Otros Columnistas
Jorge Alonso ruiz

El sofístico mercado de las opciones

Otros Columnistas
Opinión
POR:
Otros Columnistas
abril 06 de 2016
2016-03-15 08:23 a.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/04/05/5703e5663d293.png

Buenos días:

Volviendo a los temas didácticos es importante recordar algo: habíamos hablado sobre los futuros estandarizados, los cuales ya están creados con ciertas características y digamos que no se pueden cambiar; traje como ejemplo la camiseta de Mick Jagger en algún almacén de cadena.

Aparte de esto, estaban los forwards, que son también operaciones a futuro pero con la posibilidad de ajustarse a las necesidades del cliente; ahí trajimos a colación una camiseta de diseñador con la cara de Yoko Ono y deshilachada, mejor dicho, hecha a la medida del cliente (para repasar, todo está aquí http://lavidaenfinanzas.com/2016/02/19-de-febrero-una-pequena-historia-sobre-forwards-y-futuros/ ).

Ahora viene otro término sofisticado, o “sofístico” como oí una vez en mi infancia: las opciones. En una opción el que la compra tiene la potestad de decidir si compra o vende el activo, en este caso la camiseta que mandó a hacer.

Es posible este diálogo, si me lo permiten. Le diría el cliente a Ermenegildo el sastre: “mira, yo quisiera saber, no sé, si de pronto veo algo mejor en otro lado, si de pronto me desanimo, o si de pronto me gusta otro grupo como Alvvays, o si de pronto me vuelvo indie pop y quiero oír más bien a Chairlift en vez de Yoko Ono, o si me vuelvo salsero y quiero una chamarra del grupo Niche, podría tal vez echarme para atrás y no comprarle la camiseta?”.

Ermenegildo, siempre en la búsqueda de un buen margen, le diría: “dale, querido amigo, pero te cobro una plata por el derecho de patrasearte”. Eso que cobra el vendedor de la opción es la prima. La prima se paga a manera de seguro, por si acaso ya no se le dan las condiciones para hacer el negocio. Así es en la moda y así es en las finanzas.

Para dejar las opciones vivas, latentes y con alto nivel de recordación, no tocaré otros temas hoy. En la vida real casi no hay opciones sobre Tes pero algún día seguro se estarán transando bastantes. En divisas se usa más.

Por ejemplo alguien puede comprar la opción de vender treinta mil dólares para dentro de un año a 3.400. Si el dólar está más abajo pues los vende a 3.400 y si está más arriba le dice al que le vendió la opción: “mira, amigo mío, no voy a ejercer la opción, me sale mejor venderlos en el mercado, gracias” y se da la mano con el señor, le pega en la espalda, le habla de fútbol y ya.

Si el cliente es una mujer se espera un mejor trato y más respeto, aunque eso dependerá del señor, de qué tanta mezcla entre testosterona, clase y estrógenos tenga.

Buena suerte para hoy!

Jorge Alonso Ruiz Morales
Trader moneda legal
Corficolombiana

Nuestros columnistas

día a día
lunes
martes
miércoles
jueves
viernes
sábado