Andrés Espinosa Fenwarth

Facebook y WikiLeaks

Facebook es la expresión clara y concreta de los 7 principios básicos aplicables a las comunicacione

Andrés Espinosa Fenwarth
POR:
Andrés Espinosa Fenwarth
diciembre 22 de 2010
2010-12-22 12:48 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/19/56c785bc27f1c.png

La revista Time se apartó de la opinión de los lectores que masivamente apoyaban a Julian Assange -fundador de WikiLeaks- como personaje del año y escogieron al joven de 26 años, Mark Elliot Zuckerberg, creador de Facebook. Las razones de Time fueron contundentes: “por conectar a más de 500 millones de personas y mapear las relaciones sociales entre ellos; por crear un nuevo sistema de intercambio de información: y por cambiar cómo todos vivimos nuestras vidas”.
Los editores de Time explicaron con claridad meridiana por qué no eligieron a Assange en lugar de Zuckerberg. “En un sentido, Zuckerberg y Assange son dos caras de la misma moneda. Ambos expresan un deseo por la apertura y la transparencia. Mientras Assange ataca grandes instituciones y gobiernos a través de la transparencia involuntaria con el objetivo de quitarles poder, Zuckerberg permite a las personas intercambiar voluntariamente información con la idea de darles poder”. “Assange -agregan- ve el mundo lleno de enemigos reales e imaginarios; Zuckerberg ve el mundo lleno de amigos potenciales. Ambos tienen un cierto desdén por la privacidad: en el caso de Assange porque él piensa que permite que florezca la maldad; en el caso de Zuckerberg, él lo ve como un anacronismo cultural, un impedimento para una conexión más eficiente y abierta entre la gente”.
Al establecer un paralelismo perfecto entre los genios creadores de Facebook y WikiLeaks, Time reconoce el impacto global de las comunicaciones en nuestra era, signada por una revolución tecnológica que altera nuestras vidas, determina los comportamientos sociales y facilita la transmisión sin barreras ni censuras de nuestros sentimientos y pensamientos. La revolución de Facebook y de WikiLeaks es comparable a la repercusión generada en la Edad Media por la invención de la imprenta de tipos móviles por el herrero alemán Johannes Gutenberg. Su revolupermitió la masificación del conocimiento y las ideas que cambiaron el mundo y lo enrumbaron primero hacia el Renacimiento, y luego hacia la construcción de la lógica y el raciocinio, del saber universal que forjaría al hombre moderno que conocemos, hasta ahora.
La nueva revolución de las comunicaciones instantáneas, apenas comienza. En la presentación de Facebook, Zuckerberg, cuya vida y obra es magistralmente interpretada por Jesse Eisenberg en la película merecedora de un premio Oscar de David Finsher “Red Social”, Zuckerberg introdujo los 7 principios básicos aplicables a las comunicaciones de nuestro tiempo: los mensajes deben ser integrales, informales, inmediatos, personales, simples, mínimos y cortos. Facebook es la expresión clara y concreta de estos principios. WikiLeaks, por su lado, es el reflejo de un mundo nuevo, sin fronteras. Ambos medios son la manifestación perfecta de las ideas de Marshall McLuhan, profesor de origen canadiense, quien predijo a finales de los años sesenta que el “medio era el mensaje”, concepto según el cual la sociedad humana comenzaría a transformarse y su estilo de vida se volvería similar al de una “aldea”. En opinión de McLuhan, el veloz desarrollo tecnológico y el de las comunicaciones le permitiría a los habitantes del planeta conocerse unos a otros y comunicarse de forma instantánea y directa. McLuhan tenía toda razón.
 

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado