Brújula / Demanda vigorosa

Cuando la semana pasada se conoció el dato referente al comportamiento de la economía colombiana durante el primer semestre del año, tan solo se supo sobre el comportamiento de los sectores que componen el Producto Interno Bruto desde el punto de vista de la oferta.

Redacción Portafolio
Opinión
POR:
Redacción Portafolio
junio 27 de 2014
2014-06-27 04:03 a.m.

Faltaba, pues, la mirada desde la demanda, la cual fue reportada ayer en un comunicado del Dane.

Según la entidad, el motor principal de una tasa de crecimiento que llegó al 6,4 por ciento anual entre enero y marzo pasados fue el consumo, con un alza del 5,6 por ciento.

Dentro de esta categoría salta a la vista que el gasto gubernamental resultó ser particularmente dinámico al registrar un avance del 7,5 por ciento, mientras que en el caso de los hogares, la mejora fue del 5,1.

A lo anterior hay que agregar que la formación bruta de capital –conocida más coloquialmente como la inversión– experimentó un salto del 16,9 por ciento, que es una tasa muy saludable.

Dicho comportamiento tiene su base en ramos como el de obras civiles, que han alcanzado una notable dinámica.

El parte entregado muestra que la fortaleza de la economía tiene su explicación en lo que pasa a nivel interno, pues la incidencia del sector externo es comparativamente menor.

De tal manera, es positivo que hay cierto aislamiento de los vientos cruzados que soplan en el entorno internacional, lo cual da más tranquilidad sobre lo que puede venir en los meses que siguen.

No obstante, también es evidente que para mantener el ritmo no solo se requiere que la confianza de los consumidores siga alta, sino que los programas estatales se ejecuten bien y a tiempo.

Debido a ello, es de esperar que las restricciones fiscales que se insinúan sean manejables y no incidan en la que sigue siendo una demanda vigorosa.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado