Urabá inauguró clínica de alto nivel

El edificio más alto de Urabá, la principal zona productora de banano del país, es una clínica.

POR:
abril 27 de 2014 - 10:46 p.m.
2014-04-27

La construcción color ocre emerge en las afueras de Apartadó, en medio del inmenso tapete verde que conforman las plantaciones de la fruta en Antioquia, y fue inaugurada oficialmente el viernes, aunque viene prestando sus servicios desde enero.

Tiene siete pisos, 15.400 metros cuadrados construidos y se llama Clínica Metropolitana.

Esta institución de tercer y cuarto nivel de complejidad albergará 15 especialidades con las que se pretende evitar que muchos pacientes de la región agroindustrial, así como de Chocó y el sur de Córdoba, tengan que ser remitidos a Medellín y Montería, incurriendo en costos y, muchas veces, en pérdidas de vidas por la falta de una atención oportuna, pues el trayecto por tierra hasta la capital antioqueña puede tardar siete horas y más.

El proyecto fue realizado mediante una alianza público-privada en la que participan la caja de compensación familiar Comfama, la Zona Franca de Urabá, Arquitectura y Concreto, Laboratorios Unlab, Medialco, SM Proyectos y el Instituto para el Desarrollo de Antioquia (Idea).

La sede física tuvo un costo de 32.000 millones de pesos pero la inversión total, incluyendo la dotación y capital de trabajo, ascienden a casi 60.000 millones.

De las 134 camas para hospitalización, 67 ya entraron en servicio y las restantes lo harán en los próximos 45 días, según informó su director, Nicolás Suárez.

“Una alianza público- privada es como un juego de póker, donde cada quien muestra sus cartas para que esto sea un éxito. Aquí cada quien hace lo que sabe: el mejor constructor diseña y levanta la edificación, el experto en tecnología pone los equipos de las mejores especificaciones y nosotros aportamos el recorrido que tenemos en la prestación de servicios de salud durante 45 años”, expresó la directora de Comfama, María Inés Restrepo, entidad que participa con el 40 por ciento accionario.

La clínica contempla unidades de cuidados intensivos general y neonatal, servicio de hemodinamia, área de cirugía con 6 quirófanos y sala de partos, laboratorios, unidad renal, urgencias durante las 24 horas y está en desarrollo el área de oncología.

El presidente de la junta directiva de la Panamericana, Jorge Penagos, destacó que la demanda de una región con más de 650.000 habitantes determina el primer requisito para la sostenibilidad financiera del proyecto, pero advirtió que lo más importante es que las “las aseguradoras y el Gobierno cumplan la norma y paguen de forma oportuna las obligaciones que se generan con la atención de sus beneficiarios”.

En el momento, los directivos han establecido alianzas con Coomeva, Sura y todas las empresas de medicina prepaga, además de que existe una carta de intención con Saludcoop. Se estima que por la clínica pasarán más de 10.000 usuarios anuales. El primer año, la facturación esperada son 45.000 millones de pesos, con posibilidades de duplicarse en el corto plazo.

“En Urabá hay hospitales muy buenos, pero no de alta complejidad. El solo hecho de tener que llevar una materna que se complica en un vuelo chárter es un extracosto que aquí va a permitir el equilibrio financiero”, añadió Penagos, quien augura que dentro de un año se necesitará otra torre similar a la actual, pues la demanda del área está entre las 800 y 1.000 camas.

neslop@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido