Ricardo Ávila

Todavía en la retaguardia

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
POR:
Ricardo Ávila
febrero 10 de 2014
2014-02-10 01:05 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

A pesar de los buenos propósitos, es difícil creer que el objetivo que se ha fijado el Gobierno para el 2014 en materia de exportaciones vaya a ser conseguido. Según el Ministerio de Comercio, la meta es de 63.000 millones de dólares, una cifra que representaría no solo un nuevo récord, sino que, además, implicaría una recuperación frente a lo sucedido el año pasado, cuando las ventas externas del país mostraron una caída del 3 por ciento en el acumulado hasta noviembre.

En concreto, son pocos los elementos en favor de un incremento. Para comenzar, los precios de los principales productos que Colombia ofrece no muestran una dinámica positiva, con la notoria excepción del café que representa el 3 por ciento de la facturación total.

En contraste, tanto el petróleo como el carbón y el oro –los tres renglones más significativos– muestran una tendencia a la baja que no podrá ser compensada con mayores volúmenes, al menos en el caso de los dos últimos.

Las dificultades de Drummond por el atraso en las obras de su puerto y la descolgada en la extracción del metal amarillo, son realidades evidentes.

Por otra parte, han aumentado las incógnitas en torno al desempeño de socios comerciales destacados. Venezuela, que ocupa el sexto lugar entre los más importantes, se encuentra aquejada por un faltante estructural de divisas que ha llevado a la suspensión de embarques hasta tanto no se cancele la cartera vencida.

Ecuador -que está en el octavo puesto- ha adoptado medidas restrictivas que consisten en la exigencia de certificados de calidad, cuyo procedimiento no se ha definido y que tienen como propósito disminuir el monto de importaciones, lo cual también nos afecta.

Es verdad que la devaluación del peso -que supera el 6 por ciento en lo que va del año- sirve para hacer más competitivas las exportaciones colombianas. Sin embargo, la mayoría de las economías emergentes han visto cómo se ha depreciado su moneda, en algunos casos de forma mucho más extrema que la nuestra.

De tal manera, la lucha por conquistar ciertos mercados puede ser incluso más intensa que antes, al menos en el corto plazo. Para citar un par de nombres, Brasil o Turquía, tienen cómo beneficiarse prontamente de la nueva realidad.

Constatar las circunstancias descritas no debería ser interpretado como una muestra de derrotismo, sino como un llamado a redoblar los esfuerzos en pro del sector externo. Más allá de que las ventas del país se hayan quintuplicado en comparación con los niveles de comienzos de siglo o el hecho de que las metas fijadas en el Plan de Desarrollo se pudieron superar con creces, nuestro comercio exterior es relativamente bajo.

Tal afirmación es fácilmente comprobable cuando se miran algunas cifras. Entre el listado de las economías más grandes del planeta, Colombia ocupa el puesto 27, pero si la clasificación se hace por el monto de exportaciones, pasamos al lugar 52.

Y como proporción del Producto Interno Bruto, el peso de las ventas realizadas representó apenas el 18 por ciento, según datos del Banco Mundial para el 2012. En comparación, Chile llegó al 34, Costa Rica al 38 y Bolivia al 47 por ciento. De hecho, en América Latina nos encontramos en la retaguardia de la región, apenas por encima de los brasileños.

En conclusión, es necesario hacer más -y no menos- para aumentar la proporción anotada. Tan solo bajo dicho parámetro, es encomiable la política seguida a lo largo de los últimos años, orientada a la firma de acuerdos de libre comercio.

Ese planteamiento es extensivo a la Alianza del Pacífico, un área de integración profunda que hoy lunes recibe en Cartagena un espaldarazo definitivo y que debería servir para recortar la brecha que tiene el país en un tema en el que lo que conviene es abrir puertas, en lugar de escuchar los cantos de sirena que todavía abogan en favor del proteccionismo.
Ricardo Ávila P.
ricavi@portafolio.co
Twitter: @ravilapinto

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado