La venta directa crece 10 % y mueve negocios por $6 billones

Al ver que las amas de casa obtienen ganancias en la actividad, los hombres se animan a ingresar al modelo. En total, estudio señala que dos millones de colombianos están vinculados.

La venta directa crece 10 % y mueve negocios por $6 billones

Archivo particular

La venta directa crece 10 % y mueve negocios por $6 billones

Empresas
POR:
octubre 27 de 2015 - 01:05 a.m.
2015-10-27

El año pasado el negocio de la venta directa en Colombia creció un 10 por ciento con una facturación que supera los 6 billones de pesos (3.125 millones de dólares).

En América Latina es el tercer mercado después de Brasil (13.000 millones de dólares) y México (7.974 millones de dólares).

En la región este tipo de comercialización suma 31.000 millones de dólares, 4,6 por ciento más frente al año inmediatamente anterior.

Las estadísticas de la Federación Mundial de Asociaciones de Venta Directa arrojan que el sector, que reúne a cerca de 100 millones de empresarios independientes a nivel global, vende al año 183.000 millones de dólares, 6,4 por ciento más que en el 2013.

Esto muestra que Colombia, que está en el puesto 14 por países, crece a mayor ritmo frente al promedio global.

Los datos sobre el comportamiento del sector a nivel nacional e internacional son revelados en el Estudio sobre el impacto social y económico del sector de venta directa 2015, realizado por la Asociación Colombiana de Venta Directa, Acovedi.

El último estudio se había hecho en el 2009 y en estos años se nota el mayor dinamismo de la actividad en el país, según explica Patricia Cerra, directora ejecutiva del gremio.

El crecimiento del año pasado estuvo por encima del promedio ponderado anual que es del 7 por ciento.

Se estima que en el país dos millones de personas se dedican a la comercialización de productos por esta vía, con un aumento del 2 al 9 por ciento de las personas que derivan su sustento de esta modalidad de venta.

En el 2009, cerca de 1,3 millones de personas ejercían la modalidad de venta directa.

Cuando el estudio indaga sobre el nivel de satisfacción de quienes están en este modelo de negocios por las ganancias que logran, el 39 por ciento se declaraba muy satisfecho en el 2009, mientras que seis años más tarde ese porcentaje aumenta al 47 por ciento.

Por estratos socioeconómicos, se muestra que la mayoría (40 por ciento) pertenece al dos.

Otro 31 por ciento es del tres, y un 14 por ciento restante está en el uno.

El interés por contar con ingresos extras, por hacer un mayor aporte económico al hogar, contar con independencia económica y tener estabilidad, son algunas de las motivaciones de quienes se convierten en empresarios independientes.

Desde el punto de vista personal, los que trabajan por este canal de comercialización de bienes y servicios están interesados en mejorar la autoestima, tener autonomía, obtener reconocimiento familiar, cambiar la rutina diaria y tener mayor manejo del tiempo.

Desde el plano social, la motivación central es la posibilidad de tener mayor relacionamiento.

Patricia Cerra destaca el dinamismo de empresas colombianas en el sector que compiten de ‘tú a tú’ con multinacionales del sector.

A nivel internacional y local, cosméticos y aseo personal es la categoría de productos más dinámica.

En Colombia, la segunda corresponde a ropa y accesorios, mientras que en el resto del mundo los productos nutricionales ocupan esa posición, dice la vocera gremial.

PARTICIPACIÓN EN ALZA DE LOS HOMBRES EN LA ACTIVIDAD 

Otro dato que llama la atención de ‘Estudio sobre impacto social y económico del sector de Venta Directa 2015’ es el aumento al 11 por ciento de la proporción de hombres que fijan su atención en este tipo de negocio para crecer como empresarios independientes. En el estudio del 2009 ese porcentaje era del 5 por ciento.

Una de las razones de la mayor participación masculina se explica en el éxito que las amas de casa tienen con este modelo de generación de ingresos. Entonces, al ver los buenos resultados, ellos también se vinculan a las redes de ventas, dice la directiva.

Otro hallazgo sobre el perfil de los hombres que están en estos negocios tiene que ver con la incursión de jóvenes solteros que proyectan sus metas en esta actividad.

El 20 por ciento de los consultados en el estudio están entre los 18 y 24 años, en tanto que un 22 por ciento se sitúa entre 25 y 34 años.

Otro 19 por ciento está en el rango de edad de 35 a 44 años. Otro 39 por ciento, la mayor parte, tiene de 45 a 55 años.

Constanza Gómez G.
Economía y Negocios