Andrés Espinosa Fenwarth

¡Recesión industrial a la vista!

Andrés Espinosa Fenwarth
POR:
Andrés Espinosa Fenwarth
abril 03 de 2013
2013-04-03 05:33 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/19/56c785bc27f1c.png

Las cifras más recientes del Dane confirman que la industria manufacturera colombiana ha caído finalmente en recesión, definida como la contracción económica contemplada durante dos trimestres consecutivos.

Al examinar la Muestra Manufacturera del 2012, sobresale el derrumbe de la producción real industrial, sin trilla de café, de 0,3 por ciento en el tercer trimestre y de 1,9 por ciento en el último trimestre del año. Las ventas reales bajaron proporcionalmente en 1,1 por ciento y 0,8 por ciento, respectivamente. Como era de esperarse, el personal ocupado cedió en 0,3 por ciento en el cuarto trimestre del 2012.

El comportamiento de la industria a comienzos del año fue también desa- lentador. En enero de 2013, según el Dane, la producción real del sector fabril -sin trilla de café- disminuyó en 1,7 por ciento respecto del mismo mes del 2012. Las mayores caídas de producción corresponden a carrocerías (-48,3%), hilaturas (-28,7%), maquinaria (-28,7%), productos de caucho (-20,1%), confecciones (-18,1%), derivados de petróleo (-14,1%) y partes de vehículos (-11,4%).

En febrero del 2013, la producción de cemento gris en el país superó las 823 mil toneladas, lo que representa un abrupto descenso de 4,8% en relación al mismo periodo del 2012, ominoso anticipo de lo que se viene pierna arriba para el sector de la construcción. Al cotejar todo lo anterior, no sorprende el preocupante desplome observado en el mercado laboral.

De acuerdo con el Dane, en febrero del 2013, el empleo industrial decayó en 6,1 por ciento con respecto al año anterior, sector productivo que ocupa el 11,9 por ciento de la población que trabaja en nuestro país.

Los indicadores de confianza de los empresarios marchan igualmente por un sendero saturado de dificultades. Según la Encuesta de Opinión Empresarial de Fedesarrollo, el Índice de Confianza Industrial se deterioró en 13,1 puntos en febrero del 2013, al compararlo con el nivel observado un año atrás. En esta ocasión, el retroceso abarca una profunda caída en el volumen actual de pedidos, un aumento significativo de los inventarios y menores expectativas de producción para el próximo trimestre, que, en suma, resultan en una merma en la utilización de la capacidad instalada de 70 por ciento en febrero del 2012 a 67,9 por ciento en febrero del 2013.

En una palabra, la industria colombiana camina peligrosamente por la angulosa cornisa de la recesión, diagnóstico que amerita una auténtica política industrial, diseñada e implementada por un Ministerio de Industria proactivo e independiente, que además de ser ajeno a los asuntos comerciales y del turismo local -contrario a lo que ocurre desde el 2002- valore, defienda y promueva el mercado y la competitividad nacional.

Andrés Espinosa Fenwarth

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado