Advierten riesgos de explosión, derrames e incendios en la planta tomada por indígenas U'wa

La toma, por parte de un grupo de indígenas, ya completa más de 24 horas. Ecopetrol y Naturgas dicen que está en riesgo operativo.

Ecopetrol

Hacia las 5: 45 a.m. de este miércoles, miembros de la comunidad indígena U´wa se tomaron la planta de gas Gibraltar. 

Cortesía Ecopetrol

Negocios
POR:
Portafolio
julio 21 de 2016 - 08:59 a.m.
2016-07-21

Muy preocupado se encuentra el sector termoenergético del país, ante la toma de un grupo de indígenas U’wa a la planta de Gas Gibraltar, que ya completó más de 24 horas.

Naturgas, Asociación Colombiana de Gas Natural, solicitó este jueves la intervención inmediata al Gobierno Nacional para recuperar el control de la planta (Lea también: Crece el riesgo operativo en la planta de Gas Gibraltar por toma de indígenas U' wa).

“Pedimos al Ministro del Interior y al Ministro de Minas y Energía su inmediata intervención en un asunto que está teniendo enormes perjuicios para los usuarios de gas natural en el Departamento de Santander”, afirmó Eduardo Pizano, Presidente de Naturgas.

Según él, “han pasado 50 días sin que las autoridades colombianas amparen el funcionamiento de la planta de gas natural de Gibraltar y la reparación del gasoducto que suministra este energético a más de 500,000 hogares en municipios de Santander, Norte de Santander y Antioquia”.

Pizano agregó que esta situación ha obligado a Ecopetrol a traer gas, un 30% más costoso desde La Guajira, para reemplazar el suministrado desde Gibraltar.

Desde el pasado 20 de mayo, el suministro de gas, desde el campo de Gibraltar hacia la ciudad de Bucaramanga, ha sido interrumpido por los indígenas U’wa, quienes adicionalmente, en la madrugada del miércoles 20 de julio, a la fuerza se tomaron el control de las instalaciones.

LO QUE DICE EL MINISTERIO 

Por su parte, el Ministro de Minas y Energía Germán Arce Zapata explicó que el Gobierno Nacional ha venido trabajando en el cumplimiento de los compromisos acordados con la comunidad U'wa, los cuales fueron adoptados por el Ministerio del interior, el Ministerio de Ambiente, el Ministerio de Minas y Energía, la Agencia Nacional de Tierras, Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Parques Nacionales Naturales, Ecopetrol y la Defensoría del Pueblo.

“Nos comprometimos a realizar un estudio técnico de impacto ambiental y social con la entidad escogida por los U´wa. Sabemos que las demás entidades del gobierno han venido trabajando en los demás compromisos por lo que es inexplicable la decisión de tomar a la fuerza la planta de Gibraltar y la retención de los trabajadores de Ecopetrol”, dijo Arce Zapata.

El pasado 30 de junio en las instalaciones de Asou'wa en Cubará, se llevó a cabo una reunión entre el gobierno nacional y la Nación U'wa para la revisión de los compromisos del 1 de mayo de 2014. En esta reunión se reafirmó la voluntad de darle cumplimiento a los acuerdos, para lo cual se elaboró conjuntamente una lista de actividades, las cuales se han venido cumpliendo.

Según el ministro Arce, “estamos convencidos de que el diálogo es la mejor forma para solucionar las discusiones. Rechazamos el uso de vías de hecho que atenten contra la seguridad de los trabajadores de Ecopetrol, la misma comunidad U´wa y que perjudiquen el abastecimiento de gas a las familias del oriente del país”, finalizó el ministro.

LOS RIESGO EN LA OPERACIÓN

El vicepresidente de la Regional Central de Ecopetrol, el ingeniero Ricardo Coral, indicó que alrededor de 50 personas de esa comunidad se encuentran al interior de la planta, entre ellos varios niños, quienes están expuestos a situaciones como explosiones, incendios o derrames de fluidos, como los condesados almacenados en los tanques, esto frente a una mala manipulación que llegue a producirse.

“Hay un altísimo riesgo para la seguridad de las personas. Se trata de una planta industrial, hay riesgos asociados a su manejo, por cuanto se trata de una planta en la que debe haber un conocimiento muy profundo y profesional de estos equipos”, dijo el funcionario, quien calificó de inaceptable la toma que se mantiene en esas instalaciones.