Otros Columnistas
coyuntura

Viaje hacia la transformación digital en Colombia

Las empresas que se embarcan en esta travesía deberán capacitar a su fuerza de trabajo para explotar sus habilidades.

Otros Columnistas
Opinión
POR:
Otros Columnistas
abril 06 de 2016
2016-03-28 06:42 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/04/05/5703e5663d293.png

Las tecnologías digitales están generando un alto impacto en los negocios y en los consumidores a nivel global.

Si llevamos este tema al contexto local, encontramos que en el estudio realizado por Accenture en el 2015 sobre la Innovación Digital en Colombia, el nivel de importancia que dieron las empresas a la innovación digital para generar crecimiento y eficiencia fue de 4,2 en una escala del 1 al 5.

En el mismo estudio, las empresas respondieron que el nivel de madurez en innovación digital actual en sus organizaciones es de 2,8 sobre la misma escala.

Esto demuestra una brecha importante entre el potencial que las empresas colombianas ven en las tecnologías digitales y la madurez alcanzada a la fecha para hacer uso de ese potencial.

Las empresas locales no se equivocan al identificar un alto potencial de las tecnologías digitales para impulsar el crecimiento de los negocios. Según el estudio Digital Disruption: The growth multiplier-2016, realizado por Accenture, la economía digital representa ya un 22,5% de la economía mundial.

Teniendo como contexto lo anterior, surge con fuerza el gran interrogante de los líderes de negocios de cómo resolver el reto de transformarse digitalmente.

Observamos distintas formas en las que las empresas asumen el reto digital. La primera forma es realizar una transformación real, creando una ventaja competitiva nueva y sostenible.

La segunda forma es la de ser seguidores digitales, muy orientada a un tema de supervivencia.

La tercera es la de convertirse en “digitalizadores de procesos”, la cual genera un riesgo, porque es pensar que se entró en el contexto digital al incluir tecnologías digitales sin una estrategia de negocio transformadora, que es como la analogía de sentir que se correrá más y se ganará una competencia por el solo hecho de ponerse unos tenis con mayor tecnología.

Lo anterior aplica para todo tipo de negocio y de industria. Para dar un ejemplo, recientemente moderé una sesión en el evento de lanzamiento del Reporte del Energy Architecture Performance Index-2016, realizado por el World Economic Forum y Accenture, donde pude constatar la importancia que está cobrando la aplicación de tecnologías digitales como IoT, mobility, big data y analytics en las empresas energéticas del país.

El potencial es realmente significativo. Por otro lado, esta transformación digital implica nuevos riesgos y desafíos que no son menores, y que deben ser tomados en consideración.

El tema se mueve muy rápido, y por ello cobra mayor relevancia e importancia el conocer y entender las tendencias tecnológicas más importantes que afectarán a las grandes empresas en los próximos tres años.

Recientemente Accenture lanzó su informe anual “Technology Vision 2016”, con cinco nuevas tendencias que son fundamentales para el éxito digital.

El tema central es: “Las personas, primero”, un enfoque que las empresas deberán adoptar para tener éxito en el actual mundo tecnológico y en una economía cada vez más digital.

Muchas compañías están experimentando una brecha de habilidades, como lo confirma una encuesta reciente de Accenture, que indica que el 38% de las empresas en todo el mundo están luchando para encontrar el talento correcto en el tema digital. Es importante entender también el tema generacional, ya que para el 2015, los “millennials” se convirtieron en la principal fuente de capital humano.

Este es un cambio importante, porque las empresas se beneficiarán en gran medida de la perspicacia y el talento en tecnología de esta generación de ‘nativos digitales’.

La otra cara de la moneda es que el 53% de las empresas manifiestan tener grandes dificultades para atraer y retener este talento. Por ello, las organizaciones están reaccionando para encontrar nuevas formas de enfrentar la situación, así como también para focalizar la creación de competencias en las otras generaciones, donde el elemento clave es “velocidad” en el aprendizaje.

La buena noticia en este aspecto es que para aprender lo digital existen varias opciones a las cuales es muy fácil acceder, entre ellas las herramientas de colaboración.

Las empresas que se embarcan en la travesía digital deberán capacitar a su fuerza de trabajo para que aprenda nuevas habilidades de forma continua para hacer más con la tecnología, generando más y mejores resultados de negocio.

Para concluir, dejo algunos datos adicionales para reflexionar sobre la relevancia del tema digital. En el reciente World Economic Forum realizado en Davos 2016, Pierre Nanterme, CEO Global de Accenture, mencionó que “el tema digital es la principal razón por la que la mitad de las compañías Fortune 500 hayan desaparecido desde el año 2000”.

En los próximos 3 años, el 78% de las empresas a nivel mundial esperan ser un negocio digital, de acuerdo con el Accenture Strategy Executive Research – 2015.

Ante esta realidad, el factor de la “fuerza de trabajo” podrá ser una ventana de oportunidades si se incluye primero dentro de la ecuación, porque de no tenerse en cuenta, será el talón de Aquiles hacia la búsqueda de la transformación digital.
En este contexto: ¿Qué está haciendo su empresa para embarcarse en este viaje hacia la transformación digital?

Beatriz Carmona, country managing
directora de Accenture para Colombia-Venezuela.

Nuestros columnistas

día a día
lunes
martes
miércoles
jueves
viernes
sábado