Brújula/ Por debajo de los 3.000

Redacción Portafolio
Opinión
POR:
Redacción Portafolio
octubre 09 de 2015
2015-10-09 01:26 a.m.

Más de un interesado en los temas cambiarios se ha declarado sorprendido por el terreno que ha ganado el peso colombiano frente al dólar en jornadas recientes. Como es sabido, la tasa representativa franqueó hacia abajo el nivel de 2.900, lejos de los máximos alcanzados en agosto.

La explicación de lo sucedido tiene que ver con diferentes circunstancias. De un lado, las cotizaciones del petróleo se han recuperado. En lo que atañe a la variedad Brent, esta se ubica por encima de los 53 dólares el barril, mientras que la WTI se acerca a los 50 dólares, cerca de 10 por ciento del punto alcanzado días atrás.

Teniendo en cuenta que el crudo es el principal producto de exportación del país, el cálculo es que precios más altos de los hidrocarburos se expresarán en mayor disponibilidad de divisas. Además, otras materias primas muestran tendencia al alza, lo cual impactaría favorablemente las ventas al exterior.

Por otra parte, los indicadores más recientes, relativos a cierta debilidad en el mercado laboral de Estados Unidos, han llevado a los expertos a apostar que el Banco de la Reserva Federal no subirá su tasa de interés este año. Ante esa eventualidad, la presión por invertir en dólares es menor, lo cual favorece a las demás monedas. De paso, eso influye sobre las acciones en Colombia, que han podido recuperar algo del terreno perdido desde hace meses.

Todo lo anterior sirve de alivio, pero quienes saben de estas cosas insisten en que la volatilidad sigue siendo la constante. Un nuevo giro en las perspectivas energéticas o de la economía norteamericana es totalmente factible, ante lo cual la posibilidad de dar un paso atrás existe. Por ello, la recomendación es la cautela, pues lo que por agua viene, por agua se puede ir.

ricavi@portafolio.co

@ravilapinto

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado