Supersociedades sale a la defensa de acreedores colombianos en el caso de Pacific

La entidad pidió que se les garantice el pago y ordenó que en la reestructuración de la petrolera quede claro cómo se atenderá el pasivo.

La venta de Pacific debe anunciarse a finales de esta semana, según una fuente informada de la situación.

La audiencia se llevó a cabo en la sede de la entidad en Bogotá.

Archivo particular

Empresas
POR:
Portafolio
junio 07 de 2016 - 09:04 p.m.
2016-06-07

El superintendente delegado de la Superintendencia de Sociedades, Nicolás Polanía Tello, ordenó un receso en la audiencia del proceso del grupo Pacific Exploration and Production hasta el próximo viernes a las 10 de la mañana, cuando los representantes de la petrolera presenten un plan para atender los pasivos con los acreedores colombianos, “más allá de tenerlos como gastos de administración”.

Un analista dijo a Portafolio que básicamente lo que busca la Súper es que Catalyst garantice el pago de la deuda a los acreedores colombianos y que eso quede explícito dentro del proceso de reestructruación.

En la audiencia, hablaron los representantes del grupo Pacific, compuesto por las empresas Petrominerales Colombia, Pacific Stratus Energy Colombia y Meta Petroleum.

Los portavoces de la empresa explicaban las ventajas del proceso de reestructuración, hasta cuando Polanía les pidió los pasivos exactos de la compañía en Colombia, a lo que tres de los representantes dieron cifras diferentes cada uno, por lo que el delegado ordenó un receso para que aclararan las cuentas.

Después de la pausa, los representantes de la petrolera manifestaron que el déficit total por cumplir llegaba a los 209 millones de dólares, incluyendo los 69 millones de dólares de honorarios de la reestructuración.

Detallaron que del 21 de mayo pasado al 27 de agosto próximo, la empresa tiene un flujo de caja de 573 millones de dólares para las obligaciones dentro del país, lo que incluye costo de despacho del petróleo, pago a proveedores, joint ventures, impuestos laborales y nómina, costos de abandono de pozos que se exploraron pero no van a ser explotados, regalías, combustibles, lo que va a ser cubierto con los nuevos recursos y con los ingresos que genere la compañía por la operación.

La firma calcula ingresos de 500 millones de dólares durante este periodo, con un precio del crudo Brent entre 43 y 53 dólares el barril, con una producción de 80.000 barriles diarios, debido a la entrega del campo de Rubiales a Ecopetrol el primero de julio.

Los representantes de la petrolera aclararon que la operación tiene tres componentes. Una capitalización por valor de 5.300 millones de dólares de deuda que está en el exterior, compuesta por créditos de los bancos y de los tenedores de bonos, con parte de la deuda que va a ser reestructurada.

Una inyección de recursos frescos, que pueden llegar a los 500 millones de dólares, con los cuales se soportará la operación de la compañía en capital de trabajo de la sociedad, fortalecerá el patrimonio y se reducirá el endeudamiento total de la sociedad.

Finalmente, una carta de créditos por 134 millones de dólares para financiar las necesidades de garantía de efectivo. Con lo que la financiación podría llegar a los 634 millones de dólares.

MEMORIAL DE ACLARACIÓN

María Helena Bonilla, una representante de los accionistas minoritarios, afirmó que el próximo viernes pasarán un memorial de aclaración, solicitándole a la entidad que recuerde el antecedente de los bonos de Luxemburgo, los cuales fueron reconocidos por la Ley 1116, a pesar de no aparecer en el registro nacional de valores.

Bonilla aseguró que la Súper debe reconocer a los otros proponentes que ofrecían mejores condiciones que Catalyst para la reestructuración de Pacific, ya que la junta directiva mintió al decir que era la mejor oferta posible.