Camilo Herrera Mora

Cartera de consumo, ¿se está dañando?

Camilo Herrera Mora
POR:
Camilo Herrera Mora
mayo 30 de 2013
2013-05-30 12:06 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/22/56cb67313466d.png

Según los datos publicados la semana pasada por la Superintendencia Financiera de Colombia, aparentemente la calidad de la cartera de los hogares está deteriorándose.

De acuerdo con el reporte, el 4,8 por ciento de la cartera hipotecaria más consumo está vencida; el año pasado este indicador era de 4,3 por ciento.

A primera vista, es claro que el indicador muestra un deterioro que se origina en el aumento de la cartera vencida de consumo, que pasó de 4,8 por ciento a 5,5 por ciento en un año, mientras que la hipotecaria se redujo de 2,5 por ciento a 2,4 por ciento.

Más cabe revisar la tendencia de las magnitudes para comprender que realmente la condición de la calidad de la cartera está teniendo una dinámica relativamente sana.

El cambio en el indicador lo causa el aumento de la cartera vencida, que viene creciendo al 32 por ciento desde el año pasado, frente a un crecimiento que se frena de la cartera de consumo, que solo llega al 14 por ciento; así, la cartera vencida tiene una dinámica importante, pero con una estabilidad predecible desde hace más de un año, mientras que la cartera presenta una dinámica mucho menor, causando que la calidad de esta se vea mal.

Lo que evidencia el informe sobre el crédito de consumo es que la cartera vencida crece a una velocidad marginal casi igual que el crecimiento de la cartera, dejando ver que mucho del problema es la baja colocación de nuevos créditos.

Sin duda, hay que preocuparse por la calidad de la cartera y mantener las provisiones, pero la intranquilidad debe estar en aumentar la colocación y las provisiones reales para mantener un indicador más sano, como bien se apreció en junio del 2010, cuando el indicador de calidad de cartera de consumo era similar, se redujo con una mayor colocación.

Hay diversas razones para el aumento de la mala deuda de consumo, y una buena parte de ellas está en las tarjetas de crédito. Pero también es cierto que el indicador sería más sano si el mercado creciera a los valores normales y no estuviéramos en la contención de compra que se ha presentado, o quizá si vendiéramos la misma cantidad de carros que el año pasado, ya que es evidente que una caída superior al 15 por ciento en este mercado explica el freno de colocación de créditos, y, sin duda, la forma de financiamiento de vehículos de los últimos años tiene mucho que ver con el aumento de la cartera vencida, como en el caso de los créditos 50/50.

Así, es claro que el indicador muestra que se deben tomar acciones para mejorar las condiciones para colocar más créditos, o de lo contrario no habrá forma de hacer provisiones suficientes.

Camilo Herrera Mora

Presidente de Raddar Consumer Knowledge Group

camiloherrera@raddar.net

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado