Simplicidad para un mundo móvil

Francisco Reyes
Opinión
POR:
Francisco Reyes
julio 09 de 2014
2014-07-09 12:42 a.m.

A medida que el mundo de los negocios se hace cada vez más dinámico, los empresarios deciden impulsar un crecimiento gradual dentro de su organización para ir al ritmo del mercado.

Incluso puede parecer una buena idea pensar en innovación y buscar un nuevo producto o una solución de software que deslumbre a los clientes y dé lugar a un aumento en las ventas.

Es por eso que la industria de software debe reinventarse con el fin de apoyar el desarrollo de la era móvil y en la nube.

Tendencias que están marcando la evolución de los nuevos negocios.

Por otra parte, la eliminación de la complejidad en estos se consolida como uno de los temas más insuperables para los CEO en nuestro tiempo.

La diferencia entre liderar y gestionar una empresa se centra en que los directivos crean complejidad, mientras los líderes la solucionan.

¿Qué pasaría si un día pensamos diferente y decidimos simplificar el enfoque de la gestión del negocio, proponiendo soluciones y estrategias cada vez menos complejas? Esto puede ir contra la corriente, pero es un arma para las empresas que tienen una buena relación y se esfuerzan por resolver los problemas de sus clientes.

Tomarse el tiempo para escuchar y responder de manera adecuada ayudará a construir una base de clientes leales y contribuirá al crecimiento del negocio.

La simplicidad brinda una mejor experiencia al usuario y un entorno de operaciones eficiente para los colaboradores.

El objetivo principal del negocio está en ayudar a los clientes a resolver sus problemas, lo que significa realizar una acción o tarea de forma más rápida, fácil y optimizando tiempos.

Entre más complicados sean los procesos organizacionales, es más probable encontrar un cliente frustrado.

Reducir los procedimientos siempre será posible y permitirá resolver los problemas de forma rápida para pasar a la siguiente tarea. Es así de simple: simplificar todo para hacer cualquier cosa.

Ser un innovador significa traer un producto o servicio nuevo a un mercado cada vez más competido y globalizado. Sin embargo, esto no representa que se necesite crear un ítem o servicio totalmente nuevo.

La innovación puede ser la simplificación de un proceso o la adopción de un producto que ya funcionaba, convirtiéndolo en uno más simple y eficaz.

Hoy, el 80 por ciento del dinero de una empresa va destinado al mantenimiento del status quo de hardware y servicios, lo cual no genera ningún movimiento, y solo el 20 por ciento está reservado a procesos de innovación.

El reto de las empresas está en cómo sacar provecho de un modelo como la computación en la nube y lograr que el tiempo de implementación sea menor y, el valor que se adquiere, mayor.

Todo esto basado en buscar la simplicidad, operando desde un mismo software personalizado que está asignado a sus procesos de negocio.

El mundo está cambiando: la migración a la nube, en conjunto con la movilidad, permiten operar de forma más simple.

Tendencias como la mencionadas, sumado a la tecnología, la globalización y la generación Millennial, están determinando un nuevo modo de trabajo para el mundo empresarial. Dicha generación trae consigo nuevas expectativas, valores y formas de trabajar en las organizaciones.

Las empresas deben prepararse y hacer los procesos más simples para adaptarse a esta nueva estructura de trabajo.

La simplicidad es la clave del éxito, esta es la puerta para experimentar los mismos efectos con menos esfuerzo y distracciones. También es la eliminación de lo innecesario, pues el cambio tecnológico está ocurriendo más rápido con la creación de ventajas para aquellos que pueden aprovechar estas nuevas herramientas. ¿Está listo para la simplicidad en un mundo cloud y móvil?

Francisco Reyes

Gerente general de SAP Colombia y Ecuador

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado