Turismo colombiano pasa por un buen momento

Andrés Felipe Ordóñez Caicedo, presidente de Talarame, habló sobre cómo el sector del turismo se ha comportado este año. 

Andrés Felipe Ordóñez Caicedo

Andrés Felipe Ordóñez Caicedo, presidente de la holding Talarame.

Negocios
POR:
Portafolio
septiembre 06 de 2016 - 07:31 p.m.
2016-09-06

La hotelería colombiana sigue expandiéndose en el vecindario. El Grupo Talarame, dueño del hotel Las Américas de Cartagena y del Capilla del Mar, está debutando en el exterior.

Dio recientemente al servicio el hotel Las América Golden Tower, considerado uno de los más modernos de la capital panameña.

Portafolio habló con Andrés Felipe Ordóñez Caicedo, presidente de la holding Talarame sobre el plan de expansión y las perspectivas del sector en el país.

¿Cómo va el plan de expansión de la cadena?

Estamos abriendo nuestro hotel en Panamá, que es el primer paso hacia la internacionalización de nuestros servicios. Esto lo teníamos programado desde hace un tiempo. Por tradición, ese país es fuerte en turismo, y a pesar de que ha habido un auge de construcción de nuevos hoteles, todos los que han llegado en los últimos años ya están en operación. Ahora lo que se espera es la consolidación del sector.

Nosotros estamos entre los últimos en ingresar a ese mercado, pero estimamos que la aparente saturación ya llegó a su tope y ahora se viene la fase de recuperación.

¿Qué tipo de hotel es el que inauguraron en Panamá?

Es un hotel de alto nivel. Su nombre es Las Américas Golden Tower. Modestia aparte, podría decirle que, hoy por hoy, es el mejor hotel de Panamá. No solo porque es el más nuevo, sino porque su estructura física fue desarrollada por una de las mejores firmas del mundo en arquitectura. Es un edificio de 34 pisos con 285 habitaciones, que ya se convirtió en un ícono para ciudad de Panamá.

Y ¿cuál es la diferencia en materia de servicios?

Estamos llevando un servicio netamente colombiano a Panamá, que es un nivel muy alto para los estándares del vecino país. Les hemos invertido mucho a las zonas de alimentación, que es uno de los aspectos más importantes para los huéspedes, con una amplia oferta de menú de diferentes partes del mundo.

¿El hotel está enfocado en un público en particular?

Sí. Lo hemos diseñado para atraer a la generación millennials que buscan comodidad, calidad y cercanía.

¿De quién es la cadena de hoteles Las Américas?

El hotel pertenece al grupo Talarame, que a su vez es el dueño del hotel Las Américas de Cartagena, el Capilla del Mar y de la inmobiliaria Araújo Segovia. Esto es capital 100% colombiano.

¿Por qué escogieron Panamá y no alguna ciudad de Colombia?

Tenemos planes en Colombia, pero desde hace un tiempo queríamos internacionalizarnos, trabajar con otra moneda y llevar nuestro nombre fuera del país, así como medirnos con las mejores franquicias del mundo, las cuales están todas en Panamá. Consideramos que nuestro modelo de negocio está a la altura de ellas y que podemos participar en ese mercado de tú a tú.

¿Qué planes tienen en el país?

Estamos revisando dónde dar el siguiente paso, pero por el momento nos estamos concentrando en el despegue de nuestro hotel en Panamá. Luego haremos los anuncios sobre lo que viene en el país.

¿Cómo ve las perspectivas del turismo y la hotelería nacional?

Estamos entrando en un proceso muy interesante y estamos pendientes de qué va a pasar. Si el plebiscito termina con mayoría del ‘sí’, el país entrará en una etapa de mejoría de su imagen en el exterior. Pero si los ciudadanos dicen ‘no’, pues ya estamos acostumbrados a convivir con esa situación.

¿Qué momento está viviendo la hotelería colombiana?

Estamos atravesando por el mejor momento de la historia por la devaluación del peso. Los nacionales están pasando vacaciones en Colombia y ha habido un fuerte aumento de los visitantes extranjeros.

¿Ustedes han sentido el efecto de la desaceleración económica nacional?

Sí la hemos sentido, pero hay otros hechos a favor. Hoy, las empresas están realizando sus congresos en menos días, pero hay muchos congresos que antes se hacían en el exterior, ahora se hacen en el país, debido a la ventaja que ofrece la tasa de cambio para los extranjeros. Esto sucede especialmente con las multinacionales.

¿Hay algo que les genere preocupación?

Hay dos cosas que nos preocupan. El tema del aeropuerto de Cartagena, el cual se quedó pequeño, y lo que tiene que ver con la reforma tributaria y los incentivos para el sector.

Hay dos ofertas de APP sobre la mesa y la ciudad no se puede equivocar en la escogencia de la mejor.

¿La Ruta del Sol ayuda al turismo nacional?

Yo no creo que haya mucha gente que esté yendo a Cartagena debido a la mejoría en la carretera. Pero si es así, bienvenidas las obras.

¿Cómo se ve la cadena en el 2020?

Esperamos que se nos respeten los beneficios y se garantice la estabilidad jurídica.

En materia de oportunidades, esperamos ver solucionado el tema del aeropuerto de Cartagena para que este pueda recibir un mayor número de pasajeros. Ya hemos empezado a ver la llegada de muchos vuelos entre diferentes ciudades de la región.

En lo que tiene que ver con nosotros como cadena hotelera, pensamos que en Panamá nos va a ir muy bien debido a que ese país es el hub de las Américas.