Iván Duque Márquez

Los falsos dilemas

Iván Duque Márquez
Opinión
POR:
Iván Duque Márquez
mayo 21 de 2015
2015-05-21 03:55 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/19/56c785f521195.png

Para justificar la venta de Isagen, el Gobierno Nacional ha optado por un falso dilema. La forma como ha sido planteado se basa en decir que, sin la venta de la generadora eléctrica, el país quedará condenado a no poder adelantar la construcción de las autopistas de cuarta generación (4G).

Lo curioso es que las voces del Gobierno, como de costumbre, son contradictorias. El presidente de la Financiera de Desarrollo Nacional (FDN) dijo que sin la venta de Isagen quedarán en jaque 19 de los 25 proyectos 4G que aún faltan. Con este mensaje alarmante, recién salido del horno, el Vicepresidente de la República y cabeza del sector de infraestructura, salió a desmentirlo categóricamente, con un lacónico “eso no es cierto” . Con un tono firme, el mismo funcionario indicó que si bien la venta de Isagen contribuye a sus objetivos, el desarrollo de los megaproyectos no es dependiente de la enajenación.

La verdad de la historia es que la venta de Isagen para capitalizar la FDN no ha hecho parte de una estrategia bien concebida por el Gobierno. Solo hasta el 2013, con el documento Conpes 3760, se pensó en esa alternativa, sobre todo ante las grandes dificultades que presentaron los cierres financieros de los proyectos viales que fueron vendidos como ejemplares transacciones, que atraerían a los grandes constructores viales internacionales y a la banca local.

Si se examina en detalle lo ocurrido con las 4G, queda claro que se presentaron faltas de consistencia entre los costos de construcción, operación, mantenimiento y administración, y las proyecciones de ingreso por peajes y aportes de la Nación, haciendo los proyectos más caros frente a los cálculos iniciales de estructuración y dificultando los cierres financieros. Ante los miedos evidentes del sector privado, el Ministerio de Hacienda tuvo que facultar al Banco Agrario para financiar la construcción de carreteras con menores tasas a las del mercado y aumentar las vigencias futuras en dólares del 33 al 50 por ciento. Como complemento para asegurar la tranquilidad de los inversionistas y constructores, se presentó la venta de Isagen como única opción para que la FDN cerrara los negocios de los privados.

¿Fue para el Gobierno una prioridad capitalizar la FDN? No parece, mucho menos si se tiene en cuenta que era la gran generadora de infraestructura que hoy se nos dice. ¿Por qué no fue capitalizada con recursos presupuestales si sus externalidades eran tan estratégicas y sí se gastaron 2,6 billones ampliando la nómina de la Rama Ejecutiva? ¿Por qué no se aprovecharon utilidades de Ecopetrol en tres años para invertir una parte en una financiera tan rentable? ¿Por qué no se permitió que ISA, Isagen y Ecopetrol fueran socias de la FDN en las épocas de ‘vacas gordas’?

Quienes nos hemos opuesto a la venta de Isagen, con argumentos técnicos, hemos presentado opciones para capitalizar la FDN. Lo que no dejaremos de denunciar es el falso dilema que se le presenta al país, y que Isagen pague las consecuencias por los errores de la falta de buen gobierno.

Iván Duque Márquez

Senador

ivanduquemarquez@yahoo.com

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado