Zonas Francas y Parques Industriales, plataformas VIP para buenos negocios

Zonas Francas y Parques Industriales, plataformas VIP para buenos negocios

.

.

Negocios
POR:
Portafolio
abril 29 de 2016 - 12:32 p.m.
2016-04-29

Diversificación, inversión y progreso vienen con las zonas francas y parques industriales que se desarrollan en el país. Solo en zonas francas se estudian 15 proyectos por más de 680.000 millones de pesos.
Las zonas francas son hoy un gran instrumento para la competitividad del país que atraen inversión, generan empleo, incentivan la diversificación y transferencia tecnológica, además de la generación de economías de escala.

La diversificación de temáticas en ellas es hoy un rastro bien marcado. Según Edgar Orlando Martínez Mendoza, director ejecutivo de la Cámara de Usuarios de Zonas Francas, Colombia de la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia, Andi, cuenta con zonas francas industriales, para el sector petrolero, lácteo, de biocombustibles, de salud (clínicas) y minería.

“En promedio en los últimos diez años se han invertido cerca de 3.6 billones de pesos anuales. Pasamos de tener diez zonas francas a 101 en el 2016 (40 zonas francas permanentes o multiempresariales y 61 zonas francas especiales o uniempresariales), que aseguran el empleo para más de 60.000 personas, y por su actividad indirecta, crean otros 170 mil empleos” – asegura Martínez.

Y su avance responde también a las condiciones especiales que tienen. En materia fiscal, las empresas de zona franca deben pagar un impuesto especial de renta del 15%, están exentos de pagar el arancel y el IVA, para sus bienes de capital y las materias primas que utilicen. Cuentan con procesos simplificados y sencillos para sus trámites aduaneros y también pueden realizar procesos industriales dentro del territorio nacional, y en ese caso, sus bienes se entiende quedan como producidos en la zona franca. Incluso pueden exportar los bienes fabricados a todos los países con los cuales Colombia tiene acuerdos comerciales y reciben igualmente el tratamiento preferencial en materia arancelaria que se haya acordado con ese país, lo que le permite acceder a un mercado de más de 1.500 millones de consumidores.

“Claro que para acceder a estos beneficios deben comprometerse con el Gobierno Nacional a realizar las inversiones y a generar empleo directo permanente por el tiempo que estén dentro de la zona franca. Además deben cumplir con altos estándares de calidad en sus procesos y al uso de bienes de capital de alta tecnología” – asegura el director ejecutivo de la Cámara de Usuarios de Zonas Francas, Colombia de la Andi.

Su importancia es tal que el Gobierno Nacional, a través de ProColombia apoya la realización de misiones al exterior para captar nuevas inversiones y gracias a ello, según el funcionario de la Andi, se han concretado importantes proyectos para el país por más de US$2.000 millones de países como India, Canadá, Argentina, Estados Unidos, Brasil, España y Guatemala.

De hecho, las exportaciones desde zonas francas colombianas, según el Departamento Nacional de Estadística, Dane, arrancaron el año con un notable crecimiento, mostrando una variación de 44,4% frente al mismo mes del 2015.

“A pesar de la desaceleración económica mundial, las zonas francas siguen aumentando sus exportaciones, lo cual es un signo de la fortaleza de nuestra economía y de nuestras empresas”, señaló Cecilia Álvarez- Correa, ministra de Comercio, Industria y Turismo.

Con base en las estadísticas de Comercio Exterior y Movimiento de Mercancías de Zonas Francas, del Dane, las exportaciones pasaron de US$143,8 millones en enero del 2015 a US$2207,6 en igual mes del presente año con destino: Estados Unidos (56,1%), India (15,7%), República Dominicana (5.9%), Ecuador (3,8%), Venezuela (2,3%) y Perú (1,7%).

Por eso hoy se están estudiando 15 nuevos proyectos de zonas francas, por $681.597 millones, en los sectores agroindustrial (palma de aceite), industrial (bebidas, alimentos, hidrocarburos, petróleo y cerámica) y servicios (portuarios y salud) que ocuparán más de 520 hectáreas en 11 departamentos y se concentrarán en regiones como Vichada, Cundinamarca, Costa Caribe y Llanos Orientales, generando cerca de 2.500 nuevos empleos.

Además, la nueva legislación, que se pretende impulsar, facilitaría la creación de zonas francas de servicios sin limitaciones de área (20 h), y podrán crearse aquellas destinadas a servicios de alta tecnología así como parques tecnológicos sin requisitos de inversión.

Nuevos proyectos, grandes perspectivas
Adicional a las grandes zonas francas, actualmente establecidas, se tienen nuevos proyectos para 2016, que ampliarán su capacidad y consolidarán su liderazgo en cada región. Según Miryam Gómez, directora comercial de Zona Franca del Pacífico S.A., ya fueron terminadas cinco bodegas de 10.600 m2 para alquiler en febrero de 2016; se espera inicio de operaciones de Indugral (Empresa de SABMiller), a mediados del año; inicio de la construcción de Data Center ZF Bogotá en el segundo semestre, así como la de una planta farmacéutica donde se producirán suplementos dietarios (primer semestre), y un proyecto de planta confitera (segundo semestre), que se suma al proyecto de construcción de bodegas de pequeño formato (300 m2 a 500m2), a iniciarse en el segundo semestre de 2016.

A nivel de la Zona Franca Santander, según Daniel Rojas Puyana, gestor de proyectos de la misma, se proyecta incrementar el área de oficinas con 5.000 m2 de nuevas instalaciones para albergar operaciones de empresas en el sector de servicios globales.

“Se instalarán cuatro proyectos de nuevas empresas de gran impacto para la región y el país: el Centro Near Shore con operación bilingüe del sector de servicios tercerizados que atenderá desde ZFS a sus clientes internacionales. El segundo es un centro de distribución para una importante cadena de farmacias con operación en el oriente y norte del país. El tercero tiene que ver con un centro de servicios compartidos para un grupo de medios de comunicación, y el último, es un centro de conocimiento en salud de un importante jugador del sector tecnológico a nivel mundial. Estos y otros usuarios a instalar nos permitirán incrementar en 21.000 m2 adicionales las construcciones al interior del parque”- asegura Rojas Puyana.

Juan Pablo Rivera Cabal, presidente del Grupo ZFB que opera la Zona Franca Bogotá, además comentó sobre lo nuevo para 2016, que se suma a las inversiones de $121.000millones en 2015 para la materialización de ZF Towers Services & Technology Park, primer parque de servicios y tecnología del país, ubicado en Bogotá con infraestructura para (oficinas BPO y data centers), además de bodegas en Cartagena y en el Pacífico. “Los proyectos que desarrollaremos este año estarán enfocados a la construcción de un hotel en Bogotá, con una inversión cercana a los $16.000 millones; data centers en Bogotá y Cali, por $66.000 millones; un call center en Cali, por 10.000 millones; y bodegas en Cartagena, por $11.600 millones”.

Parques industriales, plataformas para grandes desarrollos
Bogotá y sus alrededores siguen liderando la oferta de parques industriales. Según Colliers International, la cierre del 2015 la capital alcanzó un inventario competitivo de bodegas en parques industriales cercano a los 3.849.300 m2, lo que representa un 19% más que en el mismo período del 2014. Estas cifras explican que los parques San Carlos II, Parque Industrial, y logístico del norte, Santo Domingo, Zona franca de Tocancipá y Clic 80, en conjunto, aportaron más del 51% al total del crecimiento del inventario.

Incluso, según Coordenada Urbana de Camacol, en términos de licenciamiento de bodegas y parques industriales en Cundinamarca, las cifras han aumentado, así como las iniciaciones de obra, que al 2015 alcanzaron más de 600.000 m2, con una mezcla de parques industriales y modelos de bodegas, para lo que será la recuperación de la industria en el mediano plazo.

“Es un mercado que se sigue consolidando y acumulando un activo, como son las bodegas, que tienen una vocación de mediano y largo plazo. Los parques industriales siguen ganando como tendencia por la posibilidad de grandes espacios de almacenamiento, servicios conexos destacándose el Corredor de la Calle 13 (Madrid, Funza Mosquera), convertido en estratégico para la entrada a Bogotá, así como Tocancipá y Gachancipá” – asegura Martha Moreno, gerente de Camacol Bogotá y Cundinamarca.

Esto coincide con el estudio de Colliers que destaca como Tocancipá y otros municipios cercanos han registrado crecimientos significativos, debido a su potencial industrial y al foco de inversión que se ha generado en los últimos años. “Dependiendo del ritmo de comercialización de los espacios industriales, se espera que para finales del 2017 el inventario supere los 5.040.000 metros cuadrados, lo que representa un incremento del 31%”- asegura Aurora Turriago Marketing & Research Director | Colombia de Colliers International.

El panorama de proyección es incierto y dependiente de cada cliente, si se tiene en cuenta que de los 2.175.700 m2 distribuidos en 36 proyectos, 55% corresponde a construcción a la medida, seguido por 34% está en planos y el 12% restante está en construcción.

El Caribe, por su vocación portuaria y comercial, también tiene una alta participación en la oferta de parques industriales. Allí se destacan Parquiamérica, un proyecto integral en Cartagena ubicado en el corazón de la Zona Industrial de Mamonal, que incluye espacios de lotes urbanizados, bodegas, zona comercial, oficinas, centro empresarial, entre otros, proyectado a diez años. Hoy se encuentra en construcción la segunda etapa del Centro Empresarial Parquiamérica, proyectado para entrega en 2017.

También está Caribe Verde, Parque Logístico, Industrial y Comercial, ubicado en Barranquilla que ofrece locales comerciales y bodegas en venta y arriendo, con la ventaja, por su ubicación de la vía 40, (Art. 013 de 2014), de ofrecer exención de impuestos así como una gran ubicación cerca a puertos y zona franca.

También en Barranquilla está la Zona Franca La Cayena con una oferta de lotes para desarrollo constructivo y bodegas construidas, ya sea en venta o alquiler, que disfrutan además de los beneficios tributarios y arancelarios del régimen franco.

Y ZOL Funza del Grupo Terranum que se construye en Funza Cundinamarca, un complejo de operaciones y logística que incluye bodegas hechas a la medida, áreas verdes, administración unificada, buen uso de materiales amigables con el medio ambiente y ubicación estratégica. “El proyecto inició su construcción en agosto de 2012 y cuenta con un área bruta total de 1.086.700 metros cuadrados; 445.000 metros cuadrados de áreas arrendables; 425.000 metros cuadrados para bodegas; 140.000 metros cuadrados de zonas de reserva perimetral de protección del humedal La Florida II, que colinda con el complejo; 30.000 metros cuadrados para servicios de apoyo y 25.000 metros cuadrados para oficinas y locales”- sugiere José Ignacio Robledo, presidente del Grupo Terranum.