Ricardo Ávila

El laberinto del General

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
Editorial
POR:
Ricardo Ávila
agosto 27 de 2014
2014-08-27 03:40 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

Uno de los nombramientos de mayor relevancia en la reciente reestructuración de la Presidencia de la República fue el de Óscar Naranjo. Como es sabido, el exdirector de la Policía fue designado como Ministro Consejero de Posconflicto, Derechos Humanos y Seguridad Ciudadana, integrando algunas funciones que estaban en otras oficinas del Ejecutivo.

Más allá de las discusiones generadas sobre el nuevo diseño institucional o los desafíos generales que hay en tantas áreas, es menester concentrarse en un reto específico. La seguridad en las zonas urbanas es un tema que el Gobierno nacional necesita urgentemente reforzar. De acuerdo con la más reciente encuesta Gallup, el 71 por ciento de los colombianos cree que la situación en la materia está empeorando. De hecho, Santos se raja desde mayo del 2011 en este asunto. Solo uno de cada cuatro interrogados aprueba el manejo de un tema que golpea diariamente a los ciudadanos.

Otras mediciones realizadas durante la pasada campaña presidencial también identifican al crimen como uno de los problemas prioritarios a resolver por la Casa de Nariño, junto con el desempleo, la salud, la educación y la firma del acuerdo de paz. En ciudades grandes e intermedias, los habitantes están sufriendo con más intensidad el crecimiento de delitos como el hurto de celulares y la microextorsión. Si bien las cifras del Ministerio de Defensa muestran reducciones sustanciales en muchos indicadores, la percepción de la gente se ha deteriorado notablemente.

Un ejemplo es Bogotá. Mientras los datos oficiales del Distrito revelan tasas de homicidio a la baja en la capital, una encuesta de la Cámara de Comercio registra un aumento de la victimización en 16 puntos porcentuales, hasta llegar al 47 por ciento. De acuerdo con la medición, en solo dos años la proporción de quienes reportan haber sufrido un ataque contra su integridad o patrimonio tuvo un salto. Los hurtos son la actividad delictiva más frecuente que los bogotanos sufren.

En varias oportunidades, Santos ha destacado la caída en el número de asesinatos a nivel nacional como uno de sus logros más destacados en seguridad. No obstante, una mirada más detallada revela grandes diferencias dentro del territorio. Un informe de la Fundación Ideas para la Paz reporta que en el 2013 los homicidios subieron en Barrancabermeja, Soacha, Florencia, Pereira, Buenaventura y Cali, en comparación con el año previo.

Además, el documento Forensis de Medicina Legal ha registrado desde el 2004 cómo la incidencia de las lesiones personales viene al alza sostenidamente. El índice de criminalidad nacional, construido por el Ministerio de Defensa, con la presencia de nueve delitos como homicidios, hurtos y terrorismo, ha crecido en los dos últimos años.

Por tal motivo, los avances en ciertos frentes no pueden ocultar realidades más complejas que castigan cotidianamente a las personas y golpean a la iniciativa privada. Una de las tareas iniciales que el general (r) Naranjo debe atender es trabajar con la Policía para combatir eficiente esta problemática. Mientras los programas del posconflicto aún están por diseñar, en seguridad urbana hay mucho trecho recorrido, fórmulas ya conocidas y una experiencia tanto de uniformados como de autoridades.

Uno de los riesgos de esta nueva estructura de la Presidencia es que los nuevos funcionarios se queden sin dientes y repitan el destino de sus antecesoras, las altas consejerías. Sería lamentable que Óscar Naranjo caiga preso en las redes de la burocracia y carezca de los instrumentos que requiere para trabajar en políticas que se traduzcan en mejoras efectivas en el clima de seguridad. Tampoco Juan Manuel Santos puede darse el lujo de esperar más tiempo para tomar el toro por los cuernos. Sin unas calles seguras, los colombianos le tendrán mucho más miedo al posconflicto que viene.

Ricardo Ávila Pinto
ricavi@portafolio.co
Twitter: @ravilapinto


Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado