El Tesoro invirtió $120 mil millones en su tercera fase

En la ampliación de 63 mil metros cuadrados sobresale la torre médica. En enero del 2014 empezaría la cuarta etapa con la chilena Ripley y el Hilton o el Marriott.

La torre médica generará la visita adicional de 8.000 personas diariamente y eso compensaría los días de menor comercio.

Archivo Particular

La torre médica generará la visita adicional de 8.000 personas diariamente y eso compensaría los días de menor comercio.

POR:
septiembre 06 de 2013 - 01:02 a.m.
2013-09-06

Durante tres años, el Parque Comercial El Tesoro, en Medellín, edificó su tercera fase y en esta proceso se invirtieron cerca de 120 mil millones de pesos. La obra se realizó en 63 mil metros cuadrados.

Lo principal de esta ampliación es la torre médica, con la que el complejo comercial espera lograr dos objetivos: generar tráfico en los días de menores visitas y aprovechar el área de servicios que, según el POT de la ciudad, le permite crecer en este segmento.

Adriana González, administradora general del lugar explicó que la nueva obra, recién inaugurada, cumple cuatro pilares.

El primero, relacionado con comercio y gastronomía, con 80 nuevos locales, donde se destacan marcas internacionales como GAP y Banana.

En segundo lugar, un centro de eventos con área de 1.100 metros cuadrados, para seminarios, congresos y ferias. “Esto fortalece la vocación de la ciudad de ser desarrolladora de grandes eventos. Ahora el parque comercial tiene un lugar a la altura de otros en la ciudad”, dice González.

La tercera parte de la nueva oferta tiene que ver con entretenimiento.

Son 10.000 metros cuadrados, aproximadamente, con tres negocios: La jaula del Ángel, unas canchas de fútbol en pasto sintético, en un área de 4.800 metros cuadrados en la terraza. Kandú, un parque recreacional de 1.400 metros cuadrados y Afterland, 2.300 metros cuadrados, para actividades dirigidas a los adolescentes.

El cuarto pilar es la torre médica, que tiene 140 consultorios, 7 quirófanos para cirugías de primer grado de complejidad y ayudas diagnósticas.

Esta zona tiene 13.400 metros cuadrados.

A lo largo de sus 14 años de historia, (El Tesoro fue fundado en 1999) las ampliaciones del lugar se han desarrollado a través de la figura del fideicomiso, cuenta Adriana González.

“Etapa a etapa, los constructores e inversionistas formaron un fideicomiso y ellos son los únicos dueños de los locales. Se hacen rondas, se presenta a la asamblea y los propietarios interesados los adquieren y hasta ahora no se ha requerido invitar a algún tercero”, afirma. Así se hizo la etapa tres.

¿Cuál es el objetivo con la torre médica?

González explica que los centros comerciales están evolucionando a través de la ampliación de una oferta que ya sobrepasa los límites comerciales.

“Nos hemos convertido en centros de entretenimiento y de servicio. La familia, los visitantes en general, buscan experiencias y queremos ofrecer soluciones completas para generar más tráfico”, agrega.

La expectativa es que la torre médica genere unas 8.000 visitas diarias y eso mejorará el flujo los días de menor comercio.

“Esta mayor visión mezcla comercio, con eventos (este año hay 70 programados), entretenimiento, bancos, es decir, aprovecha las necesidades con más oferta”.

El centro comercial recibe cerca de 900 mil visitas al mes, cuenta con 358 tiendas comerciales en un área de 200 mil metros cuadrados, que estrena su tercera fase, y ya se prepara para la cuarta, donde la oferta de servicios será otro paso de madurez.

EN ENERO EMPEZARÍA LA CUARTA FASE

Si las cuentas no fallan en enero próximo y por 18 meses, El Tesoro construirá la cuarta etapa. El principal atractivo sería la tienda por departamentos de origen chileno, Ripley, aunque sus directivos no confirman este dato. Vienen otras dos torres, fuertes en oferta de servicios, y para eso, también se negocia con cadenas internacionales como Hilton y Marriott.

jaivia@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido