Beethoven Herrera Valencia

España: ¡alto al desahucio!

Beethoven Herrera Valencia
Opinión
POR:
Beethoven Herrera Valencia
agosto 03 de 2015
2015-08-03 12:19 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/23/56ccbf720e655.png

Un hecho que incidió en la victoria de las fuerzas de izquierda en Madrid, Barcelona y otras regiones fueron las críticas al lanzamiento de sus viviendas a las familias incapaces de pagar. Según la ley inmobiliaria española, si no se paga la deuda se pierde el inmueble, pero el pasivo queda y puede cobrarse al fiador, usualmente los familiares. De modo que pueden quedar en la calle y la obligación no prescribe con la entrega del inmueble, disposición criticada por anacrónica desde la Unión Europea, y las imágenes en televisión de Ada Colau, increpando en su cara a los banqueros, seguramente fueron determinantes en su elección como alcaldesa de Barcelona.

Las nuevas fuerzas políticas levantaron como consigna “rescatar a los ciudadanos antes que a los bancos”, e impulsaron movilizaciones de ‘indignados’ por fuera de los partidos y sindicatos, lo cual creó el ambiente propicio a la victoria de candidatos alternativos. Se impulsaron diferentes ‘mareas’: blanca (contra la privatización de la sanidad), verde (contra la privatización de la educación), naranja (de los funcionarios en defensa de una función pública profesional y contra la reducción del Estado de bienestar), y granate (de los españoles fuera del país en contra de los recortes impuestos por la troika europea). Se ha reducido la cobertura de medicamentos y atención médica, y el IVA a los eventos culturales es del 21 por ciento.

Por todo, ello la exmagistrada Manuela Carmena, nueva alcaldesa de Madrid, propuso, al posesionarse, la creación de una oficina de mediación antidesahucios para evitar que las familias se queden sin casa; y en caso de que estas pierdan sus residencias, exista un parque de viviendas públicas para acogerlas. Agregó que no cree necesaria la presencia de fuerzas antidisturbios, además, acaba de anunciar que no habrá más desahucios, mientras no haya vivienda de reemplazo para los afectados.

Las ejecuciones hipotecarias subieron 7,4 por ciento en el 2014, afectando a 34.680 hogares, en una situación que Jean Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea, ha dicho que “no se debe declarar cerrada”. El 61,6 por ciento de estos procesos legales corresponden a hipotecas constituidas entre el 2005y el 2008, en pleno auge de la burbuja inmobiliaria.

La creación de empleo muestra una leve recuperación (2,8 por ciento, respecto del 2014), de modo que la afiliación a la seguridad social aumentó en 96.910 personas en febrero del 2015 en relación con enero, llegando a un total de 16.67 millones de afiliados. Y aunque ello representa 460.000 ocupados más que un año atrás, está lejos de los 19,3 millones que estaban inscritos a la seguridad social en el 2008.

Los desahucios y las denuncias de corrupción contra funcionarios de los pasados gobiernos de los partidos tradicionales, constituyeron el eje de la campaña de elecciones regionales de mayo, y tal parece que no desaparecerán de la agenda de las elecciones generales de noviembre.

Beethoven Herrera Valencia

Profesor de las universidades Nacional y Externado

beethovenh@hotmail.com

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado