pago de servicios públicos, giros de dinero y compras en línea, entre otros. Además, esta herramienta ha permitido ampliar la cobertura de servicios financieros, principalmente en las zonas más apartadas del país.

En Colombia existen 19 entidades financieras que ofrecen servicios como transacciones o consulta de saldos desde cualquier lugar y las 24 horas, vía digital.

Manuel Piña, gerente de ventas de IT Servicios Colombia, afirma que entre los canales más utilizados en la banca digital está el sistema de recaudo, las aplicaciones móviles y el manejo de operaciones en línea, como compras y giros, entre otros. “Estos desarrollos dependen de las necesidades propias de cada banco, pero lo más importante es que todos cuenten con sistemas que garanticen la seguridad de la información”, asegura el experto.

UNA HERRAMIENTA MUY UTILIZADA
Asobancaria destaca que la banca móvil está en auge, ya que permite al consumidor financiero acceder a su banco para realizar transacciones en línea y administrar sus productos las 24 horas. Según cifras de la Superintendencia Financiera, en 2015 se realizaron cerca de 24 millones de pagos por valor de 776.000 millones de pesos a través de este canal digital.

En cuanto a compras en línea, la Superfinanciera confirma que en 2015 se realizaron alrededor de 193 millones de pagos por internet, con un total de 697.000 millones de pesos transados, cifra que se duplicó en los últimos tres años, teniendo en cuenta que para 2012 estas operaciones sumaron 353.000 millones de pesos.

$1.905
millones
en transacciones financieras por internet se registraron en 2015.

Sobre la seguridad, Piña señala que “todas estas transacciones deben estar acompañadas de sistemas robustos para asegurar la información. Es por eso que es recomendable hacer uso de sistemas de autenticación para evitar el fraude, al tiempo que se aconseja a los usuarios cambiar las contraseñas de acceso con frecuencia, evitar operaciones en computadores públicos y cerrar la sesión cuando culminen las transacciones”.

En cuanto a los sistemas de autenticación, explica que “se trata de una herramienta que permite al usuario identificarse al momento de realizar sus operaciones financieras por internet, con elementos que conoce o posee físicamente, estos pueden ser contraseñas, validación por preguntas y respuestas, entre otras”. También existen sistemas de autenticación mutua, que es cuando el banco despliega alguna imagen que previamente eligió el usuario, para de esa manera asegurar el acceso al portal del banco y no a la página de un tercero.

Para la firma IT Servicios, Colombia es un país que está muy avanzado desde el punto de vista de protección y además la banca está actualizada y cuenta con sistemas modernos para garantizar la seguridad.

MÁS BENEFICIOS
De acuerdo con Asobancaria, en la actualidad existen 19 entidades financieras que ofrecen servicios digitales para que los usuarios puedan hacer un manejo óptimo de sus cuentas. Una de las ventajas es que los consumidores financieros pueden realizar sus transacciones desde cualquier lugar, sin necesidad de dirigirse hasta la sucursal del banco y sin horarios fijos de atención.

Mediante el uso del token, las contraseñas y el sistema de validación por preguntas, los usuarios digitales pueden realizar operaciones seguras, reduciendo el riesgo de fraude.

COMPARTIR EN TWITTER

Además, la consulta de saldos y algunas transacciones entre cuentas del mismo banco no tienen costo, por tanto se genera ahorro de dinero, pues a través de la banca digital se pueden descargar los reportes y movimientos de cuentas, sin realizar pagos ni asumir costos de traslados hasta las oficinas de la entidad financiera.

“Gracias al uso de internet, hoy se pueden realizar transacciones entre personas que se encuentran en diferentes lugares, en tiempo real y sin conocer personalmente a su contraparte, ni tener contacto físico con el producto de la compraventa”, destaca la Asociación.