Ricardo Ávila

¿Hora de ir de compras?

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
Editorial
POR:
Ricardo Ávila
agosto 27 de 2015
2015-08-27 01:56 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

Mientras la volatilidad sigue siendo la constante en los mercados de valores en las más diversas latitudes, desde Shanghái hasta Nueva York, quienes siguen lo que ocurre en la Bolsa de Valores de Colombia no dejan de registrar el que ha sido un año muy difícil. Si bien ayer los precios de las acciones en la plaza nacional tuvieron una ligera alza del 0,3 por ciento, ello no disimula la magnitud de lo sucedido en el 2015.

Y lo ocurrido es de marca mayor. El índice Colcap, que refleja la evolución de las cotizaciones de los 20 títulos de mayor liquidez, ha caído en cerca de 24 por ciento desde el comienzo del año. Si el lente se amplía a los últimos 12 meses, el descenso va en más del 34 por ciento.

Por cuenta de esa situación, tenemos uno de los peores comportamientos entre los parqués de todo el mundo. Medidos en moneda nacional, estamos en cuarto lugar, después de Grecia, Perú y Egipto. Incluso a las acciones en Brasil, golpeado por la recesión y la turbulencia política, les ha ido mejor.

Además, si el análisis se hace en dólares, la cosa es todavía más grave. En tal caso, pasamos a ser los de más mal desempeño en el planeta, con una descolgada del 61 por ciento desde finales de agosto del 2014. Puesto de distinta manera, a un inversionista foráneo le habría ido mejor en cualquier otro sitio.

Estar en el sótano frente a las demás bolsas, no deja de ser sorpresivo. Es incuestionable que la economía colombiana siente los efectos de una importante desaceleración, pero todos los cálculos muestran que seguirá en terreno positivo y su crecimiento superará, con creces, el promedio latinoamericano.

También es verdad que algunas de las compañías destacadas del mercado local se concentran en la producción y venta de hidrocarburos, pero dentro de los títulos más golpeados hay empresas de otros sectores. De tal manera, no se puede hablar de casos individuales, sino de un problema generalizado, como lo demuestra el hecho de que solamente hay una acción en negro, entre la veintena que integran las de mayor bursatilidad.

Lo contradictorio es que la realidad de las firmas es, en buena parte de los casos, positiva. Con excepción de aquellas que dependen del petróleo, tanto las ventas, como el patrimonio, muestran una evolución muy favorable.

Una de las explicaciones de lo que ha pasado tiene que ver con asuntos de oferta y demanda. Las estadísticas con corte a julio revelan que los vendedores netos han sido los fondos de pensiones, que recortaron sus posiciones en 768.000 millones de pesos, al igual que las personas naturales, con 294.000 millones más. Los primeros parecen más atraídos por otros mercados e inversiones en dólares, mientras que los segundos habrían sido ahuyentados por la mezcla de la volatilidad y la incertidumbre.

En contraste, los grandes compradores netos han sido los extranjeros, con 1,2 billones de pesos adquiridos. La devaluación puede influir en esas cuentas, pero existe la impresión de que los de afuera han identificado oportunidades que los de adentro todavía no ven.

Sin embargo, cada vez se escuchan más voces en el sentido de que –para usar la expresión coloquial– la bolsa colombiana está barata. Los análisis comparativos, tanto en la región como fuera, muestran descensos en los múltiplos de utilidades o valor en libros, que nos dejan relativamente bien parados frente a otras plazas.

Pero más que decir que vale la pena apostarle a todo, quienes saben del tema afirman que hay que mirar las oportunidades una a una. Como sucede siempre, el consejo es que es indispensable asesorarse bien y pensar sobre todo en el largo plazo, concentrándose en aquello que los técnicos describen como los ‘fundamentales’. De lo contrario, quien busque ganar mucho de un día para otro, puede perder la camisa en un mercado que sigue siendo no apto para cardiacos.

Ricardo Ávila Pinto

ricavi@portafolio.co

@ravilapinto

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado