¿Qué dijeron los testigos citados en el proceso jurídico entre D1 y Justo & Bueno?

Portafolio conoció las declaraciones hechas por los dos testigos llamados por Justo & Bueno, en el proceso que adelanta contra su competidor D1.

D1 y Justo & Bueno

El proceso en cursa ante la Superindustria por competencia desleal llega al terreno penal y compromete a dos empresarios de firmas de alimentos.

Archivo particular

POR:
Portafolio
marzo 02 de 2017 - 03:16 p.m.
2017-03-02

Los nombres de los empresarios Bernardo Antonio Botero Rengifo, representante legal de Tecnologías Alimenticias (Tecnoal) y Andrés Peláez Posada, representantes legal de Tostaditos Susanita S.A., salieron a la luz pública esta semana, al anunciarse una demanda en su contra, por presuntamente estar protegiendo a D1, en las investigaciones que se le adelanta a la cadena por competencia desleal, tras una denuncia interpuesta por Justo & Bueno.

(Lea: Se calienta la pugna entre D1 y Justo & Bueno). 

Botero y Peláez fueron llamados por Mercadería Justo & Bueno para rendir testimonio en el marco de unas pruebas extraprocesales, que sirvieron de sustento a esta empresa para solicitar medidas cautelares, que finalmente fueron concedidas por la SIC, y como soporte a la demanda por competencia desleal que sigue su trámite.

Sin embargo, para Justo & Bueno y la firma del abogado Jaime Granados, las declaraciones entregadas por los empresarios fueron contradictorias, razón por la cual han anunciado demandas en contra de Bernardo Botero y Andrés Peláez.

Portafolio.co trató de comunicarse con los empresarios, a través de los teléfonos de sus oficinas y por correo electrónico, para conocer su posición frente a este proceso, sin que hasta ahora hayan respondido.

(La otra batalla de D1 y Justo & Bueno se libra en el mercado). 

No obstante, este medio conoció las declaraciones hechas por los empresarios, en la que explican su relación comercial con ambas cadenas y en las que Justo & Bueno se soporta para decir que los empresarios estarían buscando proteger a D1.

DECLARACIÓN DE BERNARDO BOTERO, REPRESENTANTE DE TECNOAL Y ASESOR DE SUSANITA S.A.

Apoderado Mercadería Justo & Bueno: ¿Es usted miembro de la junta directiva de la sociedad Tostaditos Susanitas?

Bernardo Antonio Botero Rengifo: Sí, señor

J&B: ¿Sabe usted si Koba buscó obstruir las negociaciones entre Mercadería y Susanita?

BB: No señor, esos temas no se tratan en la junta directiva. Pues que yo sepa.

J&B: Nunca tuvo ninguna noticia de eso ¿Sabe usted si Susanita tomó la decisión de no contratar con Mercadería?

BB: No

J&B: ¿Siendo miembro de la junta directiva nunca le dijeron?

BB: Sé que no están trabajando en este momento con Mercadería.

J&B: ¿Y sabe por qué razón?

BB: No

J&B: ¿Y usted como miembro de la junta directiva no tiene ni la menor idea?

BB: No lo sé. Quiero dejar algo claro con lo de la junta directiva. La junta directiva de Susanita no es oficial, es una junta directiva donde nosotros miramos cifras del negocio, pero hay temas que son inherentes a la gerencia de la compañía y propietarios.

DECLARACIÓN DE ANDRÉS PELÁEZ POSADA 

El 13 de mayo de 2016, el mismo día que Bernardo Antonio Botero declaró, Andrés Peláez Posada, gerente y representante legal de Susanita, rindió también su testimonio. Esto dijo:

Apoderado Mercadería Justo & Bueno:
Manifieste si ha tenido alguna relación o negociación con la compañía Mercadería.

Andrés Peláez Posada: Tuve una reunión y he tenido algunos intercambios de comunicaciones con ellos. El año pasado estuvimos mirando la posibilidad de fabricarles y comercializar productos con ellos.

J&B: ¿Les hizo alguna oferta?

AP: Sí, le hicimos una oferta…, estuvimos revisando un portafolio de productos y le hicimos una oferta de productos (SIC).

J&B: ¿Nos puede contar en qué consistió esa oferta?

AP: Básicamente cuando estaban empezando la construcción del negocio tuvimos un acercamiento por una persona que me refirió; me contaron sobre el proyecto, le hicimos un ofrecimiento de productos y básicamente se trataba de los mismos productos que nosotros fabricamos para otros clientes, pero en este caso se trataba de un ofrecimiento con marca propia, no era la marca de Susanita.

J&B: Sírvase manifestar al despacho si esas negociaciones llegaron a feliz término o no

AP: Las negociaciones con Mercandería no, no llegaron a cerrarse, y la razón por la que no llegó a cerrarse es porque nosotros le manifestamos a Mercadería que no íbamos a trabajar con ellos inicialmente debido a que nosotros no somos capaces de manejar un crecimiento como el que ellos proyectan y, nos encontramos en este momento en una situación, de pronto, un poco apretada en la capacidad de producción. Tenemos unos clientes que demandan bastante, que me exigen un nivel de servicio bastante alto (…). Entonces arrancar con un proyecto como el que nos manifestaron, tan ambicioso, nos parece que es irresponsable.

J&B: Manifieste al despacho si la decisión de no atender a Mercadería fue conocida por la junta directiva de la compañía.

AP: Sí, sí fue dada a conocer a la junta directiva de la compañía.

J&B: Yo quiero preguntarle quiénes son los miembros de la junta directiva de la compañía

AP: Sí, los miembros de la junta directiva son: María Susana Posada, Juan Fernando Peláez, Andrés Peláez, que soy yo, Lina María Peláez y Alejandro Peláez; lo digo en ese orden porque son mi familia, mi mamá y mis hermanos.

J&B: ¿El señor Botero es miembro de la junta directiva?

AP: Él es asesor de nosotros en la empresa.

J&B: ¿El señor Botero estuvo enterado de estas decisiones que se tomaron en relación con Mercandería?

AP: Lo hablé con él y lo comenté como persona que nos asesora en la empresa y le hice el comentario.

J&B: ¿Puede decirnos qué le manifestó el señor Botero en relación con ese tema?

AP: Sugirió hacer un análisis de la capacidad instalada de la compañía, antes de pasar una respuesta. Lo mismo que ya habíamos hablado anteriormente y con base en eso digamos, que él no entró en la decisión de no participar en este negocio. Pero él sí estaba enterado de la decisión que habíamos tomado en la junta directiva.

J&B: ¿Sabe más o menos si el señor Botero estuvo enterado desde el principio del tema?

AP: ¿Estuvo enterado del principio de cuál tema?

J&B: De la negociación con Mercadería

AP: Sí, sí digamos que el señor Botero fue la persona que me habló de Mercadería y me ayudó a hacer el contacto para llegar a ellos.

Para Justo & Bueno, las contradicciones en ambas declaraciones en las que uno de ellos dice desconocer la negociación y el otro afirma lo contrario “están dirigidas a proteger los intereses de Koba, la empresa dueña de D1, quien sería uno de los mayores compradores de los productos que distribuye Tecnoal y Susanita.

(Además: D1: “Nos sorprende que Justo & Bueno esté denunciando a sus propios testigos”). 

Frente a este tema, Koba D1 manifestó que “resulta sorprendente que Mercadería Justo & Bueno esté denunciando penalmente a los dos testigos a quienes llamó, por su propia iniciativa, para dar un testimonio en el marco del proceso que iba a iniciar contra D1”.

Según D1, las declaraciones de estas personas se dieron en un proceso al cual D1 no fue convocado y en el que no tuvo ninguna participación, pues se trataba de una etapa previa a la presentación de la demanda.

“Koba D1 es respetuoso de las autoridades colombianas, y acudirá a ellas para demostrarle al país que no se ha incurrido en ninguna falta”, señaló la empresa.

Así mismo, indicó, además, que el mercado colombiano es suficientemente amplio para que exista espacio para toda clase de competidores. El pulso apenas comienza.

Javier Acosta 
@javaco18
Portafolio.co

Siga bajando para encontrar más contenido